Las Farc inscriben ante el Consejo Electoral su agrupación política Voces de Paz

Este miércoles, por primera vez, los negociadores de las Farc ingresaron a las instalaciones del Congreso. Anunciaron que inscribirán ante la Registraduría el movimiento que surgió tras los acuerdos de La Habana.

Una delegación encabezada por ‘Iván Márquez’ atendió una invitación de la representante a la Cámara, Ángela María Robledo. La mesa directiva del Congreso no había autorizado la visita.

Desde las 4 de la tarde y durante 2 horas y 30 minutos, la cúpula de las Farc llegó al Congreso de la República. En la sede de la biblioteca y a puerta cerrada se decidió el nombre del movimiento que representará a esta agrupación en el proceso de implementación del acuerdo en el Senado y la Cámara.

“Se estaba creando la agrupación política Voces de Paz. Mañana (jueves) se va a inscribir en el Consejo Nacional Electoral”, aseguró ‘Jesús Santrich’, integrantes del secretariado de las Farc.

‘Iván Márquez’, ‘Marco León Calarcá’ y alias ‘Romaña’ no quisieron hablar sobre los detalles de su presencia en el Congreso.

Los voceros de las Farc en el Legislativo para la implementación serán:

-Jairo Estrada, profesor de la Universidad Nacional.

-Imelda Daza, militante de la Unión Patriótica.

-Pablo Cruz, profesor universitario.

-Judith Maldonado, experta en derechos humanos.

-Francisco Toloza, profesor de la Universidad Nacional.

-Jairo Rivera, vocero de la Mesa Nacional Estudiantil.

NoticiasRCN


Así será la agrupación política de las FARC que aterriza en el Congreso

La primera impresión es la más importante y la más difícil de borrar. A pocas horas de que la Corte Constitucional despejara el camino para la implementación de las leyes y reformas que se requieren para el acuerdo, se comienza a proyectar cómo será el aterrizaje de las FARC en la arena política.

Siguiendo al pie de la letra lo que quedó consignado en el acuerdo, este jueves un grupo de ciudadanos registrará ante el Consejo Nacional Electoral el movimiento político que se encargará de promover la “creación del futuro partido o movimiento que surja de la transición de las FARC”: Voces de Paz y Reconciliación.

El nombre brotó inesperadamente este miércoles. Un grupo anónimo de ciudadanos convocó un encuentro en las instalaciones del organismo electoral. El fin es oficializar la formación del grupo político que se encargará de acompañar en el Capitolio más de media centena de iniciativas legislativas que se requieren para aterrizar el acuerdo.

Se trata de un grupo heterogéneo de líderes que han sobresalido en distintas coyunturas del país. Aunque sus nombres no evoquen mucha recordación sus acciones dibujan lo que ha sido de ellos: Imelda Daza, Francisco Tolosa, Judith Maldonado, Jairo Rivera, Jairo Estrada y Pablo Cruz.

“El mensaje que se quiere dar es que este nuevo movimiento involucra y compromete a gente más allá de la propia guerrilla. Hay otros sectores que tienen las puertas abiertas para estar allí. Ellos son los que de entrada van a tener la vocería de la organización”, manifestó Carlos Lozano, vocero de la Marcha Patriótica a Semana.com.

De acuerdo con lo que quedó consignado en el acuerdo, los requisitos con los que deberán cumplir los seis voceros son: ser ciudadanos en ejercicio, exclusivamente para que participen en el debate de los proyectos de reforma constitucional o legal que sean tramitados mediante el Procedimiento Legislativo Especial para la Paz.

Además, serán citados a todas las sesiones en que se discutan los proyectos de acto legislativo o de ley correspondientes al acuerdo de paz. Podrán intervenir con las mismas facultades que tienen los Congresistas durante el trámite legislativo, salvo el voto.

Es decir, estos nuevos representantes en el Senado y la Cámara tendrán voz pero no voto. Aunque mucho se había especulado sobre la figura de las FARC en el Capitolio, como algunas se les vio a los jefes paramilitares Salvatore Mancuso, Ramón Isaza y ‘Ernesto Báez, los tiempos aquí son otros. Por ahora, mientras terminan de tramitarse todas las reformas jurídicas y constitucionales como la Ley de Amnistía y el proceso de dejación de armas, su participación en esta primera fase, se hace practicamente inviable.

“Es una gente de mucho empeño que van a reflejar una nueva manera de hacer la política. Esto, sin los vicios de la política tradicional. Quizá sin la experiencia de algunos parlamentarios con mucha trayectoria pero que si tienen enormes capacidades y sobre todo de la realidad política y social del país”, agregó Lozano.

Las discusiones para definir quiénes llenarían la cuota cedida en el Congreso fue “acalorada”. “Imelda reclamó representación para la Costa, Judith solicitó participación del nororiente colombiano (…) se evaluaron muchas cosas”, informó una fuente a este portal.

Voces de Paz y Reconciliación no lleva mucho tiempo creado. Semana.com conoció que los ciudadanos que hacen parte del movimiento se han reunido una tres veces, y fue en la última que se tomó la decisión de hacer el registro ante el Consejo Nacional Electoral.

Al primer encuentro fueron 38 personas, al segundo más de 100 y “hoy hicieron presencia” poco más de 53. La misma reunión en la que participó este jueves Iván Márques y Pastor Alapa en la biblioteca del Congreso.

“El movimiento está abonando esa nueva forma de hacer política que se quiere fomentar con la implementación de los acuerdos (…) las FARC no tienen voceros en el parlamento quien diga eso no se ha leído el acuerdo”, añadió uno de los miembros del movimiento a este portal.

