Macri y Tabaré coincidieron en la “preocupación” por la situación de Venezuela

El presidente Mauricio Macri recibió en Olivos a su par de Uruguay, Tabaré Vázquez, con quien relanzó la relación bilateral, y dialogaron sobre el Mercosur, la situación en Venezuela, las pasteras en los márgenes del río limítrofe, y acuerdos comerciales, entre otros temas.

“Estamos muy preocupados por lo que pasa en Venezuela (…) En estos términos no puede ser parte del Mercosur (…) Tiene que tener la condena de todo el mundo. En Venezuela no se están respetando los derechos humanos”, afirmó Macri en una conferencia conjunta tras el encuentro.

Tabaré Vázquez, por su parte, coincidió en la preocupación por la crisis política que atraviesa al país gobernado por Nicolás Maduro y afirmó que el Mercosur debe reunirse para analizar la posibilidad de aplicar la “cláusula democrática” a Venezuela. “Siempre hemos defendido el derecho de los pueblos a manifestarse. Creemos que una de las formas de la democracia es la participación directa de los pueblos. Creemos que tiene tanto valor la democracia directa como la indirecta”, expresó.

Los mandatarios ratificaron la vocación de avanzar con el monitoreo conjunto de la situación ambiental en el río Uruguay a cuyos márgenes están instaladas pasteras como la ex Botnia.

Macri advirtió que el desarrollo de nuevos proyectos de producción de celulosa dependerá “de los resultados” de los monitoreos de impacto ambiental de la pastera UPM, que se conocerán en las próximas horas.

“Estamos a horas de que se publiquen estos primeros resultados y los esperamos con ansiedad. Cualquier desarrollo futuro está supeditado a los resultados de esa investigación”, subrayó el jefe de Estado.

Macri indicó que ambos coinciden en que proyectos en la zona van a generar “trabajos de calidad, pero eso no puede ir a costa del medio ambiente”.

“Acá hay un acuerdo absoluto y, sin hacer falsas demagogias ni falsas denuncias, vamos a cuidar lo que está sucediendo en el Río Uruguay”, resaltó el Presidente.

A su vez, Vázquez señaló: “Estamos apurando los trámites para instalar un laboratorio binacional en toda la extensión del Río Uruguay, a efectos que podemos trabajar en los niveles de contaminación que existan”.

También, ambos jefes de Estado confirmaron que se realizará un estudio de “factibilidad” para la construcción de un nuevo puente que una a la Argentina y Uruguay, con el acompañamiento de organizaciones internacionales de crédito. Además, que insistirán con el proyecto de organizar conjuntamente el Mundial de fútbol de 2030.

Respecto a la situación comercial, Macri respaldó la decisión de Uruguay de avanzar en un acuerdo con bilateral con China, algo que no permite el Mercosur, pero que ya el Presidente dio muestras de pretender que se flexibilice y de que además todo el bloque regional trabaje en esa cuestión.

“Lo mejor que podríamos hacer es avanzar en un acuerdo dentro del Mercosur
Sería bueno que veamos la forma de avanzar en conjunto, pero mientras tanto Uruguay va a ir avanzando”, dijo por su parte Tabaré Vázquez.

Este fue el segundo encuentro en lo que va del año, y se realizó en un marco distendido, en el cual el mandatario uruguayo fue agasajado con un asado, lejos del protocolo diplomático. La reunión contó con la presencia de los embajadores de ambos países, Guillermo Montenegro (argentino en Montevideo) y Héctor Lescano.

Tras casi trece años de cortocircuitos por las pasteras, que incluso llegaron a la Corte Internacional de Justicia de La Haya, los jefes de Estado buscan continuar con el acercamiento y la sintonía que mostraron en aquella primera reunión que se llevó a cabo en la Estancia de Anchorena, en Colonia, el 7 de enero pasado.

En ese sentido, así como se esperan anuncios sobre el monitoreo del impacto ambiental de la pastera finlandesa UPM (ex-Botnia) en el Río Uruguay ordenados por La Haya, el líder del PRO y el referente del Frente Amplio analizarán la intención de la firma nórdica de instalar una nueva planta de producción sobre el Río Negro, cuyas aguas desembocan en el límite natural entre ambos países.

“Hablé personalmente con Macri de este tema, para informarle de la eventual instalación de esta planta productora de pasta de celulosa. La recepción que dio (Macri) fue excelente, fue muy buena, hemos acordado que no van a existir inconvenientes por parte de Argentina por la instalación de este nuevo emprendimiento”, afirmó el uruguayo en agosto luego de reunirse con autoridades de UPM.

El mismo mensaje transmitió el propio Macri al primer ministro de Finlandia, Juha SipilTM, a quien recibió días atrás en Buenos Aires y le manifestó que no se opondría a ningún emprendimiento, siempre y cuando se mantengan los estándares de calidad ambiental.

Según aseguran en el entorno presidencial, la postura del Gobierno de Macri será “no impedir el desarrollo de la industria forestal”, pero sí velar por el cumplimiento de los estándares de cuidado ambiental.

La cumbre entre ambos mandatarios se produce en un momento clave para la industria forestal entrerriana, que espera el avance en la Legislatura -se trata el miércoles en el Senado- de un proyecto del gobernador Gustavo Bordet (FpV)para derogar las trabas a la exportación de rollizos de madera. Esa limitación fue impuesta en 2006 en pleno conflicto por las pasteras y con el puente internacional bloqueado por ambientalistas.

