Guatemala: anuncian que el presidente Jimmy Morales no renunciará pese a la masiva jornada de paro nacional

Ciudadanos salen a las calles mostrando hartazgo por el sistema

Miles de guatemaltecos, entre ellos jóvenes universitarios, miembros del Comité de Desarrollo Campesino (Codeca), colegiales, pequeños empresarios, trabajadores de diferentes áreas y profesiones, así como representantes de colectivos de todas las edades, manifestaron para exigir la renuncia del presidente Jimmy Morales y de los 107 diputados que votaron a favor de las modificaciones al Código Penal.

A la marcha de los ciudadanos se unieron los estudiantes de la Universidad de San Carlos de Guatemala, la Universidad Rafael Landívar y la Universidad del Valle de Guatemala para manifestar su rechazo a la corrupción de la clase política del país, exigiendo cambios profundos para acabar con la impunidad, la depuración del Congreso de la República y modificaciones a la Ley Electoral y de Partidos Políticos (LEPP).

Antes de las 7 de la mañana iniciaron las concentraciones de Codeca, en el Periférico la ruta al Atlántico, la Avenida Bolívar y Reforma, en la ciudad capital.
Estas personas se movilizaron para llegar al Congreso y posteriormente a la Plaza de la Constitución, donde ya estaban otros ciudadanos de diferentes edades y profesiones para pedir a una sola voz la renuncia de los 107 diputados que votaron a favor de las modificaciones al Código Penal, para eximir de responsabilidades a los secretarios generales de partidos políticos, por el delito de financiamiento electoral ilícito y aumento a 10 años de prisión de las penas que podían ser pagadas para evitar la cárcel.

Además, los manifestantes también exigieron la renuncia del presidente Morales, quien sería investigado por un caso de financiamiento electoral ilícito, pero los diputados no le retiraron la inmunidad.

Posteriormente se movilizaron estudiantes de la Universidad de San Carlos, Mariano Gálvez, Landívar y Del Valle, entre otros.

También personas adultas y adultas mayores arribaron a la Plaza de la Constitución, para manifestar su repudio por la corrupción en los tres organismos del Estado: Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

PRETENDÍAN EVITAR ATROPELLOS

En las marchas se observaron que miembros de Codeca cercaron con lazos los espacios donde se enfilaron para llegar a la Plaza, esto para evitar salirse del límite acordado.

Algunos llevaban tablas con clavos y argumentaron que eran para “prevenir” un atropello, pues temían que algún automovilista o motorista les provocara daño.

En varios momentos de la marcha se observaron a varios conductores de vehículos y motoristas que intentaron rebasar las manifestaciones, pero fueron “remitidos al orden” por agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) que participaron en el resguardo y vigilancia de la actividad.

POBLACIÓN NO TOLERA MÁS CORRUPCIÓN

Ruth Hernández, una de las ciudadanas que participó este día en la manifestación, cuestionó la actitud del Congreso, que por años ha legislado a su favor. La entrevistada agregó que no tolerará más corrupción.

“El pueblo y todos los guatemaltecos honrados que trabajamos por una Guatemala diferente, no debemos seguir permitiendo, que gente como la que está y ha estado en el gobierno durante muchos años, siga haciendo lo mismo. La gente que estamos aquí, es honrada, trabajadora que quiere ver un mejor país”, reiteró.

En tanto, manifestantes de Codeca detallaron que desde hace mucho tiempo habían pedido la renuncia de Morales y ahora también exigen la salida de los congresistas.

Mercedes de Sánchez, quien llegó desde Tecpán, Chimaltenango, junto con otras personas, indicó estar cansada de la corrupción que afecta a Guatemala; lamentó “los robos”, producto de la corrupción que afecta a los guatemaltecos más pobres.

SOLIDARIDAD

Un ciudadano guatemalteco identificado como Alejandro Rosales, de Confecciones Dibo, que se ubica a inmediaciones de la Avenida Bolívar y zona 8, sobresalió por su gesto de solidaridad hacía los manifestantes, pues les entregó bolsas de agua para que lograran llegar a su destino.

La intención de Rosales era donar 700 bolsas de agua a las personas que participaban en la manifestación.

ESTUDIANTES APOYAN DEMANDAS DE LA POBLACIÓN

Los estudiantes de la Universidad de San Carlos de Guatemala (Usac) se unieron a la masiva manifestación que tuvo como punto de partida el campus central de la máxima casa de estudios en Guatemala, para enfilarse posteriormente sobre la Avenida Petapa, donde fueron acuerpados por vecinos que salían a las calles a mostrar apoyo a los estudiantes en su recorrido contra la corrupción.

