Uruguay: Vázquez revela que temió represalias del Mercosur si seguía “intransigente” en defensa de Maduro

El gobierno temió represalias del Mercosur si seguía “intransigente” en defensa de Maduro

El presidente Tabaré Vázquez evaluó que mantenerse “intransigente” en defensa de Venezuela podía exponer a Uruguay a que los socios del Mercosur aplicaran “medidas” comerciales que perjudicaran al país.

“Ya no teníamos argumentos dentro del Mercosur para seguir sosteniendo la posición de Uruguay”, dijo el mandatario a Búsqueda para justificar por qué, el sábado 5, su gobierno habilitó la sanción de Venezuela por la ruptura del “orden democrático”.

La resolución, adoptada por consenso en una reunión de cancilleres, implica que a Venezuela se le suspendieron “derechos y obligaciones” como miembro del bloque, una sanción más dura que la que se le aplicó a Paraguay en 2012. En aquella ocasión, el Mercosur le quitó transitoriamente a ese país solo los “derechos” tras la caída del entonces presidente Fernando Lugo.

Las consecuencias de la decisión del sábado todavía no están claras, dado que Venezuela ya estaba suspendida por incumplir con la incorporación de normativas arancelarias clave del bloque regional. El segundo punto de la resolución establece que “los estados parte definirán medidas con vistas a minimizar los impactos negativos de esta suspensión sobre el pueblo venezolano”, lo que da espacio mayor a la incertidumbre.

La medida cesará cuando “se verifique el pleno restablecimiento del Estado de derecho”, dice la resolución. En el caso de Paraguay, la sanción duró poco más de un año.

Vázquez sostuvo que la posición uruguaya siempre fue la de darle margen a su par Nicolás Maduro para que diera “sus argumentos y sus fundamentos” antes de que lo sancionaran. Recordó que se le pidió al gobierno venezolano que no instalara la Asamblea Nacional Constituyente sin negociar previamente con la oposición. En ningún caso “hubo una respuesta positiva”, lamentó.

“Si no hay un diálogo sobre estos temas, ojalá me equivoque, esto puede ser un problema mucho más grave para Venezuela”, advirtió Vázquez.

Consultado por Búsqueda, el presidente dijo que ya no cree que en Venezuela exista “separación de poderes”, algo que había asegurado meses atrás en una entrevista con la Deutsche Welle. “Por la información que tenemos, hay cambios”, acotó. Sin embargo, prefirió no responder si el gobierno de Maduro es una dictadura o no.
Críticas y riesgos.

La decisión del Poder Ejecutivo de avalar la sanción en el Mercosur fue duramente cuestionada por el Partido Comunista, la Lista 711, el Partido por la Victoria del Pueblo y Casa Grande. El Partido Socialista, en cambio, respaldó al gobierno.

La oposición política uruguaya celebró la nueva postura del gobierno, aunque varios dirigentes advirtieron que demoró demasiado en adoptarla, por lo que se dejó mal parado al país.

El PIT-CNT y la Federación de Estudiantes Universitarios también se sumaron a las voces críticas.

Vázquez defendió la postura uruguaya y, en particular, el trabajo del canciller Rodolfo Nin Novoa, uno de los más criticados por la resolución del Mercosur. Dijo que no se tomó una “decisión apresurada”, que respondió a las actitudes de Maduro y a la falta de diálogo, pero reconoció que también tuvo en cuenta las posibles represalias.

“¿Qué pasa con el Uruguay además si se mantenía en una situación intransigente dentro del Mercosur? ¿Y si lo aíslan a Uruguay del Mercosur?”, se preguntó el mandatario. Y prosiguió: “No hay, digamos, una normativa que puedan esgrimir los otros países para dejar a Uruguay aislado, pero desde el punto de vista comercial pueden tomar varias medidas que perjudiquen a Uruguay. ¿Y cuántos puestos de trabajo se pueden perder?”.

“¿Y si hay acciones que pueden perjudicar a los trabajadores uruguayos, a los empresarios uruguayos, al país en general? Ah, yo lo tengo que pensar muy bien. Con el corazón en la utopía pero con los pies en la tierra”, alegó.

“Uruguay ha vivido dentro del Mercosur algunas medidas tomadas por otros países del Mercosur que lo han perjudicado comercialmente, y que han impactado negativamente en el trabajo”, dijo Vázquez. “Es muy fácil: si en lugar de un país integrante del Mercosur le da un permiso de importación a otro país en 15 días, dice ‘te lo doy en tres meses’, ya está. Que fue lo que ya pasó. Entonces hay que pensar estas cosas”.

Búsqueda


Nin Novoa dijo que ha habido coherencia en actitud del gobierno sobre Venezuela

El Ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, sostuvo este jueves en la Comisión de Asuntos Internacionales del Senado, tras la convocatoria de Luis Lacalle Pou, que el gobierno uruguayo se mantuvo coherente y no ha habido un cambio de postura en su accionar desde el comunicado que sacó en forma conjunta con Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Paraguay sobre la situación en Venezuela.

En esa instancia, se pidió por parte de los gobiernos de la región respetar y garantizar la separación de poderes en el país caribeño, tras la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela que afectó el funcionamiento de la Asamblea Nacional. Además, Nin aseguró que asumir la ruptura institucional de Venezuela no se contrapone con la actitud de Uruguay de seguir apostando al diálogo para superar la crisis de ese país.

