Contundente respaldo de la región a la Argentina en la OEA por la disputa con los “fondos buitre”

El gobierno argentino consiguió ayer el respaldo de la Organización de Estados Americanos (OEA) en su disputa con los fondos buitre por la reestructuración de la deuda externa. A pocos días de la reunión con el mediador Daniel Pollack, prevista para este lunes, el canciller Héctor Timerman y el ministro de Economía, Axel Kicillof, expusieron en la sesión especial de la OEA, donde por aclamación se aprobó el documento con dos notas al pie de Estados Unidos y Canadá, que marcaron diferencias respecto del resto de los 33 miembros de la organización regional. Sobre el cierre de la sesión, Timerman agradeció a los representantes de Latinoamérica y el Caribe y cuestionó la falta de respaldo de los otros dos países: “Lamento profundamente que dos países no se hayan adherido a esta declaración porque considero que es una declaración balanceada que lo único que pide es que las negociaciones sean justas y que se nos permita pagar a nuestros acreedores”, señaló el canciller argentino, apuntando especialmente a la administración de Barack Obama.

Con un tono más duro que el utilizado la semana pasada en las Naciones Unidas, Argentina planteó su posición en el seno del foro regional, donde consiguió otro claro apoyo, con la mencionada excepción de Estados Unidos y Canadá. A diferencia del encuentro del G-77+China realizado en la ONU, en esta ocasión ya se sabía que el juez Thomas Griesa denegó el pedido de stay (suspensión) de la aplicación de su fallo y le impidió a los bonistas que ingresaron al canje cobrar el pago de 539 millones de dólares realizado por la Argentina antes del plazo del 30 de junio.

“Si hoy en día quieren entrar al canje pueden hacerlo. Está abierto, pero los fondos buitre no quieren lo que tienen los demás, quieren más. Nosotros no vamos a aceptar una extorsión, no vamos a aceptar medidas contra el pueblo argentino. Vamos a negociar y no nos vamos a suicidar”, sentenció Timerman. El ministro de Economía, por su parte, volvió a referirse al fallo del juez Griesa pero en términos más duros que otras veces. Lo calificó de “insólito, inédito, injusto y desquiciado” y aseguró que con una interpretación forzosa de la cláusula pari passu se busca “poner de rodillas a un país”.

“Argentina no quiere ser un caso de estudio de cómo con una decisión absurda sufrió un pueblo y una nación. Lo que necesitamos, pedimos, es que la comunidad internacional actúe, reaccione y que lo haga antes de que el precipicio que estableció el juez Griesa esté delante de nuestras narices”, solicitó Kicillof. Durante una conferencia de prensa posterior, el ministro de Economía explicó que los organismos internacionales ya han estudiado estas situaciones y que deberían establecer modalidades de reestructuración de deuda “para que no sean un camino sin final”, en el que un pequeño grupo de personas pongan en riesgo la totalidad de la deuda reestructurada.

En su exposición frente a los cancilleres y embajadores, Kicillof detalló las consecuencias financieras y económicas de esta situación si la Argentina le pagara a los fondos buitre lo que reclaman, al mismo tiempo que se paga el vencimiento de deuda de los bonistas que aceptaron el canje. Esa situación implicaría, por la cláusula RUFO, que en última instancia se tendría que enfrentar un pago total de más de 120 mil millones de dólares, entre los fondos favorecidos por Griesa, aquellos que no ingresaron al canje pero no están incluidos en la causa judicial y los bonistas reestructurados, que estarían en condiciones de reclamar que se les iguale la oferta.

A su turno, Roberta Jacobson, la subsecretaria norteamericana de Estado para los Asuntos del Hemisferio Occidental, subrayó que “se trata de un tema tratado por nuestro sistema judicial que es un cuerpo independiente del gobierno de Estados Unidos”. Repitió así la posición expresada el lunes en la asamblea donde se votó la convocatoria a la reunión de cancilleres. Si bien marcó su “beneplácito” por las declaraciones de la presidenta Cristina Kirchner en pos de un acuerdo con el ciento por ciento de los acreedores y reconoció la voluntad de pago de la Argentina, Jacobson adelantó que incorporaría una “nota al pie” en la declaración, consignando que su gobierno no puede acompañar el planteo por considerarlo un tema concerniente al Poder Judicial. En la misma línea que Estados Unidos se pronunció el representante de Canadá.