La masiva marcha estudiantil fue convocada la semana pasada por la Asociación de Estudiantes Universitarios (AEU), que realizó un llamado para que todos los sectores de la sociedad se unieran para expresar su rechazo al pacto de corrupción, que señalan se fraguó entre diputados y el presidente Jimmy Morales.

Lenina García, secretaria general de la AEU, fue la encargada de liderar el grupo de estudiantes sancarlistas que partieron desde la zona 12 en dirección hacia el Centro Histórico y aseguró que la población será “una sola voz” para exigir las demandas planteadas hoy en las movilizaciones.

“Nuestras expectativas es que hoy seamos cientos de miles de personas en la plaza, haciendo uso de nuestro libre derecho de manifestación y siendo una sola voz potente que exige las demandas de que se avance en el antejuicio contra Jimmy Morales, que depuremos el Congreso y sobre todo que promovamos las reformas a la Ley Electoral”, aseguró.

Sobre el retorno a las calles de la AEU, García dijo que es un gran compromiso, ya que es una responsabilidad representar dignamente a la población y aseguró que se sienten honrados de poder salir a las calles y poder renombrar el nombre de Oliverio Castañeda de León, el enigmático líder estudiantil asesinado por el Estado en 1978.

“El sector social y popular está más unido que nunca, en esto, pero hay afluencia de campesinos, de mujeres, de pueblos indígenas, de estudiantes universitarios, de colectivos urbanos, hoy será un día donde se mostrará la fuerza de la población, el mensaje que queremos dar”, dijo Lenina García, previo a salir del campus central de la Usac.

Los estudiantes y organizaciones sociales fueron enfáticos en exigir una depuración en el Congreso de la República y que se le retire la inmunidad al presidente Jimmy Morales, sin embargo, otros grupos pedían la inmediata renuncia del mandatario, a quien señalaron ser incapaz de llevar las riendas del país.

A la manifestación de la Usac, se le fueron uniendo ciudadanos conforme a su paso. A las alturas del Trébol, varios grupos de personas provenientes del interior del país se fueron sumando a la marcha pacífica que conforme avanzaba se iba haciendo más grande.

Durante el recorrido se observó a familias completas, así como a otras personas regalando bolsas de agua a quienes participaban en la masiva marcha.

Las manifestaciones de hoy también se vivieron en el interior del país. En Quetzaltenango y Totonicapán, la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) reportó a grupos de personas que se estaban concentrando para manifestar contra la corrupción. Guatemaltecos desde el extranjero también manifestaron contra la corrupción.
Los estudiantes de la Usac se unirían a la altura del Centro Cívico con estudiantes de las demás universidades.

CACIF: DESPUÉS DE LA PROTESTA VIENE LA PROPUESTA

El presidente del Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras (CACIF), Antonio Malouf, dijo que después de que se realicen las manifestaciones de hoy, se deben proponer cambios reales dentro de la sociedad y aseguró también que se debe elegir de forma diferente a las autoridades.

Malouf urgió cambios en la Ley Electoral, así como en la Ley de Servicio Civil, la Ley de Compras y Contrataciones del Estado para garantizar transparencia y aseguró que se necesita una transformación moral de la sociedad.

EL PAPEL DE LA PNC Y LA PDH

En los diferentes puntos cubiertos de la manifestación y concentración se observó a miembros de la PNC y de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), quienes mantuvieron comunicación y coordinación con las personas que protestaban.

Miembros de diferentes unidades de la PNC acompañaban a pie, en vehículos y paradas específicas a los manifestantes, incluso iban ambulancias para “atender emergencias”.
Los agentes removieron a vendedores que comercializaban bebidas embriagantes, principalmente en la Plaza de la Constitución.

Las órdenes emitidas por las autoridades de la PNC a su personal fueron garantizar: el derecho a la manifestación pacífica y sin armas, la seguridad, el orden público; respetar los derechos humanos y no responder a incitaciones y provocaciones, entre otras.

Al cierre de esta nota, no se reportaban situaciones violentas o disturbios.

El procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas, informó que pidió a los manifestantes del Comité de Desarrollo Campesino (Codeca) que llevaban tablas con clavos en su recorrido que las retiraran y aseguró que estos accedieron inmediatamente a esa petición.

