El presidente Evo Morales instó el lunes a su homólogo de Brasil, Michel Temer, a sumarse al proyecto del Tren Bioceánico Central, corredor que unirá el océano Pacífico con el Atlántico, y que respalda Perú.

“Pero al margen del tema energético hermano ministro de Brasil (Fernando Coelho) quiero que usted transmita al hermano Presidente, a su Gobierno que estamos con una gran integración estratégica y construcción de caminos y ferrocarril. Saben muy bien, Brasil, Bolivia y Perú, cuanto ganarían con el ferrocarril bioceánico”, remarcó en un acto público en el que se rubricaron cuatro acuerdos de integración energética con millonarias inversiones de Bolivia y Brasil.

El pasado viernes, en el II Gabinete Binacional Bolivia-Perú, que se realizó en la capital de Bolivia, Sucre, se suscribió un memorándum de entendimiento que establece plazos y tareas para hacer realidad el tren bioceánico que incluye la construcción de cuatro corredores de integración y un ferrocarril que una los océanos Atlántico y Pacífico.

El presidente boliviano recordó que ese proyecto bioceánico se planificó con el ex presidente, Luiz Inácio Lula da Silva.

“Felizmente de muchas gestiones ya está en proceso esta integración. Estoy convencido tener el ferrocarril en Puerto Santos a Puerto Ilo pasando por Bolivia, sería el canal de Panamá del siglo XXI, y si repasamos nuestra historia del incario seria el Qhapaq Ñan (Camino del Inca) del siglo XXI”, subrayó Morales.

El Jefe de Estado instó a Brasil a trabajar “juntos” como países vecinos, a pesar de las diferencias ideológicas.

“Entonces como hermanos vecinos estamos obligados a trabajar conjuntamente, respetando nuestra diferencia ideológica, es un derecho ser procapitalista, proimperialista o antiimperialista, es un derecho de los pueblos que elijan quienes son sus presidentes, pero indiferentemente de eso estamos obligados a trabajar”, subrayó.

ABI