Los docentes rechazaron de plano la propuesta de un ajuste salarial escalonado por los próximos tres años, que le presentó el Gobierno.

Los docentes mantienen su decisión de que se cumpla con el Decreto Ejecutivo No. 155 del 27 de marzo de 2014, en el que se estableció un incremento de $900 en tres etapas relacionadas con un plan de mejoramiento de los centros educativos.

Los educadores piden que se cumpla con el primero incremento de $300, que responde al cumplimiento de la primera etapa del proceso de mejoramiento.

La propuesta del Gobierno es que el ajuste escalonado se empezará aplicar, a partir de julio de 2017 hasta julio del 2019. Diógenes Sánchez, presidente de la Asociación de Profesores de Panamá, dijo que la propuesta no satisface a los docentes, por lo tanto el llamado a huelga para el próximo lunes se mantiene.

El Gobierno también propuso la derogación del Decreto Ejecutivo No. 155 y a cambio implementar, a partir del 2017, el mejoramiento del Sistema de Evaluación de Centros Educativos para lo cual se establecerá el procedimiento jurídico.

Ambas partes acordaron reanudar las conversaciones hoy a las 3:00 de la tarde.

La Estrella