Con respecto a las declaraciones de Tabaré Vázquéz a Búsqueda, en las cuales afirmó que si Uruguay se mantenía intransigente en su posición con Venezuela podía padecer represalias de los socios del Mercosur, el canciller respondió que la respuesta fue planteada en términos de pregunta sobre lo que podía pasar y no como una afirmación.

Por otro lado, el senador nacionalista Luis Lacalle Pou dijo a la prensa que le preocupan los dichos del presidente Tabaré Vázquez. El legislador sostuvo que los comentarios de Vázquez le recuerdan a los del expresidente José Mujica en 2016, cuando señaló que había aceptado a los ex presos de Guantánamo “a cambio de venderle unas naranjas a Estados Unidos”. “No nos parece que sea la razón (la de las represalias comerciales), sobraban razones para que el Uruguay se manifestara en contra del gobierno autoritario de Venezuela”, comentó.

Luego, el senador comentó que Nin Novoa no contestó todas las preguntas que le formularon los legisladores, sobre todo las que se vinculaban a por qué el Mercosur había tenido una actitud distinta con Paraguay, otra con Brasil y otra con Venezuela.

Lacalle Pou consideró que Uruguay fue “durante mucho tiempo muy tímido, muy tibio” con el gobierno de Maduro, pero afirmó estar de acuerdo con que el país haya colaborado para aplicar la cláusula democrática a Venezuela. “Ahora en la foto del sábado, donde están todos los países del Mercosur, allí nos sentimos representados”, sostuvo.

El senador señaló que Uruguay “está en falta” porque no se pronunció de forma particular en contra del gobierno de Maduro, sino a través del bloque. “Si uno mira la cantidad de países del mundo que se han expresado sobre no reconocer la Asamblea Constituyente, Uruguay ahí desde mi punto de vista está en falta”, agregó.

A su vez, el senador Pablo Mieres dijo que las posturas del gobierno uruguayo han sido suaves con respecto al venezolano y que incluso fue responsable de retardar decisiones del Mercosur. “Fue uno de los gobiernos que más piola le tiró a Maduro”, indicó el senador por el Partido Independiente.

Con su postura de defender ante la comisión la postura del gobierno sobre Venezuela., el canciller se acerca a la oposición, que el pasado miércoles quiso respaldar la actitud del gobierno con respecto al país caribeño.

La moción, votada este miércoles, requería de mayoría absoluta o de dos tercios del total de la Cámara de Diputados, pero no alcanzó los votos necesarios. La propuesta no contó con el apoyo de la bancada oficialista ni con el diputado de Unidad Popular, Eduardo Rubio.

La moción fue presentada por el diputado del Partido Colorado, Ope Pasquet, para realizar una declaración de apoyo al gobierno que votó a favor de la sanción el pasado sábado.

El Observador


Lacalle Pou criticó a Vázquez por temer a “represalias” en el Mercosur

El senador del Partido Nacional Luis Lacalle Pou sostuvo que el temor a “represalias” en el Mercosur por una postura sobre Venezuela “recuerda a las famosas naranjas por los presos de Guantánamo”.

Lacalle Pou había convocado para este jueves a la comisión de Asuntos Internacionales del Senado al canciller Rodolfo Nin Novoa para consultarlo sobre la postura del gobierno uruguayo con respecto a la situación de Venezuela.

Luego de la sesión, Lacalle Pou dijo a la prensa que fue “una buena reunión”, a pesar de que manifestó sus diferencias con varias respuestas del canciller.

El senador nacionalista aprovechó la ocasión para expresar su discrepancia con la postura manifestada por el presidente Tabaré Vázquez en una entrevista publicada este jueves por el semanario Búsqueda. El mandatario dijo al semanario que la decisión del gobierno de apoyar la suspensión de Venezuela obedeció a la posibilidad de que existieran represalias comerciales contra Uruguay.

Lacalle Pou cuestionó esta explicación por parte de “un gobierno que supuestamente tiene como meta la defensa de los derechos humanos”. En ese sentido, afirmó que “nos recuerda a las famosas naranjas por presos de Guantánamo”, en referencia a la explicación brindada por el ex presidente José Mujica a la llegada al país de los ex presos de la cárcel estadounidense en medio de una negociación por el ingreso de cítricos al mercado de Estados Unidos.

Montevideo


MPP rechaza el aislacionismo hacia Venezuela y propone el dialogo para resolución de sus asuntos internos

Este miércoles 9 de agosto el Comité Ejecutivo Nacional del MPP emitió una declaración a través de la cual manifiesta que desde siempre han luchado por la “unidad latinoamericana”.

El sector expresa que respalda los organismos de integración de los pueblos: “tales como la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC)”.

“En este marco, en relación a la hermana República Bolivariana de Venezuela reafirmamos nuestra postura de respeto y defensa irrestricta de la autodeterminación, la no injerencia y la soberanía del pueblo venezolano en esta encrucijada de la historia. Válida por siempre y para todos los países”, expresa el MPP.

Asimismo, agrega: “Serán los venezolanos quienes resuelvan sus asuntos internos, por ello es imprescindible la promoción del diálogo y no el aislacionismo”, en clara referencia a la decisión del MERCOSUR de suspender a la nación caribeña en todos sus derechos.

Frente a esta situación, el MPP asegura que trabajará para que en el plano político partidario el “Foro de San Pablo se reúna de inmediato y analice este tema”, dicho Foro reúne a los partidos y grupos de izquierda latinoamericanos desde el año 1990.

Por otro lado, el MPP afirma que en el plano nacional continuarán recorriendo, “empecinadamente” el camino de los cambios y de la defensa militante de la unidad del Frente Amplio.

dec

La Red 21