Según Rodas, las tablas con clavos fueron utilizadas ante el temor de los manifestantes por el cambio de Ministro de Gobernación y aseguró que la acción no fue consensuada entre todos los miembros de la organización.

Al cierre de esta edición, no se reportaba ningún incidente en las marchas masivas realizadas hoy, que se llevaron a cabo de manera pacífica, según Rodas.

La Hora


“El presidente Jimmy Morales no renunciará”, asegura su vocero oficial

“Vivimos en un país democrático, republicano, donde el sistema de elección de nuestros gobernantes es por un período, que es de cuatro años. Este período se debe de respetar dentro del marco legal, por lo que una renuncia por este momento no está dentro del pensamiento del señor presidente”, señaló su portavoz oficial Heinz Heimman a la AFP.

Miles de manifestantes están este miércoles en las calles de la ciudad de Guatemala y otras ciudades del interior del país en un paro nacional para forzar la renuncia del gobernante Jimmy Morales, señalado de corrupción electoral en la campaña pasada y, además, la multitud pide la depuración del Congreso de la República.

Con silbatos, banderas y lanzando consignas contra el funcionario, los campesinos, indígenas, estudiantes, activistas y otros colectivos en la capital se enfilaron hacia la plaza principal del Centro Histórico, corazón de las protestas anticorrupción desde 2015, cuando cayó el ahora encarcelado expresidente Otto Pérez por su vinculación en un fraude en aduanas.

A pesar de que la poderosa cúpula empresarial no se sumó a lo de hoy, una cantidad considerable de comercios y restaurantes cerraron sus puertas, incluso advirtiendo a diputados y políticos “corruptos” que no los atenderán.

Quienes protestan enfrentan al presidente, de 48 años, que se hizo conocer entre los guatemaltecos como comediante en la televisión y que ascendió al poder cabalgando una campaña contra la corrupción que caló en un electorado harto de los políticos tradicionales.

Morales “utilizó financiamiento ilícito para su campaña lo cual promueve la impunidad y su mensaje de ‘Ni corrupto, ni ladrón’ fue una farsa”, dijo a la AFP Lenina García, de la Asociación de Estudiantes Universitarios (AEU) de la estatal Universidad de San Carlos. Pero el paro se realiza en ausencia del mandatario, quien estaba en Nueva York por la Asamblea General de la ONU.

García, quien encabezaba una de las columnas, pide retirarle la inmunidad para que se le investigue por indicios de corrupción en las finanzas del partido derechista FCN-Nación, agrupación que lo llevó al poder hace dos años. A raíz de la crisis, cuatro de los 14 ministros –Interior, Finanzas, Trabajo y Salud– renunciaron, mientras que el canciller Carlos Raúl Morales fue destituido.

“¡Fuera Jimmy Morales!”, señalaban algunas pancartas en una de las marchas que llegó al centro capitalino. En otros poblados también se desarrollaron manifestaciones similares.

Pacto de corruptos

“No toleraremos más la corrupción”, señaló por su lado el colectivo Justicia Ya, surgido en 2015 en medio de protestas multitudinarias contra el gobierno de Pérez (2012-2015). Forzado a renunciar ese año por su vinculación con una estafa multimillonaria en las aduanas, ahora espera que un juez decida si debe enfrentar juicio.

El paro detonó tras varios días de crisis política que siguieron a la orden del presidente Morales de expulsar del país al exmagistrado colombiano Iván Velásquez, jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), un ente adscrito a la ONU, y que con la fiscalía habían pedido quitarle los fueros para investigarlo por rastros de aportes ilegales de campaña.

Aunque la expulsión fue frenada por la Corte de Constitucionalidad, el intento provocó una ola de críticas y rechazos contra Morales debido a que Velásquez es una de las figuras claves en una inédita lucha contra la corrupción surgida por la investigación que derrocó a Pérez. El descontento popular aumentó la semana pasada cuando el Congreso votó contra la petición del retiro de inmunidad.

Además, los congresistas aprobaron polémicas reformas al Código Penal, que buscaban blindar a los líderes políticos de posibles acusaciones por financiamiento ilegal. Ante la presión, el Legislativo dio marcha atrás y prometió conocer nuevamente el proceso mañana jueves.

“Hay un pacto de corruptos que se ha fraguado en nuestra Guatemala, lamentablemente la clase política representada por el presidente Jimmy Morales y por el Congreso han traicionado al pueblo”, agregó Lenina García, secretaria general de la Asociación de Estudiantes Universitarios.

