Desde este viernes, Costa Rica es el primer país del mundo en firmar el Pacto Nacional por los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) luego de que los Presidentes de los tres de los Poderes del Estado, organizaciones de la sociedad civil y religiosas, el sector privado y de la ciudadanía pusieran su rúbrica en el documento.

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS-2025) aprobados por la asamblea general de la ONU, representan el mayor esfuerzo y compromiso de la Humanidad para luchar contra la pobreza y la desigualdad, promover la educación, la salud, la protección ambiental y la justicia.

En un acto con representantes del Sistema de las Naciones Unidas (FAO/ONU) la presidenta en ejercicio, Ana Helena Chacón; el presidente de la Asamblea Legislativa, Antonio Alvarez; y la presidenta del Poder Judicial, Zarela Villanueva rubricaron el documento este viernes, en el Centro Nacional de la Cultura.

El Vicecanciller de la República, Alejandro Solano, expresó que con la presentación “del Plan Nacional, nos enfrentaremos a nuevos retos, como lo será la implementación y el seguimiento práctico de las acciones incluidas en el mismo. Hoy los invito a que la fase de implementación sea de tanto provecho como ha sido la fase de construcción”.

La propuesta de este Plan Nacional contribuirá a mejorar la calidad de vida de la población, promoverá la erradicación de la pobreza en el territorio costarricense, garantizando la seguridad alimentaria y nutricional, con enfoque de género, y respetando la diversidad de hábitos alimentarios.

Para Ivannia Quesada, Viceministra del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), el país se propone crear “en forma conjunta y articulada, los mecanismos permitan que Costa Rica se enrumbe al cumplimiento de su objetivo de lograr la seguridad alimentaria y nutricional, así como la erradicación del hambre al año 2025.

También, se espera que la propuesta incida en eliminar la malnutrición que afecta cada vez más a personas en nuestro país y que se pone de manifiesto en la aparición de enfermedades crónicas, asociadas a problemas de sobrepeso y obesidad, entre otras.

El Plan SAN-CELAC se fundamenta en 4 pilares que abordan las estrategias coordinadas de seguridad alimentaria, a través de la formulación de directrices de políticas públicas nacionales y regionales, el acceso oportuno y sostenible a alimentos inocuos, adecuados, suficientes y nutritivos. Además del bienestar nutricional, producción alimentaria estable y atención oportuna ante desastres de origen socio-naturales.

“Cualquier estrategia de desarrollo que conduce a mejorar la calidad de vida de las personas, debe tomar en consideración la existencia de una institucionalidad que asegure y garantice la participación armoniosa de lo público y lo privado en la producción, distribución y el consumo de alimentos”, comentó Javier Cambronero, diputado y Secretario del Frente Parlamentario contra el Hambre.

La elaboración del Plan Nacional de Seguridad Alimentaria, Nutrición y Erradicación del Hambre se inició en febrero del 2016, a través de la Secretaría Ejecutiva de Planificación Sectorial Agropecuaria (SEPSA), con la cooperación técnica de la FAO, y participación de la Cancillería y el MAG, en el marco de los acuerdos de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

En la construcción del plan fue clave la incorporación de los 57 actores nacionales de distintos sectores e instituciones que ejecutan acciones relacionadas con la seguridad alimentaria en Costa Rica.

El representante de la FAO en Costa Rica, Octavio Ramírez, expresó su satisfacción el Plan Nacional de Seguridad Alimentaria y Erradicación del Hambre de la CELAC, y ratificó al gobierno costarricense el compromiso y apoyo para la implementación del Plan por parte de la FAO. Ramírez afirmó que con la firma del Pacto se coloca la seguridad alimentaria y nutricional en la agenda política de Costa Rica.

“Para la FAO representa un logro muy importante contar con este plan y su matriz operativa, el cual no es un documento de solo buenos propósitos, sino que establece arreglos institucionales para su ejecución, es la hoja de ruta, el camino hacia un futuro sin hambre, malnutrición ni pobreza en el país”, afirmó Ramírez.

La FAO ha definido que existe seguridad alimentaria cuando todas las personas tienen en todo momento acceso físico y económico a suficientes alimentos inocuos y nutritivos para satisfacer sus necesidades alimenticias y sus preferencias en cuanto a los alimentos a fin de llevar una vida activa y sana.

A la firma del Pacto Nacional asistieron los Presidentes de los tres Poderes de la República, en un acto que se realizó en el Centro Nacional de la Cultura (CENAC) en San José.

Informa Tico