Antes de concluir el encuentro, el canciller argentino volvió a pedir la palabra para agradecer a los representantes latinoamericanos y del Caribe y responder a la posición norteamericana. Timerman le recriminó al gobierno de Estados Unidos que mientras emite informes sobre temas domésticos de otros países, ahora se abstiene de opinar cuando se plantea en el seno de la OEA un tema de interés para todos los países de la región. “Lo lamento porque recibo en mi oficina los informes calificándonos y juzgándonos. Nosotros no juzgamos a nadie”, concluyó.

Finalmente, en el documento aprobado ayer los miembros de la OEA declararon:

1. Su respaldo a la República Argentina a fin de que pueda seguir cumpliendo con sus obligaciones, pagando su deuda, honrando sus compromisos como lo viene haciendo y logre un diálogo en condiciones justas, equitativas y legales con el ciento por ciento de los acreedores.

2. Que es esencial para la estabilidad y predictibilidad de la arquitectura financiera internacional garantizar que los acuerdos alcanzados entre los deudores y acreedores, en el marco de los procesos de reestructuración de las deudas soberanas, sean respetados permitiendo que los flujos de pago sean distribuidos a los acreedores cooperativos, según lo acordado con los mismos en el proceso de readecuación consensual de deuda.

3. Su pleno apoyo al logro de una solución que busque facilitar el amplio proceso de reestructuración de deuda soberana argentina.

La reunión de cancilleres convocada a pedido de la Argentina contó con una importante presencia de ministros y funcionarios de primera línea de todos los Estados miembros, lo que marcó el interés que el tema genera en la región. Según la información oficial hubo 17 ministros y viceministros, además de los representantes permanentes ante la OEA. Al arrancar la presentación argentina, Timerman remarcó que el tema de la deuda argentina no es una cuestión meramente económica: “Este no es solamente un tema económico, sino fundamentalmente un tema político, porque de lo que estamos hablando es de un grupo de personas que nosotros denominamos fondos buitre, que utilizando influencias políticas, medios de comunicación, acciones de lobby, medios financieros, quieren intentar controlar el sistema financiero internacional y adaptarlo a sus necesidades. Tener el control de como se manejan las economías y los recursos naturales de nuestros países”, aseguró Timerman.

http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-250069-2014-07-04.html

 

Reunión de Consulta de Cancilleres de la OEA declara respaldo a Argentina en la reestructuración de su deuda soberana

La Vigesimoctava Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores de la Organización de los Estados Americanos (OEA), convocada a solicitud de Argentina, adoptó hoy una Declaración expresando “su respaldo a la República Argentina a fin de que pueda seguir cumpliendo con sus obligaciones, pagando su deuda, honrando sus compromisos financieros y para que, a través del diálogo, logre un acuerdo justo, equitativo y legal con el 100% de sus acreedores”.

En la Declaración, los representantes destacan “que es esencial para la estabilidad y predictibilidad de la arquitectura financiera internacional garantizar que los acuerdos alcanzados entre deudores y acreedores, en el marco de los procesos de reestructuración de las deudas soberanas, sean respetados permitiendo que los flujos de pago sean distribuidos a los acreedores cooperativos según lo acordado con los mismos en el proceso de readecuación consensual de la deuda”.

Finalmente, a través del documento los Cancilleres de la región declaran “su pleno apoyo al logro de una solución que busque facilitar el amplio proceso de reestructuración de la deuda soberana argentina”.

El Secretario General de la OEA, José Miguel Insulza, se refirió al tema de la reunión como “uno que no sólo amenaza la estabilidad financiera de este hermano país, sino que además daña gravemente los mecanismos de reestructuración de deuda soberana que se han venido desarrollando, con el acuerdo de los organismos internacionales de crédito, para permitir a numerosos países superar sus crisis de deuda y ponerse nuevamente en la perspectiva del crecimiento”.

La situación representa, continuó el Secretario General, “una triple paradoja”. El primer aspecto, explicó, es que mientras que en las economías nacionales existe “un sistema de responsabilidad limitada por el cual una empresa o corporación que se declara en quiebra responde solamente hasta el monto de sus haberes y en ningún caso el cobro de sus deudas puede afectar el patrimonio de sus accionistas”, al contrario, en la economía global, “esta responsabilidad limitada no está consagrada”. Por lo tanto, dijo el Secretario General, “la única posibilidad que los estados soberanos tienen para reestructurar su deuda es alcanzar acuerdos colectivos con sus acreedores, con el respaldo del sistema internacional”.

