El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, y el de Honduras, Juan Orlando Hernández, sostuvieron ayer una reunión en la que prepararon el terreno para el pronto regreso de Costa Rica a la mesa política del Sistema de Integración Centroamericana (Sica).

En un mensaje a la prensa, y sin responder preguntas, ambos mandatarios hablaron de una declaración impulsada por Honduras en su condición de presidente pro témpore del Sica, la cual facilitaría el retorno de Costa Rica al organismo a partir de la cumbre que se llevará a cabo a fin de mes en la localidad hondureña de Roatán.

“Me siento muy esperanzado de que como resultado del esfuerzo del presidente, de los equipos centroamericanos y de la declaración de la cumbre, Costa Rica pueda reintegrarse al diálogo político en el SICA”, manifestó Solís.

Costa Rica se retiró en diciembre pasado de las instancias políticas del organismo como protesta por la falta de apoyo regional para solucionar, en ese momento, una crisis de miles de migrantes cubanos que quedaron varados en suelo costarricense en su ruta terrestre hacia Estados Unidos.

Posteriormente, el Gobierno de Costa Rica también argumentó que otro factor para su salida era la falta de voluntad del resto de países para tomar en cuenta sus propuestas de reforma y modernización del Sica.

Solís dijo hoy que se debe iniciar “un proceso de renovación, fortalecimiento y reforma institucional del Sica y que se dé prioridad a algunos puntos de su agenda para que pueda colmar las aspiraciones de desarrollo humano de los países”.

“El documento que ha hecho circular la presidencia pro témpore hondureña, con las adiciones que se le están haciendo por parte de los equipos técnicos, podría colmar las aspiraciones de Costa Rica de manera satisfactoria”, afirmó.

“Las posibilidades de que culmine exitosamente este proceso son muy altas”, apuntó el mandatario costarricense.

Costa Rica exige que se apliquen reformas al organismo para lograr mejores resultados y transparencia en la gestión de los recursos económicos, así como una modernización de sus instituciones y estatutos, pues desde su creación en 1991, el Sistema no ha recibido reformas.

También busca que las decisiones y acuerdos que se tomen en el SICA sean vinculantes para todos los países y que en la agenda se incluyan como prioridades temas como el cambio climático y los flujos migratorios.

Por su parte, el presidente hondureño destacó que el principal objetivo de su visita de hoy a San José es preparar el regreso de Costa Rica al Sica

“Reitero nuestro deseo de que Costa Rica pueda normalizar su participación en el Sica porque el beneficio para nuestros pueblos de avanzar en los proceso de integración regional es fundamental”, expresó Hernández.

El gobernante hondureño resaltó la importancia de la cumbre de finales de mes y mostró su confianza en que la declaración que impulsa Honduras “tenga el respaldo de todos los países” y “recoja el espíritu” integracionista de la región.

“Esperamos que la cumbre que está por desarrollarse nos permita consolidar una posición que recoja lo que el presidente Solís y otros presidentes aspiramos, que es un sistema bastante pragmático, ágil, simple y transparente que nos produzca resultados para nuestros pueblos”.

En la reunión de hoy, los presidentes de Honduras y Costa Rica también analizaron la relación bilateral y la situación regional en asuntos como seguridad, combate al narcotráfico y migración.

“Hemos conversado con bastante profundidad sobre la necesidad de actuar regionalmente ante un fenómeno que afecta a Centroamérica, Colombia y México como lo es el narcotráfico, que ha sido un disparador de la inseguridad en la región”, comentó Hernández.

El mandatario instó a afinar la colaboración regional porque esa es “la única garantía que tenemos para enfrentar con éxito este problema trasnacional”.

Durante la reunión, Solís le comunicó a Hernández que no podrá acudir a la cumbre del Sica que se realizará en Honduras, pues estará en la cumbre de la Alianza del Pacífico en Chile.