Aunque algunos señalan el poco músculo parlamentario de los voceros como un posible talón de Aquiles, para el senador del Polo Democrático, Iván Cepeda, aqui se va a dar una muy destacada participación en los debates.

“Conozco cada uno de ellos y sé de la profundidad de su bagaje, la capacidad que tienen. A pesar que no han estado en el Congreso de la República sí han tenido un recorrido política y pueden dar debates muy calificado”, señaló el congresista.

Por otro lado, uno de los voceros del movimiento manifestó que conociendo esa debilidad “se están empezando a poner en contacto con expertos que nos van a ayudar. Nosotros tenemos derecho a tener una unidad Técnica, además de apoyo de algunos congresistas que nos ha ofrecido su apoyo”.

En ese sentido, la agrupación política también constituirá un “Centro de pensamiento y formación política, como institución sin ánimo de lucro, que tendrá como propósitos adelantar estudios e investigaciones sociales, así como diseñar y adelantar programas de formación política. Para este propósito podrá celebrar convenios con entidades públicas y privadas y la cooperación internacional”, se lee en la página 72 del acuerdo.

Comenzaron a reajustarse las fichas en el tablero político colombiano. Esta vez, no hubo espacio para castas políticas tradicionales o poderes heredados, sino para un grupo de ciudadanos común y corrientes que comenzarán a dar la pelea para sacar adelante la implementación del acuerdo de paz que firmaron el Gobierno y las FARC.

Semana


FARC eligen a seis voceros que los representarán en el Congreso colombiano

Las FARC eligieron a los seis representantes, entre ellos una sobreviviente del partido de izquierdas Unión Patriótica (UP), que los representarán en el Congreso colombiano en donde se discutirán los proyectos de ley para implementar el acuerdo de paz, informaron hoy medios locales.

En el Senado estarán Jairo Estrada Álvarez, Pablo Cruz y Judith Maldonado, mientras que a la Cámara irán Francisco Tolosa, Jairo Rivera e Imelda Daza, quienes tendrán voz pero no voto en las sesiones.

El primer debate al que asistirán, la semana entrante, será el de amnistía que fue presentado ayer por el Gobierno al Congreso y con el que arranca la implementación del acuerdo de paz firmado por el Gobierno colombiano y esa guerrilla en Bogotá el pasado 24 de noviembre.

Los escogidos actuarán a nombre del Movimiento Ciudadano Voces de Paz, agrupación política de origen ciudadano que tiene por objeto el impulso del acuerdo de paz y en “particular el tránsito de las FARC-EP a partido o movimiento político legal” y que mañana se inscribirá en la secretaría del Consejo Nacional Electoral.

A propósito del Movimiento, el presidente del Senado, Mauricio Lizcano, dijo a través de su cuenta en Twitter, que esa corporación no autorizó la presencia de delegados de las FARC en las instalaciones del Congreso.

“Desde la presidencia del Senado no hemos autorizado presencia de delegados de las FARC en instalaciones del Congreso”, escribió el parlamentario.

Miembros de las FARC, líderes sociales y académicos se reunieron en la Biblioteca del Congreso de la República para concretar los detalles del nuevo movimiento.

La presidencia del Senado explicó en un comunicado que la parlamentaria Ángela Robledo, del Partido Verde, pidió prestada las instalaciones de la biblioteca del Congreso con el fin de adelantar una reunión con los integrantes de su unidad de trabajo legislativo.

La información agrega que “sin ningún tipo de autorización, ni de la mesa directiva, de la dirección administrativa, de la Secretaría General, ni de la directora de la biblioteca, ingresaron a dicho recinto integrantes de las FARC, en compañía de Javier Cuadros, asesor de la representante” Robledo.

Por su lado, el jefe de la oposición el expresidente Álvaro Uribe, dijo a periodistas que “por lo menos deberían pagar una condena antes de venir al Congreso” y anunció que en las próximas horas ampliarán su posición con respecto a la presencia de las FARC en el Congreso.

En la reunión de la biblioteca del Congreso se escogieron a los representantes de las FARC en el Senado y en la Cámara, que según determinó esa guerrilla, son miembros de la sociedad civil sin antecedentes judiciales.

Jairo Estrada es economista, historiador y abogado. Igualmente ha sido docente de la Universidad Nacional e integró la Comisión de Memoria Histórica del Conflicto y sus Víctimas que constituyó la mesa de diálogos de La Habana.

Pablo Cruz Ocampo, especialista en Derecho Constitucional, ha sido profesor universitario decano de Derecho de la Universidad Autónoma de Bogotá.

La también abogada Judith Maldonado ha destacado por su labor como defensora de derechos humanos.

Imelda Daza es una dirigente de la Unión Patriótica, partido que se fundó en 1985 como parte de un proceso de paz iniciado un año antes por las FARC con el gobierno del entonces presidente colombiano Belisario Betancur (1982-1986).

Según denuncias hechas por militantes de la UP, grupos paramilitares y miembros de las fuerzas de seguridad del Estado asesinaron a por lo menos 3.500 miembros del partido, entre ellos dos candidatos presidenciales, los abogados Jaime Pardo Leal y Bernardo Jaramillo Ossa.

También hace parte del grupo el sociólogo y politólogo Francisco Tolosa, quien es miembro de la junta directiva de Marcha Patriótica y Jairo Rivera es un líder estudiantil que ha luchado por una mejor educación en Colombia.

Terra