El segundo aspecto de la paradoja, continuó el líder de la OEA, “es que los esfuerzos por crear un sistema de reestructuración de la deuda soberana que proteja los intereses legítimos de los tenedores de bonos y, a la vez, evite que los países se vean impedidos de crecer y atender las necesidades urgentes de sus ciudadanos, se encuentran ahora hipotecados por una decisión que dice que el que acepta una renegociación y el que no la acepta deben ser pagados al mismo tiempo”.

“Pero la peor paradoja es que, aunque los gobiernos de todos nuestros países, y los organismos internacionales que hemos formado, están de acuerdo en que se está llevando a cabo una injusta aberración, no aparezcan hasta ahora los instrumentos para corregirla”, dijo el Secretario General Insulza, que celebró que la Reunión de Consulta de la OEA sea una vez más el foro en el que se debata un tema clave para la región.

Por su parte, el Ministro de Relaciones Exteriores de Argentina, Héctor Timerman, explicó que, después del “default” de 2001, Argentina negoció con sus acreedores primero en 2005, y después en 2010, y logró un acuerdo con el 92,4% de ellos. “Pero no contábamos con un pequeño detalle – los fondos buitres – los que quieren dominar este sistema”. “Su éxito, el éxito de los fondos buitres”, dijo el Canciller argentino, “es la ruina de nuestros países. Cuanto más arruinados estamos nosotros, más ganan los fondos buitres”.

El Ministro Timerman defendió que el eje central de la reunión es “un tema político”. “Porque de lo que estamos hablando es de un grupo de personas a las que nosotros denominamos fondos buitres que, utilizando medios políticos, influencias políticas, utilizando medios de comunicación, acciones de lobby, y muchos medios financieros- , quieren intentar controlar el sistema financiero internacional y adaptarlo a sus necesidades”, afirmó.

“Estamos hablando de soberanía”, continuó el Canciller Timerman, “y así podemos seguir este tema, que es mucho más que un simple cálculo económico”. “El problema de la deuda afecta a la gente. La Argentina ya pasó por un default”, dijo el Ministro argentino, y explicó los efectos negativos del default en crear pobreza y desempleo, así como problemas en los sistemas de educación y salud, entre otros. “No es un problema teórico, es un problema práctico, y es un problema que los políticos debemos asumir y resolver”, dijo Timerman.

El Ministro de Economía de Argentina, Axel Kicillof, afirmó ante los Jefes de Delegación de los Estados Miembros que su país quiere negociar la reestructuración de su deuda de buena fe. “Argentina está comprometida con el diálogo y quiere negociar como lo ha hecho siempre, lo vamos a hacer, pero necesitamos igualdad de condiciones, no podemos hacerlo bajo condiciones de extorsión”, dijo el Ministro Kicillof, que agregó que “le pedimos al mundo, le pedimos a la OEA, que tome cartas en el asunto, que acompañe los justos reclamos de Argentina, que ayude a evitar que un juez, por una interpretación de una cláusula que antes no existía, ponga en riesgo lo que Argentina ha hecho para levantarse después de haber sido golpeada en (la crisis) de 2001; para que sus niños coman, para que se eduquen, para que el país vuelva a crecer, esto no puede estar en riesgo porque un grupo de especuladores ponen en riesgo al sistema financiero internacional”.

En otro aspecto de su intervención, el Ministro Kicillof agradeció a la OEA por acoger en su seno el tratamiento de la reestructuración de la deuda soberana de su país. “Valoramos tremendamente que un órgano de la importancia que tiene la OEA, probablemente como decía el Secretario General Insulza el escenario más visible del hemisferio, se haga eco de un problema que está experimentando la República Argentina”, afirmó.

Además, el Ministro de Economía destacó que Argentina ya ha conseguido el apoyo de la comunidad internacional, y –entre otros- mencionó a países como Brasil, Francia, México, Estados Unidos, Uruguay, Bolivia, Venezuela, Ecuador, Cuba, Chile, el G-77 más China, parlamentarios de Reino Unido, a organismos como el FMI, el ALBA, el Mercosur, la UNASUR, la CELAC, y varios expertos.

