Concluye en Bolivia seminario internacional “América Latina en disputa: batalla mediática”

El seminario internacional sobre ataques mediáticos a gobiernos progresistas “América Latina en disputa: batalla mediática” concluyó la víspera con una declaración final que condena el accionar de los conglomerados multimediáticos que manipulan la realidad venezolana entre tanto ocultan flagrantes violaciones de los derechos humanos como es la desaparición forzada de Santiago Maldonado en Argentina.

En la jornada de hoy las personalidades internacionales presentes sostuvieron un cálido encuentro con el presidente Evo Morales.

El evento fue auspiciado por la Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad y las organizaciones Generación Evo, Azules del Oriente y Columna Sur.
En él participan también el politólogo argentino Atilio Borón; Luis Hernández, del diario La Jornada; Octavio Antunez, del Partido de los Trabajadores de Brasil; Carlos Antonio Lozada, responsable de prensa del partido Fuerza Alternativa Revolucionaria de Colombia, y Jimmy Iturri, de la red ATB de Bolivia.

Declaración final

Conclusiones del Segundo Seminario Internacional “América Latina en disputa: la batalla mediática” Los y las participantes del Seminario reunidos en las ciudades de La Paz y Santa Cruz de la Sierra los días 27 y 28 de Septiembre del año 2017, preocupados por el acoso que están sufriendo los gobiernos y líderes populares en América Latina quieren dar a conocer las siguientes conclusiones del evento.

DENUNCIAMOS la intensificación de la contraofensiva imperialista tendiente a restaurar las condiciones vigentes en esta región en vísperas del triunfo de la Revolución Cubana. El asalto al poder de la derecha en Brasil, el acceso de la misma al gobierno en la Argentina, la continua desestabilización contra la Venezuela Bolivariana tanto como a Bolivia, Ecuador, El Salvador y Nicaragua, así como el reimpulso del bloqueo contra Cuba y la intensificación de la presencia militar estadounidense en Nuestra América, configuran un panorama preocupante cuya gravedad mal podría ser subestimada.

CONSTATAMOS la gravedad de la manipulación mediática sin precedentes en relación a los líderes y los gobiernos populares, mediante campañas de difamación como la acontecida en Bolivia en las semanas previas al 21 F. Esta misma maniobra se reedita en los casos de Argentina, Brasil y Venezuela, satanizando las figuras de Cristina Fernández de Kirchner, Luiz Inácio “Lula” da Silva, Dilma Rousseff y Nicolás Maduro Moros.

CONDENAMOS la actitud de los medios concentrados que agigantan los problemas y las dificultades que existen en Venezuela y los demás países “bolivarianos” a la vez que callan ante la masacre en curso en países como México, en donde sólo el año 2016 hubo 3.803 desaparecidos reconocidos en los informes oficiales; o ante el más de un centenar de militantes de base de los movimientos por la paz en Colombia asesinados en los últimos dos años o los más de siete millones de desplazados por el paramilitarismo y el narcotráfico en ese mismo país. De la misma forma los conglomerados multimediáticos ocultan la gravedad de un hecho como la desaparición forzada de Santiago Maldonado en la Argentina, que se suma a la prisión domiciliaria sin existir condena previa de la parlamentaria del Mercosur Milagro Sala.

EXHORTAMOS a los gobiernos y los movimientos sociales de la región a crear una red de comunicadores populares que coordine a escala latinoamericana y caribeña las informaciones verídicas sobre lo que realmente está aconteciendo en nuestra región así como los principales procesos globales que ponen en riesgo la paz mundial y la misma sobrevivencia de la especie humana, tal como acertadamente lo planteara Fidel Castro en la Cumbre de la Tierra en Río, en 1992. Esta red debería hacer frente a la coordinación continental que desde el año 1991 presenta la derecha regional tutelada por Estados Unidos y con sede en Miami. En ese sentido rescatamos el papel jugado por TeleSUR y por un buen número de medios contrahegemónicos como La Jornada de México, Página/12 de Argentina, La Epoca de Bolivia, RT, HispanTV, NC Noticias de Colombia, Sputnik y otros, pero que todavía aún no actúan de manera coordinada en el plano regional, menoscabando de ese modo su impacto en la opinión pública latinoamericana.

APOYAMOS la voluntad de los movimientos sociales de Bolivia en cuanto la repostulación del presidente Evo Morales Ayma a un nuevo turno presidencial. Destacamos asimismo el papel de Bolivia en el nuevo escenario geopolítico mundial, evidenciado por su presidencia en el G77 + China y las valientes críticas formuladas por el presidente Evo a las amenazas del prepotente nuevo jefe del imperio Donald Trump. PROPONEMOS que se apoye firmemente la iniciativa de declarar el 9 de Agosto como el “Día Internacional de los Crímenes estadounidenses contra la Humanidad”, recordando esa fecha de en la que Estados Unidos arrojó su bomba atómica sobre la ciudad de Nagasaki.

CONVOCAMOS al Tercer Seminario Internacional “América Latina en Disputa” a realizarse en el año próximo para continuar debatiendo los grandes desafíos que entraña la restauración conservadora en América Latina y la renovada agresividad del imperio norteamericano.

Cuba Debate