Costa Rica estará representada en la cumbre del Sica por el vicepresidente, Helio Fallas.

Telemetro


Daniel recibe a Juan O. Hernández

El Presidente Daniel Ortega Saavedra y Rosario Murillo sostuvieron este martes un encuentro con el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, a pocos días de que Nicaragua asuma la presidencia protémpore del Sistema de Integración Centroamericana (SICA).

Actualmente la Presidencia de este organismo regional está en manos de Honduras.

El mandatario nicaragüense subrayó la importancia de fortalecer el SICA y de trabajar en base a mecanismos de diálogos entre todos los países miembros, destaca este martes el sitio oficial El 19 Digital.

Daniel destacó que Nicaragua asumirá la Presidencia Protémpore no en las mejores condiciones, debido a las presiones que Costa Rica ha impuesto al retirarse del organismo debido a que supuestamente los países del área no le apoyaron en sus planteamientos sobre la crisis de los migrantes cubanos.

Lamentó la postura de Costa Rica, y subrayó la necesidad de que todo el proceso de integración y los mecanismos de diálogo y encuentro se realicen sin los condicionamientos que trata de imponer el gobierno costarricense.

Subrayó que la decisión de Costa Rica fue más que nada política, luego de que tratara de enviar una avalancha de migrantes cubanos hacia Nicaragua sin consulta alguna.

En este punto, reiteró que Centroamérica no está obligada “a hacer lo que dice Costa Rica” y subrayó la importancia del respeto de los principios de democracia y de la soberanía.

Recordó que el gobierno tico primero se presentó como “defensor” de los migrantes cubanos, para luego sacar una proclama furibunda contra ellos en la que declaraba que ya no permitirá su ingreso.

“Un problema como ese lo utilizaron de pretexto para afectar el proceso de integración centroamericana”, lamentó Daniel.

SICA debe seguir funcionando sin condiciones

El Comandante Ortega manifestó que aunque el SICA fue afectado, sigue trabajando por inercia, funcionando sobre todo en el campo económico y comercial, aunque “entre los pueblos que nos respetamos, como Honduras y Nicaragua” y otros países centroamericanos “está funcionando también el campo político”.

El Comandante dijo que la batalla de seguir fortaleciendo el proceso de integración debe continuar adelante y expresó además que a la agenda de trabajo del organismo pueden incluirse más temas.

Sin embargo, fue enfático en que esto no debe implicar condicionamientos sino más bien seguir avanzando en el diálogo.

“Nicaragua va a recibir la presidencia del SICA en condiciones que no son las mejores, yo diría, desde que existe el SICA”, reiteró.

“Ningún gobierno se ha retirado del SICA como se retiró Costa Rica ahora con el cuento este de los inmigrantes. Primera vez en la historia del SICA que se retira un gobierno; no el pueblo, porque ahí no ha habido una votación del pueblo de Costa Rica que diga que hay que retirarse del SICA”, refirió.

“Primera vez en la historia del SICA. ¿Y por qué? Porque no se hizo lo que Costa Rica quería cuando estaba lanzando los inmigrantes sobre (…) los pueblos hermanos sin coordinar nada”, explicó Daniel, subrayando que a pesar de eso el gobierno costarricense luego recibió el apoyo de toda Mesoamérica para que los cubanos continuaran su tránsito hacia Estados Unidos.

El Presidente de Nicaragua, explicó que actualmente lo que está argumentando Costa Rica es que el SICA hay que rehacerlo conforme a sus criterios.

Al respecto, enfatizó que el planteamiento de Nicaragua es diferente.

“El SICA tenemos que seguirlo desarrollando, tenemos que seguirlo fortaleciendo y de acuerdo a la decisión soberana de todos los países miembros del SICA”, explicó.

Daniel dijo que si hay nuevos elementos, pues estos se incorporan, “pero que eso no sea una condición que mantenga fuera a nadie del sistema”.

Radio La Primerisima