Al mismo tiempo, advirtió la gravedad de la situación no sólo para su país, sino para cualquiera que se pueda encontrar en una coyuntura semejante. “Es un problema no sólo de la Argentina, sino del mundo entero, y es un problema que muestra una falla en el sistema de financiamiento a los países, y que vuelve probablemente imposible los procesos de reestructuración de deuda soberana”. El Ministro Kicillof agregó que su gobierno acudió a la OEA a explicar su situación y también a “urgir al sistema internacional, al sistema multilateral, a las organizaciones que hemos creado los países, a que actúe. Esto no puede pasar de largo, porque en el medio se pone en riesgo la posibilidad de reestructurar”.

Tomaron la palabra durante la Reunión los representantes de Venezuela, Colombia, Guyana, El Salvador, Honduras, Paraguay, Antigua y Barbuda, Brasil, Bolivia, Uruguay, Perú, México, Nicaragua, Ecuador, Guatemala, Grenada, Estados Unidos, Dominica, Chile, Panamá, Canadá, República Dominicana y Santa Lucia.

http://www.oas.org/es/centro_noticias/comunicado_prensa.asp?sCodigo=C-286/14

 

REUNIÓN DE CONSULTA DE MINISTROS DE RELACIONES EXTERIORES       

VIGÉSIMA OCTAVA REUNIÓN DE CONSULTA                                        OEA/Ser.F/II.28

DE MINISTROS DE RELACIONES EXTERIORES                                        RC.28/DEC. 1/14

3 de julio de 2014                                                                                            3 julio 2014

Washington, D. C.                                                                                           Original: español

RC.28/DEC. 1/14

DECLARACIÓN EN RESPALDO A LA POSICIÓN DE LA REPÚBLICA ARGENTINA

EN LA REESTRUCTURACIÓN DE SU DEUDA SOBERANA[1]/

(Aprobada en la sesión plenaria celebrada el 3 de julio de 2014

y sujeta a la revisión de la Comisión de Estilo)

LA VIGÉSIMA OCTAVA REUNIÓN DE CONSULTA DE MINISTROS DE RELACIONES EXTEREIORES,

TENIENDO EN CUENTA:

Los esfuerzos que viene realizando la República Argentina para honrar los compromisos adquiridos con más del 92 % de sus acreedores, desde la reestructuración de su deuda soberana en los años 2005 y 2010;

La voluntad expresa del Gobierno argentino de negociar de buena fe y de honrar los compromisos adquiridos;

Que es necesario contar con instrumentos que posibiliten acuerdos razonables y definitivos entre acreedores y deudores soberanos, permitiendo hacer frente a problemas de sustentabilidad de deuda en forma ordenada; y

Que la democracia y el desarrollo económico y social son interdependientes y se refuerzan mutuamente,

DECLARA:

1.         Su respaldo a la República Argentina a fin de que pueda seguir cumpliendo con sus obligaciones, pagando su deuda, honrando sus compromisos financieros y para que a través del diálogo logre un acuerdo justo, equitativo y legal con el 100 % de sus acreedores.

2.         Que es esencial para la estabilidad y predictibilidad de la arquitectura financiera internacional garantizar que los acuerdos alcanzados entre deudores y acreedores, en el marco de los procesos de reestructuración de las deudas soberanas, sean respetados permitiendo que los flujos de pago sean distribuidos a los acreedores cooperativos según lo acordado con los mismos en el proceso de readecuación consensual de la deuda.

  1. Su pleno apoyo al logro de una solución que busque facilitar el amplio proceso de reestructuración de la deuda soberana argentina.

[1].             Estados Unidos no puede apoyar esta declaración y hace notar que el tema sigue su curso en el proceso judicial estadounidense.

http://www.oas.org/es/centro_noticias/comunicado_prensa.asp?sCodigo=C-286/14

 

Argentina intimó al Banco de Nueva York y amenazó con iniciarle juicio

La Argentina lanzó ayer un fuerte contraataque con el fin de obligar a las entidades financieras a que garanticen el pago a los  tenedores de títulos públicos que ingresaron al canje de deuda de 2005 y 2010, y cumplan con su función de agentes fiduciarios.

Por ello el gobierno intimó a los intermediarios financieros a que arbitren los medios necesarios para completar y distribuir el dinero que la Argentina destinó a  los bonistas.