El Periódico


Analistas alientan llamado al diálogo y la unidad lanzado por el presidente de Guatemala

Analistas y académicos alentaron hoy el diálogo y el llamado a la unidad que el presidente Jimmy Morales lanzó durante su intervención ante la Asamblea General de las Naciones Unidas de cara a la coyuntura que vive el país.

“El país lo necesita. Por ello es bueno que el Presidente haya llamado al diálogo, que debe ser maduro y razonable. El país necesita avanzar mientras siga la lucha contra la corrupción, respetando siempre el debido proceso”, dijo el analista independiente y profesor universitario Nicholas Virzi.

Francisco Quezada, analista del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales (CIEN), dijo que en el contexto del debate nacional y la polarización, lo importante en este momento es que entre los guatemaltecos haya una “concientización” sobre lo que la sociedad puede encontrar en el breve plazo a partir de medidas y demandas que pueden resultar “contraproducentes”.

Consideró que, más allá del diálogo, tal como el presidente Morales lo anunció en su discurso, debe asumir una posición proactiva, definiendo temas concretos y específicos para ejecutar en lo que resta de su administración.

Según Quezada, en la mesa de diálogo también debe incluirse a la Comisión Internacional Contra la Impunidad para Guatemala (CICIG), porque “al final, con sus virtudes y debilidades, es la voz de la comunidad internacional, que es un actor muy importante en el país”.

Willi Kaltschmitt, columnista de prensa, dijo que “todo llamado al diálogo es el principio de la solución de cualquier problema”.

Destacó que representa “una acción serena para evitar que escalen los conflictos, y debe dar oportunidad a todos los actores involucrados a sentarse y discutir en aras de la nación”.

“Es la mejor manera de llegar a dirimir conflictos y la mayor parte de los guatemaltecos no quieren conflictos ni violencia. Lo que quieren es un país estable, un país gobernable”, manifestó.

Virzi también abordó el tema del Legislativo, advirtiendo que éste debería accionar en la búsqueda de soluciones, “trabajando de manera inmediata en la aprobación de iniciativas de ley prioritarias, como la Ley de Servicio Civil, reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos y la Ley de Contrataciones del Estado”.

Explicó que con esto podría “recuperar algo de su legitimidad”, presentando estas leyes al Presidente para su firma, “todo esto, por el bien común”.

Advirtió que para todo esto “es preciso que toda la sociedad entre en un proceso de diálogo sensato y maduro. En eso, el Presidente tiene razón”, agregó.

Quezada, en un análisis acerca de la coyuntura, reconoció la imagen positiva del presidente Morales, en términos comparativos con sus dos antecesores. Por ello, consideró que el que se le asocie con el Congreso, “lejos de ayudarle a avanzar, capitaliza el deterioro del Congreso”.

El mensaje del presidente Morales

El presidente Morales aprovechó su intervención en la ONU para enviar un mensaje de unidad a Guatemala. “Estamos viviendo un momento de polarización que no nos conviene ni nos llevará a ningún lado seguro”, expresó.

Por eso, dijo que ha visto con “buenos ojos” el llamado al diálogo que han formulado algunos sectores de Guatemala.

“Hoy –subrayó-, como representante de la unidad nacional, democráticamente electo, hago un llamado para que podamos tener un diálogo no coyuntural sino de temas verdaderamente estructurales donde busquemos una solución a la problemática, pero que participemos todos y apoyemos como nación”.

“Esta participación nos permitirá hablar de las reformas profundas al Estado en temas de seguridad y justicia, de desarrollo económico, social, rural y urbano, así como en temas de participación política y funcionamiento del Estado”, propuso.

Dijo que su retorno a Guatemala lo hace “como siempre: con la esperanza de un futuro mejor”.

AGN


Presidencia minimiza efectos de renuncia de tres de sus Ministros

La renuncia de tres de los Ministros más allegados a Jimmy Morales: Julio Héctor Estrada, de Finanzas, Francisco Rivas, de Gobernación y Leticia Teleguario, de Trabajo, sumadas a la renuncia de la exministra de Salud, Lucrecia Hernández, es una situación que el Organismo Ejecutivo puede enfrentar sin mayores dificultades, según el portavoz presidencial Heinz Hiemann.

Según el vocero Hiemann, la dimisión de varios Ministros en medio de la crisis que enfrenta el gobierno de Morales constituye una situación que se puede manejar, pues las personas que ocupan ese tipo de puestos son temporales, mientras las instituciones son las que permanecen, argumentó.

