Representantes comunitarios y autoridades ejidales de Tecpatán, Chiapas, repudiaron el intento que trató hacer el gobierno federal y estatal de apropiarse de sus tierras para favorecer a la perforación de pozos petroleros en la región zoque y a las actividades mineras.

Más de 800 personas provenientes de ejidos y comunidades se concentraron en la cabecera municipal para protestar por el ingreso de compañías trasnacionales a la zona.

Juan N., uno de los voceros ejidales, señaló, “con esta movilización inician ya una serie de movilizaciones para defender la vida, el medio ambiente y nuestro rotundo rechazo a la actividad extractiva y la minería a cielo abierto, que vienen enmascaradas con un falso desarrollo y que a la larga lo único que traerán son el éxodo, el divisionismo de pueblos y comunidades, así como la muerte de nuestros recursos naturales, y la muerte de nuestros hermanos indígenas”.

Los comuneros también se manifestaron en contra de la amenaza que representa la explotación de hidrocarburos en la región, de la misma manera reprobaron al gobierno municipal encabezado por Armando Pastrana Jiménez, quien ha tenido en el abandono a los habitantes de este municipio.

Expresaron que si el gobierno no dialoga con el pueblo, tomarán otras medidas para presionar al gobierno, pues ellos sólo piden que no destruyan sus tierras y a la vez exigen se investigue al presidente municipal por las diferentes irregularidades que hay en su administración.

“En Tecpatán lo que sí hay es inseguridad, nepotismo, desvío de recursos, falta de obras y alumbrado, aparte de escasez de agua entubada”, aseguraron.

Regeneración