Según entiende la Argentina se trata de obligaciones del agente fiduciario, es decir del Bank of New York (BONY) y de Euroclear, de pagar y de distribuir, respectivamente, los fondos a las cuentas de los acreedores de la Argentina.

A través de sendas misivas, dirigidas a las dos entidades, Argentina advirtió que se reservará todos los derechos e iniciará las acciones legales que estime pertinentes, a los efectos de forzar el cumplimiento del contrato de canje argentino, según indicó la agencia de noticias oficial Télam.

La Argentina considera que su obligación con los bonistas del canje fue zanjada una vez que depositó el dinero en las cuentas de la filial del BONY en Buenos Aires en el Banco Central (el Bank of Ney York Mellon), en el marco del Trust Indenture de fecha 2 de junio de 2005, modificado el 30 de abril de 2010. Esta aclaración se realizó como respuesta a una carta que la entidad les envió a sus clientes explicando la razón por la que decidió no mover los U$S 539 millones que el gobierno nacional depositó en las cuentas que el Banco de Nueva York tiene en el Banco Central.

Argentina considera que el BONY incumplió con sus obligaciones de pago, y solicitó a la entidad bancaria que tenga a bien “arbitrar todos los medios necesarios para asegurar el efectivo cobro por parte de los Tenedores de los fondos de su propiedad”.
Para el país los tenedores poseen un derecho absoluto e incondicional al cobro de los montos así depositados.

Asimismo, la Argentina recordó que los fondos deben ser mantenidos en fiducia hasta que lleguen a las cuentas de los acreedores y que el país no tiene interés alguno en dichos montos.

Las autoridades también cuestionaron la carta enviada por el BONY a los tenedores de deuda, al considerar que fue “parcial e ineficaz”, en cuanto omite mencionar el estado actual de la causa judicial que enfrenta la Argentina en Nueva York, y el diálogo que se mantiene con el mediador, y mencionar los derechos que los Tenedores de Títulos de Deuda de la República Argentina emitidos en 2005 y 2010 poseen en el marco del Trust Indenture y frente al BONY.

Respecto de la situación con el Euroclear, en particular, también le pidió que “arbitre los medios necesarios para cumplir con la distribución de los pagos realizados en tiempo y forma por la Argentina” de los bonos en dólares estadounidenses gobernados por ley argentina y de los bonos argentinos con ley inglesa (“eurobonos”), tal como está estipulado en los contratos correspondientes a los canjes 2005 y 2010.

Para la Argentina, Euroclear y otras entidades europeas se encuentran fuera de la jurisdicción de la Corte de Distrito de Nueva York, donde se emitió el fallo.

Además, recordó que en la audiencia mantenida el pasado 27 de junio, el juez Thomas Griesa reconoció que los bonos con ley argentina están permitidos.

Argentina entiende que Citibank, como custodio para Euroclear de bonos en euros con ley nacional, ha procesado en tiempo aquellos pagos destinados a clientes de Euroclear. Y que Euroclear, como caja compensadora intermediaria, tiene la obligación de procesar los pagos de sus clientes con bonos locales, ya que en caso contrario estaría incumpliendo con sus obligaciones en perjuicio de los tenedores.

En segundo lugar, Argentina consideró que el BONY Luxemburgo es una entidad extranjera que está constituida y tiene su centro de actividad principal en Luxemburgo, y por ello, la Corte de Distrito Sur de Nueva York no tiene jurisdicción en la filial de la entidad neoyorquina en dicha ciudad. Adicionalmente, entiende que las cuentas en Euroclear gozan de inmunidad incondicional de embargo de acuerdo con el Artículo 11 del Decreto Real Coordinado N° 62 del 10 de noviembre de 1967. Dicho artículo es a su vez reforzado por el Artículo 9 de la Ley del 28 de Abril de 1999, que implementó la Directiva sobre la Firmeza de la Liquidación de la UE, conforme fuera enmendada por el Artículo 15 de la Ley del 19 de Noviembre de 2004 y por legislación posterior, la cual protege virtualmente toda transferencia de sumas de dinero realizadas a Euroclear y cuentas de liquidación en efectivo mantenidas en Euroclear. Los Eurobonos se rigen por la Ley de Inglaterra y Gales, y se pagan en euros. Por ello, en ningún momento de la cadena de pago de los Eurobonos los fondos pasan por los Estados Unidos o están denominados en dólares estadounidenses. «

López y Thea, a la cabeza de la comitiva que dialogará con Pollack

Desde el Ministerio de Economía confirmaron ayer que el secretario de Finanzas, Pablo López, y el secretario de Legal Técnica, Federico Thea, integrarán la comitiva que dialogará el lunes con el auxiliar judicial Daniel Pollack. Estarán acompañados por el subprocurador del Tesoro, Javier Pargament.

