García llama a la unidad frente a la ‘prepotencia’ y ‘abuso’ de las autoridades chilenas

Frente al maltrato, abuso y discriminación de las autoridades de Chile hacia sus similares de Bolivia en Arica, denunciado el lunes, el vicepresidente Álvaro García Linera llamó este martes a la unidad de los bolivianos para hacer frente a estas actitudes, que según dijo no corresponden a un país democrático, sino a un “país pirata” que usa prácticas del siglo XVI y XVII y recurre al “matonaje y piratería” como regla de la diplomacia. Dijo que el crecimiento económico será la vía para revertir la situación actual entre Bolivia y Chile.

“La prepotencia chilena encuentra un buen caldo de cultivo cuando estamos divididos, un buen caldo de justificación cuando somos débiles económicamente, por eso la tarea de los bolivianos de garantizar los que se ha hecho estos últimos años; unidad, unidad de todos los bolivianos, de sus autoridades, de sus partidos políticos, de sus sindicatos, de sus intelectuales, de sus instituciones, de sus universidades. La unidad es el mejor revés que podemos dar a esta prepotencia, abuso y esta desconsideración de autoridades chilenas”, dijo García durante una conferencia de prensa en la Vicepresidencia.

Perfiló, además, que solo el crecimiento económico boliviano permitirá cambiar la correlación de fuerzas con el vecino país, con el cual Bolivia mantiene dos litigios ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), por la demanda marítima planteada en 2013 y el Silala planteado por Chile en junio de este año.

“Hace 14 años la economía chilena era 14 veces más grande que la boliviana, hoy es solo ocho veces más grande. Hemos crecido a una velocidad superior a la velocidad de ellos, si mantenemos esa velocidad la economía boliviana el 2020 la chilena será cuatro veces más grande que la boliviana y el 2025 será solo dos veces más grande que la boliviana (…) el 2028 la economía boliviana tendrá el mismo nivel y la misma magnitud que la chilena y ahí las cosas serán muy distintas. Poderío económico y unidad son claves para garantizar nuestro posicionamiento internacional y modificar la correlación de fuerzas respecto a Chile”, argumentó.

Una comitiva boliviana encabezada por el canciller David Choquehuanca visitó ayer el puerto de Arica con la intención de verificar supuestas irregularidades en la exportación de mercancía boliviana y maltrato a transportistas. La autoridad, el vicecanciller Juan Carlos Alurralde y los presidentes de las cámaras del Senado y Diputados fueron impedidos de ingresar a la terminal en horas de la mañana por supuestamente no contar con una autorización. Luego de una espera de al menos seis horas recién pudieron ingresar al lugar a las 15.30.

García aseguró que Bolivia continuará recurriendo a los tribunales para denunciar las ‘burlas’ de Chile y para que el mundo entero conozca que exista un país que maltrata a sus vecinos; y que se exigirá que Chile modifique su comportamiento con relación a los bolivianos.

“El día de ayer el mundo ha vivido una página vergonzosa de abuso de prepotencia de un vecino al que Bolivia simplemente le dice quiero ver qué esta pasado, quiero ver si se están cumpliendo los acuerdos y tratados (…) eso no es de un país democrático del siglo 21, eso corresponde a un país pirata que usa prácticas del siglo 19, 18 o 17, lamentablemente las autoridades chilenas han llevado su diplomacia al siglo 16 y 17 a tiempos del matonaje y piratería como regla de la diplomacia”, señaló.

La Razón