Hiemann informó que hasta ahora los ministros que anunciaron su intención de renunciar desde ayer por la tarde, no han presentado formalmente sus dimisiones pero al hacerlo, Morales las analizará a su regreso al país, lo cual podría ser hoy por la noche o mañana temprano.

SOSPECHABAN DE RENUNCIA EN FINANZAS

Para el Ejecutivo hubo indicios de que el ministro Julio Héctor Estrada podría renunciar a su cargo.

“Ayer nos enteramos por un comunicado, ya verificamos que es real porque los tres ministros la compartieron en sus cuentas pero hasta ayer ninguno había presentado su carta de renuncia formalmente, ya teníamos indicios de que el ministro de Finanzas podría renunciar pero no de los otros dos”, declaró el vocero presidencial.

En vista de ello, la Presidencia aún no tiene claros los motivos que impulsaron la decisión de los tres funcionarios.

Hoy esperan que el presidente en funciones, Jafeth Cabrera, los reciba para conocer las causas de sus renuncias.

PERSONAS SON TEMPORALES

Sin embargo, el Ejecutivo considera que la situación no es difícil de llevar y enfatizaron que no es la primera vez que alguien deja el cargo.

“Las personas son temporales, las instituciones son las que deben permanecer y es una transición, no es el primer ministro que renuncia, no es algo que no se pueda manejar el Presidente encontrará personas idóneas”, dijo Hiemann.

Finalmente informó que las cartas van a ser aceptadas hasta que se cuente con los nuevos funcionarios que van a sustituirlos en el cargo.

COMUNICADO

Ayer, en un comunicado conjunto, Rivas, Teleguario y Estrada dieron a conocer que desde “hace tres semanas, inició una crisis política que nos hizo reflexionar sobre la continuidad al frente de nuestros cargos dentro del Gobierno de Guatemala”.

En ese sentido, mencionan que en su oportunidad coincidieron que aún había un espacio para continuar trabajando por los temas importantes para la población.

La Hora


Piden antejuicio contra 107 diputados del Pacto de Corruptos

Los antejuicios fueron planteados por el abogado de la agrupación Elvin Díaz, y pide que se realicen las pesquisas para retirarles la inmunidad.

La petición se da luego de que los congresistas aprobaran los decretos 14 y 15 2017, que contenían las reformas al delito de financiamiento electoral y sobre la conmutación de penas.

En el expediente los grupos explican que los parlamentarios habrían cometido los delitos de resoluciones violatorias a la constitución y obstrucción a la justicia.

Piden que se eleve el expediente a la Corte Suprema en los primeros tres días hábiles desde su recepción, para que los magistrados de ese organismo le den trámite y nombren juez pesquisidor.

La Alianza es integrada por varias organizaciones y colectivos sociales que mantienen permanente vigilancia de las actuaciones de los políticos del país.

Según el abogado que los representa, aunque la Corte de Constitucionalidad emitió un amparo que detuvo los cambios que el Congreso había hecho, si se analiza la resolución se muestra que los diputados pusieron en riesgo el orden democrático y jurídico. “Por eso creemos que hay elementos para juzgarlos por esos dos delitos”, enfatizó Díaz.

El pacto

El primer cambio al Código Penal que los diputados acordaron fue la modificación del delito de financiamiento electoral, el cual fue divido en tres partes, financiamiento electoral, no registrado y anónimo.

Con el primero determinaron que comete el delito el que reciba o proporcione recursos para el financiamiento de organización política (…), a sabiendas de que provienen de aportes del narcotráfico u otras actividades delictivas.

En el segundo estipularon que el contador del partido político es el responsable del delito al saber de los recursos y no registrarlos o reportarlos.

Mientras que en el anónimo el delito lo comete quien realice aportaciones dinerarias de forma anónima.

Además, reformaron el artículo 50 que se refiere a la conmutación de penas privativas de libertad. En este estipularon que lo delitos que no excedan de 10 años serán conmutables.

En el 51, sobre los delitos inconmutables, eliminaron el inciso que indicaba que son inconmutables todos los delitos contenidos en otras leyes.

Con estos últimos dos artículos daban la posibilidad a que unos 400 delitos fueran exentos de cárcel, entre ellos extorsión, homicidios, asociación ilícita y otros.

Todas las modificaciones fueron revertidas el 15 de septiembre, bajo presión de diversos sectores y la ciudadanía.

Prensa Libre