Chile: diputados presentan carta para quitar beneficios carcelarios a violadores de DDHH

(Foto:Agencia Uno)

Por Marié Scarpa

Este lunes, parlamentarios presentan ante la Corte Suprema una carta para exigir el término inmediato de todos los beneficios carcelarios a los que puedan optar los violadores de Derechos Humanos.

La iniciativa ejecutada por representantes del Partido Comunista se concreta luego de que la Corte de Apelaciones otorgara libertad condicional al suboficial en retiro de Carabineros, Armando Cabrera Aguilar, condenado en el Penal Punta Peuco por el homicidio del carpintero Juan Alegría Moncada en junio de 1983.

A este caso, se le suma la libertad condicional del ex agente de la Dicomcar, Alejandro Sáez, condenado a presidio perpetuo por el secuestro y homicidio de los militantes comunistas José Manuel Parada, Manuel Guerrero y Santiago Nattino.

“No vamos a aceptar que la Corte Suprema vuelva a lo que ellos mismo criticaron en su oportunidad (…) Que ellos se hacían un mea culpa por la forma en que el tribunal había actuado en período de dictadura militar (…) Los tribunales de Justicia se convirtieron en cómplices de la brutalidad que se cometió“, explica el diputado Sergio Aguiló en la instancia.

Lo anterior “amerita que nosotros recurramos a instancias internacionales, porque aquí después de mucho batallar ha costado tanto que en este país haya justicia y verdad para que después sea escamoteada por una libertad condicional que se le concede a estos violadores de derechos humanos”, asegura, por su parte, el diputado Hugo Gutiérrez.“Todos tenemos que contribuir al nunca más de los crímenes cometidos en dictadura”, agrega.

En la misma línea, indica que se quieren detener “las actitudes condescendientes con los criminales de la humanidad” y que “a ningún preso en Chile, y mucho menos los de Punta Peuco, se le están violando sus derechos humanos“.

Respecto a las declaraciones hechas por el Ministro de Justicia, Jaime Campos, en una entrevista a El Mercurio en que asegura que “los derechos humanos son válidos para todo el mundo, sin distinción de ninguna especie” —en el marco de la situación de los condenados enfermos —, Gutiérrez indica que sus palabras “no se hacen cargo de lo que es ahora el Ministerio que dirige”.

A su vez, indica que el jefe de la cartera “lo que hace es permitir y alabar que los derechos humanos sean violados de la población entera de nuestro país” y que su discurso “es una inexactitud, una prepotencia y una estupidez que no tiene nombre”.

“Le debe una explicación al país entero. Se ha excedido”, concluye el diputado.

La Tercera