Representantes de México, Centroamérica y EEUU analizarán migración de niños

Responsables del gobierno mexicano en el tema migratorio se reunirán el viernes próximo con sus homólogos de Centroamérica y Estados Unidos para analizar, entre otros temas, el flujo de menores, fenómeno creciente este año, tanto de los deportados por Washington como los enviados por México a sus países de origen.

El lunes pasado, el fundador del albergue Hermanos en el Camino advirtió sobre el recrudecimiento de esa problemática y dijo que el gobierno mexicano no puede eludir el problema, el cual se ha convertido, subrayó, en crisis humana.

De enero a abril Estados Unidos repatrió a 6 mil 56 mexicanos de 18 años; de éstos, la mayoría (4 mil 992) están registrados como no acompañados. En el subgrupo de menores de 11 años 388 fueron deportados, de los cuales 296 se internaron en el país vecino acompañados por algún familiar y/o adulto, mientras 92 lo hicieron solos.

Información de la Secretaría de Gobernación (SG) detalla que la mayoría de los niños no acompañados eran de Chihuahua (11), Michoacán (10), Baja California (nueve) y Distrito Federal y Guerrero (ocho casos cada uno).

Hay una amplia franja de migrantes menores no acompañados de entre 12 y 17 años. En el lapso mencionado autoridades mexicanas registraron el retorno de 5 mil 668, de los cuales 4 mil 992 dijeron que se internaron solos al país vecino.

La mayoría viajaron miles de kilómetros en esas condiciones; por ejemplo, 534 –igualmente, de entre 12 y 17 años– emprendieron sus viajes de Oaxaca, 404 de Guerrero y 208 de Chiapas. Además, 126 vivían en el estado de México y 325 en Guanajuato.

En cuanto a la atención de México a los migrantes menores de edad (la mayoría procedentes de Centroamérica), la SG reportó que de enero a abril repatrió a 4 mil 80.

En este punto hay un aumento constante. Por ejemplo, en enero el Instituto Nacional de Migración devolvió a 168 niños (menores de 11 años), en febrero a 212, para marzo la cifra llegó a 403 casos y en abril a 409.

De este grupo, 2 mil 888 aseguraron tener entre 12 y 17 años. Hay mil 192 de cero a 11 años. De los más pequeños, mil 42 iban acompañados y 150 bebés o niños no iban con familiares o a cargo de un adulto.

Altos funcionarios de la SG responsables del área aseguraron que México ha generado una estructura de atención especial a niños y jóvenes, yno hay abusos a este sector. Afirmaron que tampoco hay una problemática específica de los abusos del otro lado de la frontera, aunque el flujo migratorio de menores en general sí será motivo de análisis en el cónclave, que se llevará a cabo en Guatemala.

http://www.jornada.unam.mx/2014/06/18/politica/027n1pol