Tal como adelantó Pollack a través de un comunicado, estos serán los encargados de sentarse a la mesa con él el próximo lunes para dar a conocer de primera mano la postura argentina. De la reunión no participarán los fondos buitre y, tal como indicó ayer el ministro de Economía, Axel Kicillof, por el momento no hay agendado un encuentro entre las partes enfrentadas.

En la nota enviada vía mail, Pollack, especialista en litigios financieros, sostuvo que los letrados de Argentina del estudio Cleary Gottlieb le transmitieron que “una delegación de autoridades de alto nivel del gobierno de Argentina viajará a la ciudad de Nueva York” para llevar adelante un encuentro “el lunes 7 de julio”.

Minutos antes, Kicillof había anunciado que la reunión del próximo lunes será exclusivamente con Pollack para llevar adelante negociaciones con los fondos buitre. En la conferencia de prensa brindada en Washington tras la 28° reunión de consulta de la OEA, Kicillof dijo que “no va a ser una reunión con la otra parte, va a ser una reunión con el señor Pollack”. El mediador confirmó esta especie en su mail posterior.

En la conferencia de prensa, Kicillof señaló que Pollack “comenzó a interiorizarse” sobre el tema y que el lunes “va a conocer de boca de los funcionarios argentinos los elementos para llevar adelante un diálogo con los fondos buitre”.

Por otra parte, el ministro reiteró el pedido del gobierno argentino a los bonistas con títulos reestructurados para que “acompañen” ante la justicia neoyorquina las negociaciones con los fondos buitre.

http://beta.tiempo.infonews.com/nota/3094/argentina-intimo-al-banco-de-nueva-york-y-amenazo-con-iniciarle-juicio

 

Banco del Sur respalda a Argentina en reestructuración de su deuda soberana

El Consejo de Administración del Banco Del Sur manifestó su apoyo a la República Argentina en la reestructuración de su deuda soberana, frente al reciente fallo judicial favorable a un grupo minoritario de tenedores de títulos de deuda.

“Cuya actitud obstaculiza el logro de acuerdos definitivos entre deudores y acreedores y pone en riesgo la estabilidad financiera de los países”.

COMUNICADO DEL CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN DEL BANCO DEL SUR  EN RESPALDO A LA POSICIÓN DE LA REPÚBLICA ARGENTINA  EN LA REESTRUCTURACIÓN DE SU DEUDA SOBERANA

El Consejo de Administración del Banco del Sur, frente al reciente fallo judicial favorable a un grupo minoritario de tenedores de títulos de deuda soberana de la República Argentina pendiente de reestructuración (hold-outs), manifiesta:

Su más enérgico rechazo al accionar de dichos grupos minoritarios, cuya actitud obstaculiza el logro de acuerdos definitivos entre deudores y acreedores y pone en riesgo la estabilidad financiera de los países;

Reconocer la voluntad y el compromiso de la República Argentina de honrar sus deudas con la totalidad de los acreedores de manera justa, equitativa y legal;

Que es indispensable para la estabilidad del sistema financiero internacional garantizar que los acuerdos alcanzados entre deudores y acreedores en el marco de los procesos de reestructuración de las deudas soberanas sean respetados, permitiendo que los flujos de pago sean distribuidos según lo acordado con los acreedores en los procesos consensuales de readecuación de deuda;

Su solidaridad y apoyo a la República Argentina, alentando la posibilidad de alcanzar acuerdos razonables y definitivos entre acreedores y deudores soberanos, permitiendo a los países hacer frente a problemas de sustentabilidad de deuda de forma ordenada.

Asimismo, ratificamos nuestro compromiso de fortalecer la nueva arquitectura financiera regional y en ese contexto la puesta en operación del Banco del Sur, a fin de salvaguardar y proteger los intereses de nuestros países y la integración regional.

http://www.minci.gob.ve/2014/07/banco-del-sur-respalda-a-argentina-en-reestructuracion-de-su-deuda-soberana-comunicado/