Lobo: hay intereses electorales detrás del reclamo de El Salvador por isla Conejo

El proceso de elecciones que se avecina en El Salvador podría estar detrás de los reclamos de ese país sobre la isla Conejo, que históricamente ha pertenecido a Honduras.En esos términos se pronunció el presidente Porfirio Lobo al conocer un informe técnico sobre la isla Conejo, presentado por expertos de la Cancillería en Consejo de Ministros.

Lobo se mostró extrañado de que el presidente de El Salvador, Mauricio Funes, no se haya comunicado para dialogar sobre el tema luego de las reacciones generadas por el acto de izada de la Bandera en el islote, el pasado 31 de agosto, y, por segunda ocasión, el fin de semana.“Cuando hay este tipo de inquietudes los presidentes se comunican y quiero decirles que yo no he recibido ninguna comunicación del presidente (Mauricio) Funes y como yo entiendo este tema de las campañas, El Salvador estará en elecciones en febrero, entonces a veces estos temas surgen más en cierto momento”, dijo.

El gobierno salvadoreño reclamó el pasado 1 de septiembre al Gobierno de Honduras, mediante una nota girada a la cancillería hondureña, por el acto cívico que todos los años realizan las Fuerzas Armadas en la isla Conejo al iniciar las fiestas de independencia.

En respuesta, el Gobierno hondureño rechazó los reclamos de El Salvador al hacer referencia a la sentencia de la Corte Internacional de Justicia de La Haya de 1992 que define la frontera terrestre, insular y marítima entre ambos países.

El fallo señala que en la zona únicamente estaban en disputa las islas El Tigre, Meanguera y Meanguerita; la primera concedida a Honduras y las dos restantes a El Salvador.La sentencia no hace referencia a la isla Conejo en virtud de que la Corte siempre consideró que el islote pertenece a Honduras y prueba de ello es el rechazo a la demanda de revisión presentada por El Salvador el 10 de septiembre de 2002.Lobo conoció los detalles del fallo a través del asesor de la secretaría de Relaciones Exteriores, Carlos López Contreras.

López ratificó que la isla Conejo es una prolongación del territorio continental de Honduras en la desembocadura del río Goascorán en el departamento de Valle.El asesor de la cancillería incluso ironizó que la isla Conejo es un tema que fue resuelto en dos ocasiones, en alusión a la sentencia de 1992, y luego al recurso de revisión que fue denegado por la Corte al Gobierno salvadoreño.“Isla Conejo es una prolongación del territorio continental de Honduras en la desembocadura del río Goascorán, sector que fue objeto de disputa en la controversia insular y marítima de 1988 hasta dictarse sentencia el 11 de septiembre de 1992”.“La isla Conejo es un tema resuelto dos veces, a Honduras le toca ganar dos veces los juicios… La isla queda a 400 metros cuando hay agua y cero espacio marítimo cuando es marea baja porque es una prolongación del continente hondureño”.

Contreras consideró que el reclamo salvadoreño sobre isla Conejo podría estar orientado a postergar el cumplimiento de la sentencia de 1992 respecto a la delimitación del océano Pacífico sobre la bocana del Golfo de Fonseca.Y es que en esta zona, tanto El Salvador como Nicaragua, históricamente han pretendido desconocer los derechos de salida al mar que posee Honduras.

“Para mí esta situación no tiene más que una explicación: las autoridades salvadoreñas no han querido entrar en el fondo del tema realmente que está pendiente, que es la delimitación del océano Pacífico, que es una parte fundamental de la sentencia de 1992”.El asesor de la Cancillería afirmó que el reclamo de El Salvador sobre isla Conejo es “un reclamo de papel o un ‘paper claim’ irrelevante desde el punto de vista jurídico y así lo debemos de desestimar.

 

http://www.elheraldo.hn/Secciones-Principales/Pais/Tintes-politico-electorales-estarian-detras-de-controversia-por-isla-Conejo