Cerca de 242 mil mexicanos fueron expulsados por EEUU en 2015, según cifras oficiales

Un total de 242 mil 456 ciudadanos mexicanos fueron deportados por el gobierno del presidente Barack Obama en el año fiscal 2015, un número mayor que los inmigrantes de cualquier otra nacionalidad, de acuerdo con cifras oficiales.

Las deportaciones de mexicanos representaron 72.7 por ciento del total de 333 mil 341 inmigrantes expulsados de Estados Unidos en el pasado año fiscal, que abarca desde el primero de octubre de 2014 hasta el 30 de septiembre de 2015.

Del total de las deportaciones de mexicanos, más de 106 mil obedecieron a casos criminales y el resto, unas 136 mil, a ofensas no criminales, según las cifras del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés).

Aunque las deportaciones totales del presidente Barack Obama en el año fiscal 2015 representaron su menor número desde 2007, las repatriaciones de mexicanos significaron un aumento respecto de las 176 mil 968 del año fiscal 2014.

Alrededor de 2.9 millones de inmigrantes indocumentados mexicanos han sido deportados por el presidente Obama entre 2009 y 2015, siendo 2013 año récord, con 435 mil, de acuerdo con un análisis del Centro de Investigación Pew.

Aunque Obama llegó a la Casa Blanca con la promesa de promover una reforma migratoria desde su primer año de mandato, en 2009, al final deportó un mayor número de mexicanos que los dos millones durante los ocho años del gobierno de George W. Bush.

Y para empeorar el panorama, el presidente electo Donald Trump ha prometido deportar de 2 a 3 millones de inmigrantes indocumentados con antecedentes criminales, pero no ha fijado cuotas por nacionalidad.

Asimismo, ofreció derogar las acciones ejecutivas del presidente Obama en materia de migración, como el Programa de Acción Diferida para Llegados en la Infancia (DACA), que beneficia a 745 mil indocumentados, la mayoría mexicanos.

Aunque después de ganar las elecciones Trump sostuvo que buscará una solución para estos jóvenes, hasta el momento no ha ofrecido detalles.

Trump singularizó a la migración mexicana durante su campaña presidencial, pero la realidad es que medio millón de connacionales indocumentados salieron de Estados Unidos desde la gran recesión de 2009.

La salida de los indocumentados mexicanos provocó que la población no autorizada procedente de México cayera de un techo de 6.9 millones en 2007 a 5.8 millones en 2014, de acuerdo con un análisis de los demógrafos Jeffrey Passel y D’vera Cohn, del Centro Pew.

Pero los mexicanos no sólo encabezan la lista de deportaciones durante el gobierno de Obama, sino que virtualmente son los primeros en la mayoría de categorías migratorias, incluidas naturalizaciones y obtención de tarjetas de residentes.

Estados Unidos registró un total de 730 mil 239 naturalizaciones en el año fiscal 2015, un aumento en relación con las 653 mil 416 de 2014, pero una caída respecto de las 779 mil 929 del año fiscal 2013.

Del total de naturalizaciones del pasado año fiscal, casi 106 mil correspondieron a inmigrantes mexicanos. Los más cercanos competidores de México son India, con alrededor de 42 mil; Filipinas, con 40 mil; China, con 31 mil, y Cuba, con más de 25 mil.

En materia de obtención de tarjetas de residencia legal permanente, Estados Unidos otorgó 158 mil 619 a mexicanos, de un total de un millón 51 mil en el año fiscal 2015, el número más alto que cualquier otra nacionalidad.

Por comparación, le siguen China, con más de 74 mil; India, con más de 64 mil, y República Dominicana, con más de 50 mil tarjetas de residencia.

Los mexicanos ocuparon también el primer lugar en el total de visas de no inmigrante otorgadas por Estados Unidos en el pasado año fiscal.

Del total de 76.6 millones de visas de no inmigrante, los mexicanos abarcaron más de 20.3 millones. Sus más cercanos competidores fueron los canadienses, con un total de 13 millones de visas.

La Jornada