Después del anuncio de la llegada del primer grupo de integrantes que estarán al tanto del cese el fuego y hostilidades y el desarme en Colombia, este jueves se conoció que el General de Brigada Javier Antonio Pérez, será el jefe de observadores de la misión de la ONU.

El General de Brigada Pérez es argentino, tiene 35 años de experiencia militar internacional y nacional. Antes de su nombramiento como Jefe de Observadores en la Misión de las Naciones Unidas en Colombia, fue Comandante de la Brigada de Monte XII en Argentina.

Así mismo, Pérez fue Director del Centro de Atención a las Emergencias Humanitarias en el Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas de Argentina y fue Jefe del Estado Mayor de la Fuerza de Despliegue Rápido del 2011 al 2014.

Durante su carrera, el General de la Brigada ha tenido una gran variedad de funciones regimentales, y también sirvió como observador militar en la Misión de Observación de las Naciones Unidas para Irak y Kuwait (UNIKOM) en 1993.

Adicional a esto, Pérez es licenciado en Estrategia y Organización, y especialista en Conducción y Gestión Estratégica.

Pérez estará encargado de coordinar la verificación y el monitoreo de la seguridad externa de veredas y campamentos en que los guerrilleros harán su tránsito de seis meses hacia la vida civil y legal, así como del respeto a las reglas establecidas de dicha comunidad.

Más observadores

El secretario general adjunto de la ONU para las Operaciones de Mantenimiento de la Paz, Hervé Ladsous, visitó México y destacó la participación que tendrá este país centroamericano en la misión política del organismo en Colombia, que supervisará el alto al fuego y la dejación de armas.

El alto funcionario informó que esta semana serán desplegados los primeros observadores mexicanos en territorio colombiano, mientras que se refirió a las contribuciones hechas en el pasado por México, que envió tropas bien entrenadas y equipadas a operaciones en Centroamérica.

“Recuerdo los casos de El Salvador y Guatemala en la década de los años 90, la historia de México en esta área es de orgullo y espero que se traduzca en más cascos azules mexicanos, más de los relativamente pocos desplegados en el Sahara Occidental y Haití”, dijo.

El País