El encuentro, previsto para la próxima semana, contará con la presencia de los representantes de reconocidas entidades de 19 países del Caribe, Centro y Suramérica, quienes presentarán tres recomendaciones cada uno para la correcta implementación de sus Contribuciones Previstas Determinadas a Nivel Nacional (INDC).

Entre los objetivos de la cita regional también sobresalen la identificación de al menos tres temas que permitan alcanzar los INDC y propuestas para abordarlas; y la implementación de una plataforma virtual para fomentar la colaboración entre la sociedad civil latinoamericana.

‘Con esta dinámica, esperamos compartir mejores prácticas entre países e impulsar el compromiso hacia nuestra meta’, señaló el encargado de Negocios de la Unión Europea (UE) en Panamá, Giovanni Di Girolamo.

Justamente el Seminario es organizado por este organismo comunitario, como parte de los esfuerzos conjuntos de sus Estados Miembros para promover la ratificación e implementación del Acuerdo de París, el primero a nivel global contra el calentamiento del clima.

Adoptado el pasado 12 de diciembre en la capital francesa, este convenio es un compromiso universal y legalmente vinculante, que involucra a los 195 países signatarios de la Convención Marco de la ONU sobre el Cambio Climático y la UE, del cual Panamá forma parte.

El 25 de agosto último, la Asamblea Nacional aprobó el proyecto de ley 361, con el cual la nación istmeña ratifica su adhesión a esta alianza, cuya firma por el presidente Juan Carlos Varela tendrá lugar el lunes.

Sin embargo, para que el Acuerdo de París entre en vigor resulta necesario que al menos 55 naciones, que sumen en total el 55 por ciento de las emisiones globales, completen el proceso de ratificación.

Aunque Panamá no tiene grandes emisiones de gases, se comprometió a conservar y proteger los bosques tropicales, expresó la ministra de Ambiente, Mirei Endara.

Con la adhesión esta semana, de Estados Unidos y China, dos de las naciones más contaminadoras del mundo, ya son 26 las que ratificaron el pacto, el cual deberá entrar en vigor en 2020 en sustitución del Protocolo de Kioto, que establece un plan de acción internacional para limitar el calentamiento global por debajo de los dos grados celcius.

Entre las graves consecuencias provocadas por el cambio climático se encuentran el aumento del nivel del mar y de especies en peligro de extinción, olas de calor, tormentas severas, sequías prolongadas, desaparición de glaciares y destrucción de ecosistemas.

Panamá On