Evo Morales: “EEUU atenta contra los DDHH, políticos y económicos de hermanos venezolanos”

Evo Morales: Sanciones de EEUU son una agresión contra Venezuela

El presidente de Bolivia, Evo Morales, calificó como una grave ofensa contra Venezuela las sanciones “unilaterales impuestas de manera sistemática por el Gobierno de Estados Unidos (EEUU) sobre el país y alertó que se trata de un atentando contra la democracia y América Latina”.

A través de su cuenta en la red social Twitter, Morales indicó que “EEUU atenta contra los Derechos Humanos, políticos y económicos de hermanos venezolanos e impone sanciones arbitrarias y unilaterales porque la derecha fue derrotada de manera contundente en las elecciones de octubre. Es una agresión contra Venezuela, la democracia y América Latina”, reseñó AVN.

El pasado jueves 9 de noviembre, EEUU continuó realizando sanciones a Venezuela al sancionar a 10 funcionarios del Gobierno nacional, entre los que se encuentran tres ministros y dos miembros del Consejo Nacional Electoral (CNE).

Asimismo, esta acción fue rechazada por el presidente Morales, quien en un mensaje escribió que “sancionar a las autoridades que administraron elecciones democráticas en Venezuela es grave ofensa contra la voluntad del pueblo venezolano y demuestra la impotencia del imperio que fracasó en su intento golpista e intervencionista. Latinoamérica ya no es colonia yanqui”.

El pasado jueves, el secretario del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, aseguró que el Gobierno estadounidense sancionará a los funcionarios del Gobierno nacional que supuestamente son “cómplices” con los intentos del presidente de la República, Nicolás Maduro, de “socavar” la democracia.

Ante esto, el ministro para Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza, rechazó el jueves pasado las nuevas sanciones de EEUU y enfatizó que forman parte de la campaña sistemática que mantiene esa administración.

El canciller remarcó en mensajes publicados en el Twitter que “EEUU viola una vez más el Derecho Internacional y desconoce el principio de no injerencia en los asuntos internos de los países, lo que deja al descubierto sus intenciones imperialistas”.

El Universal