Desde el lunes, todos los ciudadanos bolivianos que quieran incluir su identidad cultural en la cédula lo pueden hacer. El Servicio General de Identificación Personal (Segip) habilitó un espacio en el reverso del actual carnet para registrar la autoidentificación con alguno de los 37 pueblos indígenas originarios campesinos reconocidos.

“El tema de la identidad cultural se va a inscribir en la actual cédula de identidad a partir de este lunes. Vamos a entregar los documentos a todos los ciudadanos bolivianos que se autoidentifiquen culturalmente con los pueblos indígenas originarios campesino a los que ellos creen pertenecer”, confirmó a Opinión el director nacional del Segip, Marco Antonio Cuba.

Las personas que no se identifican con ninguna identidad cultural, no harán ningún trámite y permanecerán con sus cédulas tradicionales.

En Cochabamba también comenzó el trámite para obtener una cédula con identificación cultural, informó el comunicador social del Segip en Cochabamba, Sergio Alcocer.

Sin embargo, los primeros beneficiarios serán los originarios yamparas del departamento de Chuquisaca y los suras de Oruro que lograron, mediante un recurso de amparo constitucional, que se les reconozca su identidad indígena. Recibirán las cédulas en un acto en La Paz, hoy.

Cuba explicó que el nuevo dato denominado Identidad Cultural estará colocado entre “Nacido el:” y “En:” en el reverso de la cédula de identidad.

Este nuevo dato, no es obligatorio, es “completamente voluntario” y los interesados pueden pasar por las oficinas regionales del Segip en todo el país para tramitar y complementar esta información en la cédula, agregó. “Esto es solamente si así lo desean los ciudadanos, no es obligatorio, es una demanda cultural presentada por los pueblos yamparas y suras. (…) Simplemente estamos obedeciendo lo que manda la CPE al colocar un campo adicional en la actual cédula de identidad donde va a decir identidad cultural si el boliviano lo desea. No es un tema obligatorio, solamente para las personas que así lo deseen”, enfatizó Cuba.

La inclusión de la autoidentificación se da en cumplimiento del artículo 30, parágrafo II, inciso 3 de la Constitución Política del Estado (CPE) que dice: En el marco de la unidad del Estado y de acuerdo con esta Constitución, las naciones y pueblos indígena originario campesino gozan el derecho a que la identidad de cada uno de sus miembros, si así lo desea, se inscriba junto a la ciudadanía boliviana en su cédula de identidad, pasaporte u otros documentos de identificación con validez legal.

Datos

¿Quiénes deben tramitar?

Las personas interesadas en incluir sus datos de identidad cultural en su cédula. El trámite es voluntario y no es de carácter obligatorio.

¿Dónde tramitar?

El trámite se puede realizar en cualquiera de las seis oficinas del Segip en el departamento.

En Cercado, Quillacollo, Sacaba, Punata, Chimoré y Aiquile, además de las oficinas móviles en Cliza y Villa Tunari.

La oficina en Cercado está ubicada en la avenida Circunvalación, zona este de la ciudad.

Teléfono: 4141461

¿Cuánto cuesta el trámite?

El trámite de la reposición de la cédula de identidad cultural tiene un costo de 17 bolivianos, es decir que no tiene costo adicional al estipulado.

Único en la región

Ningún otro país de la región incluye en cédulas la autoidentificación cultural.

Características

Consiste en añadir un nuevo dato entre “Nacido el:” y “En:” en el reverso de la cédula de identidad y que se llamará: Identidad Cultural.

37 naciones originarias

El dato que se complementará en la cedúla de identidad con identidad cultural está relacionado con las 37 naciones originarias. Sin embargo, el interesado puede añadir otro rasgo cultural de acuerdo a su requerimiento.

El chip, es un microalmacén de varios datos personales

Otro proyecto, paralelo al de identidad cultural, es la nueva cédula con chip que tiene elementos de seguridad en la parte física, además contará con un circuito integrado de última tecnología lo que dará al nuevo documento la característica de tarjeta inteligente que tendrá la capacidad de almacenar todo tipo de datos.

Las aplicaciones de la tarjeta contendrán un programa, informó el Segip en su página web, para validación y verificación de la identidad, es decir nombres, apellidos, fecha de nacimiento, lugar de nacimiento, identidad cultural, etc.

El chip también podrá contener otras aplicaciones de distintos sectores como salud (tipo de sangre, si el individuo es donante, enfermedades), educación (estudios, profesión, oficio), servicios del área financiera, migración (salidas e ingresos), seguridad social y otros, constituyéndose en un documento único e integral, explicó la entidad. El chip de esta tarjeta inteligente convertirá al carnet, de acuerdo con datos del Segip, en un pequeño computador que tendrá memoria para depositar la información señalada con elementos de seguridad en distintos niveles.

La información impresa en la tarjeta o cédula, que será de policarbonato permitirá identificar a la persona, sin embargo, los demás datos referentes a la identidad y otra información del ciudadano, estarán depositados en forma totalmente segura y encriptada en el chip.

La nueva cédula se constituirá en un documento único y suficiente para demostrar la identidad del ciudadano, además que permitirá ampliar su función como documento para el acceso a múltiples servicios dentro el concepto de interoperabilidad, evitando de esta forma, portar varios documentos y podrá realizar transacciones y gestiones seguras.

Opinion