“Se estará facilitando la contaminación de la pastera UPM”, braman los ecologistas, que la semana pasada protagonizaron una volanteada sobre el mismo puente para concientizar sobre el riesgo que supone el fin de esa traba.

Ámbito Financiero


Una nueva pastera en la mira

Los dos habían tenido ya un primer encuentro amigable en Colonia. Ambos comparten el haber dirigido un club de fútbol: Boca Juniors y el Club Atlético Progreso. Compartieron un asado en la Quinta de Olivos y ni el espinoso tema de las pasteras logró agriarles la jornada. Mauricio Macri y Tabaré Vázquez –de ellos se trata– confirmaron que se encaminan a buscar tratados de libre comercio desde el Mercosur y proyectaron un puente entre Colonia y Buenos Aires. Sobre la posibilidad de una nueva pastera en el río Uruguay, Macri indicó que buscará un monitoreo conjunto de los dos países.

Macri y Vázquez se habían visto por primera vez en Colonia, cuando el presidente argentino anunció que levantaría cualquier impuesto comercial que hubiera con Uruguay. Ayer el presidente uruguayo tuvo su primer encuentro en la Argentina. El líder del PRO lo recibió con un asado en la Quinta de Olivos.

Volvieron a mostrase cómodos el uno con el otro. Reiteraron que pelearán juntos la sede del Campeonato Mundial de Fútbol en 2030.

En la conferencia de prensa posterior, les preguntaron por la posición frente a una nueva pastera de UPM (ex Botnia) en la vera del río Uruguay. Macri intentó diferenciarse lo más posible de Néstor Kirchner, en cuyo gobierno la protesta de los vecinos de Gualeguaychú llevó a un conflicto internacional que llegó hasta la Corte de La Haya. “Queremos consolidar un laboratorio en común para que se haga el monitoreo en forma continua, de común acuerdo, compartiendo la responsabilidad de velar por el medio ambiente en el río Uruguay”, sostuvo Macri. “Tenemos que ver el nivel de afectación en el río para entender de qué manera podemos sostener un desarrollo debido a la variedad y calidad de materias primas que hay en ambas márgenes. Sabemos que vamos a crear trabajo de calidad pero eso nunca puede ir a costas del medio ambiente. –advirtió el presidente argentino– Ambos hemos asumido ese compromiso en la ultima cumbre del cambio climático en París y hay un acuerdo absoluto y total que, sin hacer falsas demagogias, vamos a cuidar con seriedad lo que está sucediendo en el río Uruguay”. Por su parte, Vázquez indicó: “Estamos apurando los trámites para instalar un laboratorio binacional de control en toda la extensión del río Uruguay para trabajar en los niveles de contaminación que existan en ambos lados del río para mejorar la calidad del agua, aire y medio ambiente”.

Los presidentes abordaron la posibilidad, anunciada por la gobernadora María Eugenia Vidal, de construir un puente entre la provincia de Buenos Aires y Uruguay. “Se ha planteado el estudio de una alternativa al histórico puente Buenos Aires-Colonia y hay una nueva alternativa que aparenta ser accesible, viable económicamente”, consideró Macri. “Quedamos en que con el apoyo de organismos multilaterales de crédito podemos recibir un financiamiento para empezar los estudios que nos confirmen si hay viabilidad económica para hacer el puente”, indicó.

Los mandatarios también acordaron hacer reuniones periódicas de los gabinetes argentino y uruguayo. “Estamos logrando retomar la histórica relación entre ambos países que ha sido siempre de afecto y de convivencia”, aseguró el presidente argentino. “Con Mauricio hemos encontrado una altísima sintonía y estoy seguro de que podemos seguir avanzando y desarrollando este excelente relacionamiento por el bien de los dos países”, indicó Vázquez.

Otro de los aspectos que se tocó en el encuentro fue la posibilidad de explorar un Tratado de Libre Comercio con China. “Entendemos la visión de Uruguay, su necesidad de abrir mercados para su producción, ya que produce casi 10 veces mas alimentos que los que necesita consumir. Nos hemos comprometido a tener una actitud abierta. Lo ideal sería plantear esto en el seno del Mercosur, como lo estamos haciendo con la Unión Europea”, consideró Macri. Por su parte, Vazquez agradeció la “actitud profundamente generosa” y dijo coincidir “plenamente que avancemos en un tratado de libre comercio como Mercosur”. No obstante, recordó que “hace seis años China presentó un pedido y aún no se le ha respondido, ni siquiera diciéndole que no”. “Sería muy bueno que en la próxima reunión del Mercosur se plantee este tema, lo analicemos en profundidad, veamos la posibilidad de avanzar en conjunto, pero mientras tanto Uruguay va a explorar la posibilidad de llegar a un tratado de libre comercio con China”, remarcó.

Los dos presidentes se mostraron, además, preocupados por el narcotráfico e indicaron que tendrán acciones conjuntas en las fronteras junto a Brasil. “Coincidimos en el diagnóstico, por algo somos países hermanos, compartimos las mismas realidades en términos de lo que nos está afectando en la convivencia de todos los días”, sostuvo Macri. La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, indicó que habrá una reunión conjunta de Argentina, Brasil y Uruguay el 16 de noviembre en Brasilia donde se tratará el tema. En la embajada de Brasil, indicaron que asistirán además delegaciones de Bolivia, Paraguay y Chile.

Página 12