El juez Bonadio inhibió bienes de Cristina, que denunció “un ridículo hostigamiento”

La expresidente, Cristina de Kirchner, cargó contra el juez federal Claudio Bonadio, luego de que este miércoles se notificara ante el magistrado en el marco de la causa que la investiga por venta de dólar futuro. “Está demostrado el ridículo hostigamiento del partido judicial”, afirmó en declaraciones a la prensa al salir de Comodoro Py.

La exmandataria rechazó en tribunales el embargo que pesaba sobre ella por $ 15 millones, y Bonadio ordenó la inhibición de sus bienes. “Bonadio nos procesó por el dólar a futuro y la devaluación que muchos de los funcionarios actuales celebraron”, apuntó Cristina contra el magistrado tras salir de los tribunales.

La exmandataria afirmó además que fue Bonadio quien pidió que se notificara en la Ciudad de Buenos Aires, cuando podría haberlo hecho en Río Gallegos. “El fiscal -a cargo de la causa, Eduardo- Taiano, no tenía ningún problema en que me notificara allá, pero el juez quería que lo hiciera acá”.

No obstante, Cristina aprovechó su visita a los tribunales para denunciar al juez y a la diputada por el GEN, Margarita Stolbizer, quien realizó una ampliación de la denuncia contra la expresidente en el marco de la causa Hotesur.

Cristina denunció una “connivencia” entre Bonadio y Stolbizer: “Hay un modus operandi entre el juez que ordena el allanamiento y la denunciante, y luego se despliega una denuncia cinematográfica y mediática”. La manifestación judicial se hizo frente al fiscal Eduardo Pollicita, a cargo de la investigación en la causa Hotesur.

“Lo único que hice en el juzgado de Bonadio fue firmar una notificación que, por otra parte, ya se había efectuado con un apoderado del Estado”, relató la ex jefa de Estado y destacó que “hay una animosidad manifiesta” contra su persona.

En diálogo con la prensa, Cristina se refirió a la causa en la que también están procesados el ex ministro de economía Axel Kicillof y el ex titular del Banco Central Alejandro Vanoli, y expresó que se trata de una causa “por la devaluación que hizo el gobierno que nos sobrevino y por los contratos a futuro, muchos de los cuales fueron celebrados por los que hoy son funcionarios cuando fueron CEOs y empresarios y que luego pactaron el precio”.

Cristina manifestó que hay un “modus operandi” que consiste en hacer “una gran denuncia a partir de la que integrantes del Poder Judicial empiezan a hacer acciones mediáticas y cinematográficas con allanamientos con el solo objeto de sacar rédito político, intención dolosa y judicialización de la política”.

Sobre Bonadio recordó que “es el mismo personaje que comandó a la policía metropolitana de la Ciudad de Buenos Aires para que hagan inteligencia”.

“Acá hay un solo objeto que es el de sacar rédito político, con intención dolosa y judicialización de la política para que los argentinos no hablen de lo que les preocupa como el tarifazo”, enfatizó.

La exmandataria arribó a Comodoro Py bajo un fuerte operativo policial y con su custodia personal. Tras notificarse ante Bonadio y declarar ante la prensa, visitó a los trabajadores de Tiempo Argentino, en señal de solidaridad tras los destrozos que sufrieron en la redacción del semanario, cuando el empresario Mariano Martínez Rojas ingresara acompañado de una patota en horas de la madrugada del lunes.

Acompañaron a la ex presidenta, militantes de Nuevo Encuentro, La Cámpora, la Corriente Martín Fierro, entre otras agrupaciones y los diputados nacionales Andrés Larroque, Eduardo “Wado” de Pedro, Héctor Recalde, Juliana Di Tullio, María Teresa García, Diana Conti, Juan Cabandié, Edgardo Depetri y los ex funcionarios Oscar Parrilli, Agustín Rossi, entre otros.

El edificio judicial de Retiro amaneció este miércoles blindado por un amplio operativo de seguridad para evitar manifestaciones e incidentes. En la zona fueron restringidos los accesos con vallas de hasta dos metros y fueron desplegadas fuerzas especiales, que incluyeron francotiradores, a cargo de Néstor Roncaglia, jefe de la Policía Federal Argentina (PFA), y Horacio Giménez, el jefe de la Policía Metropolitana.

Ámbito Financiero


Cristina se solidarizó con los trabajadores de Tiempo Argentino

La ex presidenta Cristina Fernández visitó el edificio que comparten el diario Tiempo Argentina y Radio América para solidarizarse con los trabajadores que sufrieron el ataque de una patota y en ese marco, cuando le recordaron que el empresario Sergio Szpolski, que llevó el diario a la quiebra, fue candidato a intendente de Tigre por e FpV, respondió “yo me hago cargo de lo que me toca”.

“Hubo muchos candidatos del FpV, no me hagan nombrar a todos porque la lista es larga. Yo me hago cargo de lo que me toca”, señaló la ex mandataria.

La llegada de la ex mandataria se concretó a 60 horas del ataque sufrido por los trabajadores por parte de un una patota comandada por el empresario Mariano Martínez Rojas, uno de los responsables del vaciamiento de ambos medios.

La ex jefa de Estado recorrió las instalaciones junto a trabajadores de la cooperativa Por Más Tiempo y de Radio América. En el ingreso fue recibida por el presidente de la cooperativa, Javier Borelli, y el director periodístico del diario, Gustavo Cirelli, quienes la guiaron por los tres pisos del edificio para ver todos los destrozos generados por la patota durante la madrugada del lunes.

Los trabajadores recibieron a la ex mandataria y agradecieron su solidaridad del mismo modo en que lo hicieron con todos los dirigentes, de distintos espacios políticos, que se acercaron al edificio en las últimas horas. En ese sentido, lamentaron que aún no se haya hecho presente ningún funcionario del oficialismo después del violento ataque a la redacción.

En el comienzo del encuentro, Cristina Fernández explicó que decidió visitar el diario luego de ver las imágenes del ataque.

“Nunca había visto desde la recuperación democrática un ataque de este tipo a un medio de comunicación. No recuerdo algo así en democracia”, indicó.

Los trabajadores relataron los padecimientos sufridos desde que cobraron su último salario el 5 de diciembre del año pasado. También que Szpolski fue candidato a intendente del Frente para la Victoria.

“Hubo muchos candidatos del FpV. No me hagan hablar de todos porque la lista es larga. Me hago cargo de lo que me toca, como hice siempre cuando fui presidenta hasta el 9 de diciembre”, expresó la ex presidenta.

“El vaciamiento fraudulento de empresas es una figura penal, hay que denunciar con nombre y apellido y que actúe la Justicia contra aquellos empresarios que fraudulentamente vaciaron la empresa”, agregó.

Sostuvo que “si hubiera justicia no pasarían estas cosas. Debe responder la Justicia”, opinó en una visita que duró una hora.

La ex presidenta llegó acompañada por los diputados nacionales Andrés “Cuervo” Larroque, Eduardo “Wado” De Pedro y Josefina González, por los parlamentarios bonaerenses Miguel Funes y Lauro Grande, y por el ex titular de la AFI Oscar Parrilli.

En el mismo lugar por donde entró la patota hace dos días, la ex presidenta dialogó con los medios que cubrieron la visita. “Vine a expresar mi solidaridad con los trabajadores de medios de comunicación que están atravesando todas estas dificultades. Visité la redacción del diario Tiempo y la radio. La custodia de las fuerzas de seguridad fue para los atacantes”, dijo.

Télam