Contexto Nodal
Los días 26, 27 y 28 de octubre la oposición venezolana debe juntar cuatro millones de firmas (20% del padrón electoral) para activar el referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro que, según el último informe de la CNE, se realizará durante el primer trimestre de 2017. En el caso de que el CNE valide las firmas, para revocar al mandatario será necesario consignar un número igual o mayor de votos del que obtuvo Maduro en las elecciones de 2013, lo que equivaldría a por lo menos 7.505.339 sufragios.

Seis países de A. Latina en desacuerdo con Poder Electoral de Venezuela

Argentina, Brasil, México, Chile, Paraguay y Perú firmaron una declaración conjunta expresando su “preocupación” porque el Consejo Nacional Electoral de Venezuela haya tomado decisiones que tienen el “efecto de postergar” el referendo.

Rubrican el texto, divulgado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Argentina, la canciller de ese país, Susana Malcorra; y sus pares de Brasil, José Serra; Paraguay Eladio Loizaga; México, Claudia Ruiz Massieu; Perú, Ricardo Luna; y Chile, Heraldo Muñoz.

“Los cancilleres abajo firmantes expresan su preocupación por la decisión del Consejo Nacional Electoral de la República Bolivariana de Venezuela, fechada el 21 de septiembre, que entre otros aspectos, implica un método determinado para la recolección del 20 por ciento del padrón”, señala el texto.

“Y que tiene el efecto de postergar la realización del referendo revocatorio hasta el 2017, afectando así el sentido de la consulta”, concreta.

Los ministros reiteran su “apoyo y su disposición” de contribuir para la realización de “ un diálogo entre el Gobierno y los distintos actores políticos y sociales venezolanos ”, que permita, a través del “entendimiento mutuo”, promover la “estabilidad política, la recuperación económica y el pleno respeto a los derechos humanos”.

El pasado 21 de septiembre, el Poder Electoral venezolano dio a conocer las fechas y las condiciones en las que se llevará a cabo la recolección de ese 20% de apoyos del censo electoral para realizar el revocatorio presidencial y señaló que el referendo “ pudiera efectuarse a mediados del primer trimestre de 2017 ” .

Entre las condiciones anunciadas, el CNE señaló que la recogida de apoyos deberá darse en cada estado del país caribeño, lo que obliga a los opositores a lograr ese porcentaje de respaldo en cada una de las 24 entidades de venezolanas, algo que contraría lo que la oposición demandaba sobre la cantidad de máquinas y las condiciones de la recolección de apoyos.

Además, el CNE dispone de un mes a partir de las fechas anunciadas de recolección -finales de octubre- para verificar si la recogida del 20% de apoyos se realizó correctamente y el referendo debe ser convocado en los 90 días siguientes a esta verificación por lo que, si se extienden los tiempos al máximo, la consulta pudiera efectuarse a mediados del primer trimestre de 2017.

La fecha límite para ponerle fin al mandato de Maduro con un revocatorio y que eso signifique la celebración de nuevas elecciones presidenciales es el 10 de enero de 2017.

De celebrarse después de esa fecha y salir adelante, el revocatorio supondría el cese de Maduro pero su sustitución por su vicepresidente hasta la celebración de nuevas elecciones presidenciales en 2019, cuando finaliza el mandato de seis años para el que fue elegido el actual presidente.

La oposición venezolana ha sostenido que la normativa puede cumplirse y aún así realizarse el referendo este año.

ABC Color


Comunicado sobre Venezuela

Los Cancilleres abajo firmantes expresan su preocupación por la decisión del Consejo Nacional Electoral de la República Bolivariana de Venezuela, fechada el 21 de septiembre, que entre otros aspectos, implica un método determinado para la recolección del 20 por ciento del padrón y que tiene el efecto de postergar la realización del referendo revocatorio hasta el 2017, afectando así el sentido de la consulta.

Asimismo, reiteran su apoyo y su disposición de contribuir para la realización de un diálogo entre el Gobierno y los distintos actores políticos y sociales venezolanos, que permita, a través del entendimiento mutuo, promover la estabilidad política, la recuperación económica y el pleno respeto a los derechos humanos”.

Canciller de Argentina Susana Malcorra

Canciller de Brasil José Serra

Canciller de Chile Heraldo Muñoz

Canciller de Paraguay Eladio Loizaga

Canciller de México Claudia Ruiz Massieu

Canciller de Perú Ricardo Luna

Secretaría de Relaciones Exteriores de México


Venezuela: Marco Rubio pide a Obama sancionar a presidenta del CNE

Marco Rubio, presidente del subcomité para el Hemisferio Occidental del Senado estadounidense, instó este miércoles a Barack Obama a vetar la concesión de visados y congelar activos en Estados Unidos de la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, Tibisay Lucena, por su presunto abuso de los derechos humanos.

“La ley obliga a imponer sanciones contra los individuos que han cometido actos significativos de violencia o abusos de los derechos humanos”, señaló Rubio en una carta enviada este miércoles a Obama, dijo DPA.

La ley a la que alude es la Ley para la Defensa de Derechos Humanos y Sociedad Civil de Venezuela, aprobada por el Congreso de Estados Unidos en 2014 y la cual impone sanciones a funcionarios venezolanos presuntamente culpables de violación de derechos humanos en el país latinoamericano. Rubio fue uno de sus impulsores junto con el senador demócrata Bob Menéndez. Ambos son de origen cubano.

En abril de este año, el Senado estadounidense extendió por otros tres años la vigencia de esa ley.

El CNE descartó la semana pasada la celebración este año del referéndum revocatorio que persigue la oposición contra el presidente, Nicolás Maduro. De celebrarse, según esa decisión, será ya en el primer trimestre de 2017, lo que cierra la puerta a nuevas elecciones si Maduro lo perdiera. El Gobierno, en ese caso, quedaría en manos de su vicepresidente.

Además de Tibisay Lucena, el senador Rubio apunta a la rectora del CNE Sandra Oblitas y al ex ministro del Interior y Justicia Miguel Rodríguez Torres.

“Es imperativo que los individuos más corruptos que han violado los derechos humanos, como Tibisay Lucena Ramírez, presidenta del Comité Nacional Electoral, la vicepresidenta Sandra Oblitas Ruzza y el ex ministro del Interior y Justicia Miguel Rodríguez Torres sean sancionados bajo esta ley”, añadió Rubio en su carta a Obama.

“La decisión tomada la semana pasada por el Comité Nacional Electoral de rechazar el deseo del pueblo venezolano a un revocatorio de Maduro ha mostrado una vez más las tácticas antidemocráticas del régimen”, aseguró. Volvió además a llamar a la liberación de los opositores encarcelados, incluido Leopoldo López, que considera “prisioneros políticos”.

El Universal