“La pregunta en el plebiscito no da lugar a ninguna confusión”: Santos

Acompañado por su gabinete, el presidente Juan Manuel Santos firmó este martes en la mañana el decreto que convoca al plebiscito por la paz para el próximo 2 de octubre. Confirmó que en el tarjetón se realizará la siguiente pregunta:

“¿Apoya usted el acuerdo final para terminar el conflicto y construir una paz estable y duradera?”.

“Es una pregunta que no da lugar a ninguna confusión. La Corte nos dijo que tuviera esas características (…) La pregunta que se le hace al pueblo es si aprueba o no el acuerdo final, no es una pregunta retórica sobre si los colombianos quieren o no la paz sino sobre si apoyan o no el acuerdo final”, explicó Santos.

El jefe de Estado agregó que dicha pregunta retoma el título de los acuerdos de paz por lo que “no hay lugar a una confusión”.

El alto tribunal estipuló en su sentencia que “para garantizar la libertad del elector, la pregunta no puede ser tendenciosa o equívoca, pues se debe evitar que la voluntad del ciudadano pueda ser manipulada o dirigida. Tampoco puede estar formulada de manera tal que induzca a la persona a una respuesta en un sentido específico”.

La firma del decreto se da horas después de que el Congreso diera su aval al mandatario para que este convocara al plebiscito, mecanismo de refrendación de los acuerdos de paz, y un día después de que se callaran los fusiles y se decretara el cese el fuego bilateral definitivo. Para ganar el Sí se necesitan cuatro millones y medio de votos, lo que equivale a un 13% del umbral.

El Espectador


Centro Democrático califica de “tramposa” la pregunta del plebiscito

El proceso de paz con las Farc es el muro más sólido que separa al uribismo con el presidente Juan Manuel Santos. Nunca lo ha ocultado la colectividad. Un nuevo capítulo de ese antagonismo lo protagonizó el Centro Democrático este martes. En horas de la mañana presentó una demanda contra el Acto Legislativo para la Paz,respaldada por 1.315.968 de firmas. Posteriormente, la colectividad manifestó su rechazo a la pregunta que dio a conocer el Gobierno, y que estará en los tarjetones de votación del próximo 2 de octubre, día del plebiscito para refrendar los acuerdos de paz alcanzados en La Habana entre Gobierno y Farc.

El uribismo calificó de “tramposa” la pregunta que presentó el presidente Juan Manuel Santos acompañado por su gabinete. “¿Apoya usted el acuerdo final para terminar el conflicto y construir una paz estable y duradera?” es, según el Centro Democrático, una pregunta que viola las delimitaciones fijadas por la Corte Constitucional, que al momento de aprobar el plebiscito ordenó que no podía ser una interrogación tendenciosa.

El partido alegó que la pregunta que aparecerá en los tarjetones tiene como objetivo influenciar a los ciudadanos para que el voto sea por el “Sí”. Respecto al voto que la colectividad promueve, por el “No”, aseguran que con esta pregunta se estigmatizará a quienes decidan no apoyar el Acuerdo Final alcanzado.

“Recordamos, tal como lo manifestó la honorable Corte, que el objetivo del plebiscito no es someter a refrendación popular el contenido y el alcance del derecho a la paz, sino auscultar la voluntad de los colombianos sobre el contenido de la totalidad de los acuerdos del Gobierno y las Farc, objetivo que se incumple al evocar las palabras “paz estable y duradera”, que generan un salto emocional en nuestros compatriotas”, aseguró la colectividad a través de un comunicado.

Santos, casi que anticipándose al anuncio del uribismo, horas antes anunció que la pregunta del plebiscito no da lugar a ninguna confusión y fue hecha bajo el mandato de la Corte Constitucional. El presidente explicó que la pregunta que se hará a los colombianos solo se limita a que respondan si aprueban o no los acuerdos, y no si quieren o no la paz.

El Espectador