Paraguay: el presidente y el vicepresidente inscriben sus candidaturas para el Senado

El presidente Horacio Cartes y el vicepresidente de la República, Juan Afara, inscriben hoy oficialmente sus respectivas candidaturas en busca de una banca en la Cámara de Senadores para el próximo periodo que se inicia en el 2018 hasta el 2023.

El presidente de la República encabezará la lista para la Cámara Alta por el Movimiento Honor Colorado. Esta decisión se tomó luego de que fracasó el plan de enmienda para la impulsar la figura de la reelección presidencial.
Para sostener su liderazgo, Cartes decidió apostar sus fichas para el Congreso. Sus aliados políticos señalaron que no necesita presentar renuncia al cargo de presidente de la República.

Mientras, el vicepresidente Juan Afara, quien integra el lugar número dos de la lista para el Senado por Colorado Añetete, renunciará después de las internas del 17 de diciembre. El presidente Cartes solamente dimitirá una vez que entregue la presidencia el 15 de agosto del próximo año. Los cartistas quieren repetir la misma fórmula utilizada por el entonces presidente Nicanor Duarte Frutos en las elecciones generales de 2008.

Desde Mburuvicha Róga señalaron que no existe ningún artículo constitucional que obligue a Cartes a presentar renuncia. “No tiene que renunciar”, afirman en forma categórica los aliados del presidente de la República.

En los actos realizados en el interior del país, y en el Departamento Central, el cartismo asegura que Cartes no está impedido y puede asumir una banca en el Congreso.

El mandatario busca mantener su liderazgo para concentrar poder. Está operando abiertamente para posicionar a su candidato, Santiago Peña, y como vicepresidente Luis Gneiting. Además de manejar las decisiones en la Junta de Gobierno, también quiere lograr mayoría en la futura composición legislativa.

legalidad. Esta situación genera una laguna legal. El artículo 189 de la Constitución Nacional es el único que prevé las funciones del presidente una vez terminado su mandato, en donde señala la figura de senador vitalicio si no fue sometido a juicio político.

El ex asesor del Tribunal Superior de Justicia Electoral, Carlos María Ljubetic, había señalado que ninguna normativa establece que no se puede renunciar a la senaduría vitalicia o que sea incompatible con otros cargos.

Los cartistas usan como aval lo sucedido en el 2007 cuando un grupo de colorados disidentes planteó una acción de inconstitucionalidad contra la candidatura del entonces presidente Duarte Frutos. En diciembre de ese año, la Corte Suprema de Justicia no puso ninguna objeción o inhabilidad, permitiendo que siga en carrera el ex mandatario hasta que fue electo senador.

Sin embargo, luego no lo dejaron jurar ante la coyuntura política desfavorable. Los colorados perdieron las elecciones generales y el sector nicanorista perdió mayoría en el Congreso.

La candidatura de Cartes genera mayor polémica, ya que los legisladores que serán electos en las elecciones de abril deben asumir la banca el 1 de julio de 2018. Algunos analistas consideran que debe presentar su renuncia para jurar como senador, porque no puede ser senador y presidente al mismo tiempo.

Entre las inhabilidades establecidas en el artículo 197 de la Constitución Nacional, para ser senador y diputado no menciona al presidente de la República.

Última Hora