Profesores prometen más protestas si el Gobierno no atiende demandas

El Colegio de Profesores realizó una marcha por el centro de Santiago como parte del paro nacional de advertencia al Gobierno. El objetivo, fue exigir el cumplimiento de la denominada Agenda Corta Docente y se da luego que se denunciara el incumplimiento del Ejecutivo en los acuerdos con el Magisterio.

Recordemos que los principales puntos en dicha agenda son: el pago de la “deuda histórica”; que los maestros tengan tres años consecutivos o cuatro años discontinuos con un contrato de 20 horas de Aula y puedan quedar como titulares en su cargo o contratados de planta; el reajuste del Ingreso Mínimo Docente en que se establece que ningún profesor puede ganar menos de 12 mil 245 pesos por hora y el Incentivo al Retiro de los Profesores.

Así, el presidente del gremio, Jaime Gajardo, entregó un positivo balance de la movilización que tuvo además, una paralización de alrededor de un 80 por ciento de las escuelas municipalizadas y los corporados, a la que también se plegaron escuelas particulares subvencionadas.

“Nosotros esperamos que después de esta jornada, que es la primera parte de un plan que hemos elaborado de movilizaciones, el Gobierno recoja la señal y de respuesta a los temas concretos” dijo Gajardo.

No obstante, el dirigente del Magisterio destacó que en este momento hay un diálogo con el ministerio de Educación y se han anunciado para la próxima semana reuniones respecto a la carrera docente, por lo que en ese marco, esperan que se les responda a la Agenda Corta que, a su juicio, está vinculada a la Reforma Educacional.

Desde la Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios (Cones), quienes respaldaron la movilización, su vocero Ricardo Paredes, aseguró que la forma de hacer “lobby” del movimiento social es la movilización y que la Agenda Corta debe tratarse con la mayor celeridad si luego quieren tratarse temas más de fondo como la carrera docente.

“Nosotros hemos visto muy buena disposición de parte del ministro Eyzaguirre al momento de avanzar a puntos esenciales o de entender cuestiones centrales de la crisis del sistema educativo en Chile, por tanto, nosotros vemos con buenos ojos como se podría dar este proceso” señaló Paredes.

Asimismo, el líder de los estudiantes agregó que tiene que haber una “presión”, puesto que “en el Gobierno de la Nueva Mayoría existe un tironeo constante de los conservadores liderados principalmente por el senador Ignacio Walker, por siempre llevar al mínimo la expresión de cambio de cualquier intento de transformación social”, sentenció.

En cambio, Claudia Sanhueza, académica del Instituto de Política Pública de la Universidad Diego Portales, investigadora en economía de la educación, defendió los objetivos del Mineduc, que estaría más enfocado en las condiciones permanentes de trabajo de los maestros antes que en los temas de urgencia o puntuales que los profesores proponen.

“Que sus sueldos sean realmente comparables a profesionales que desarrollan una labor rentable en el mercado laboral porque en el fondo aunque no se vea la rentabilidad en términos de pesos de educar un niño, la rentabilidad en términos sociales de lo que ellos hacen es tremenda. La externalidad que produce su trabajo tiene que ser cubierta por todos a través de impuestos” opinó la experta.

De este modo, mejorar las condiciones laborales para tener más horas no lectivas y mejoras en los sueldos y de carrera docente serían las demandas prioritarias que apuntó Claudia Sanhueza.

Los profesores advirtieron que hoy comenzó un paro de 24 horas y de no haber respuesta en los próximos días, de parte de las autoridades, realizarán un paro de 48 horas el 5 y 6 de noviembre y luego, un paro indefinido a partir del lunes 10 del mismo periodo, con una previa consulta en una asamblea nacional.

Diario U Chile