El Ejército de Liberación Nacional anuncia su disposición a dejar las armas

ELN: “Asistimos a este diálogo para examinar la voluntad real del gobierno”

El Ejército de Liberación Nacional -ELN- difundió un video de 13 minutos en el que presenta la realización de su Quinto Congreso Nacional. Allí dan respuesta a la convocatoria del gobierno al diálogo y ponen a consideración “si dejamos de usar las armas”, en tanto haya “voluntad real del gobierno y del Estado colombiano”.

“El gobierno ha planteado su disposición a poner fin al conflicto armado y para ello ha convocado a la insurgencia. Asistimos a este diálogo para examinar la voluntad real del gobierno y del Estado colombiano; si en este examen concluimos que no son necesarias las armas, tendríamos la disposición de considerar si dejamos de usarlas”. Esa es la referencia directa al tema que, en los últimos días, despertó expectativas tras la insistencia del presidente Santos en convocar al ELN a “llegar a un acuerdo lo más pronto posible sobre los puntos en la agenda que hemos venido discutiendo desde hace algún tiempo”.

En el video, la confirmación de que el ELN asistirá al diálogo puede escucharse en palabras de Nicolás Rodríguez Bautista, primer comandante de esta organización guerrillera, como parte de la lectura de la declaración política del Quinto Congreso Nacional que se habría realizado en el último tiempo en algún lugar que las imágenes identifican como “montañas de Colombia”.

El video muestra a delegaciones de guerrilleros reunidos en un lugar selvático ambientado con banderas de Camilo Torres, Manuel Pérez y Simón Bolívar, entre las que destaca una que dice “Bienvenidos compañeros delegados al V Congreso del Ejército de Liberación Nacional”. Durante los 13.45 minutos que dura la cinta pueden escucharse testimonios de cuatro integrantes del máximo órgano de dirección de la organización, el Comando Central -COCE- (además del ya mencionado Rodríguez Bautista, hablan los comandantes Pablo Beltrán, Antonio García y otro comandante identificado solamente como Pablo) y una integrante de la Dirección Nacional, la comandante Paula.

“Prueba de lo que es nuestra fortaleza”

“El solo hecho de nosotros realizar nuestro Quinto Congreso da prueba de lo que es nuestra fortaleza. Porque reunir a toda la comandancia del ELN de las diferentes regiones del país es una acción donde mostramos capacidad de movilidad, capacidad de realizar nuestros eventos” afirma el comandante Pablo Beltrán.

Por su parte Antonio García, también del COCE, reafirma lo que es una insistencia histórica de esta guerrilla respecto a la forma en que deben encararse los debates políticos que la involucran, apelando a la participación de la sociedad. “El reto de la paz no es solamente un diálogo entre la guerrilla y el gobierno, sino un esfuerzo que toda la sociedad tenemos que hacer”, afirma.

La declaración política inicia con un saludo de año nuevo y una mención al contexto latinoamericano, del que destacan los “esfuerzos democratizadores” y mencionan a los gobiernos de Ecuador, Nicaragua, Chile, El Salvador, Bolivia, Brasil, Uruguay, Cuba, Venezuela y Argentina.

“Las cosas siguen igual”

La presentación del Quinto Congreso coincide con los 50 años de la toma de Simacota el 7 de enero de 1965, una de las acciones fundantes de este grupo insurgente. La declaración política retoma las definiciones del Manifiesto de Simacota dado a conocer en aquel entonces por la naciente organización, en el que se hace una caracterización de la situación de injusticias que se presentaban medio siglo atrás y que motivaron el surgimiento tanto del ELN como de las FARC. Tras esa referencia histórica, el texto concluye: “Las cosas siguen igual. Hace más de 50 años nos alzamos en armas porque entendimos que las vías legales estaban cerradas para las luchas del pueblo; hoy así lo seguimos considerando”.

Sin embargo, tras esa reafirmación de la lucha armada, sigue la confirmación de que sí asistirán al diálogo al que los convoca el gobierno.

Todavía falta

En junio del año pasado el ELN y el gobierno ya habían reconocido, en un comunicado conjunto, la existencia de una “fase exploratoria” de negociaciones de paz. Desde entonces, la expectativa por la formalización de esos diálogos no había encontrado hechos fehacientes que permitieran verificar avances. En esta ocasión, las palabras del presidente Santos días atrás y el contenido de la declaración política conocida hoy parecen corresponderse a un “diálogo”, distante, no del todo claro aún, en el que el presidente invita explícitamente al ELN a “llegar a un acuerdo lo más pronto posible” y desde esta guerrilla se responde, dos días después: “asistimos al diálogo”.

Aún así, lo que se conoce es sólo eso, y es poco si se tiene en cuenta que aún no se sabe con certeza cuándo se formalizará dicha mesa de negociaciones, en qué país (aunque las versiones más insistentes hablan de Ecuador, no hay confirmación oficial), ni cuál será la dinámica de esas gestiones.

Clamor Social por la Paz es uno de los espacios que, junto al Frente Amplio por la Paz, promueve este tipo de acercamientos entre gobierno e insurgencias. Germán Roncancio fue, junto a la exsenadora Piedad Córdoba, uno de los voceros del anuncio dado a conocer el año anterior. Consultado porColombia Informa tras conocerse este nuevo anuncio, explica: “En Clamor Social para la Paz consideramos que, además de la agenda necesaria del gobierno y la insurgencia, se requiere abordar la agenda estructural e histórica del movimiento social y popular. Es decir, si no se da esto el conflicto continuará y se agudizará, hasta que se den las condiciones para una paz verdadera”.

Respecto a la agenda, se sabe que tendrá un lugar prioritario el tema víctimas y participación de la sociedad. En junio del año pasado, como adelantó Colombia Informa, voceros cercanos a las organizaciones garantes del acuerdo explicaban que los puntos serán seis. A los ya acordados, se sumarían el debate sobre el modelo de democracia en Colombia, las transformaciones económicas requeridas para la construcción de paz (y dentro de ello un cuestionamiento al modelo minero energético) y la definición de programas de desarrollo para las regiones afectadas por el conflicto. Otros dos puntos aún no habrían obtenido acuerdo entre el gobierno y la insurgencia camilista serían los referidos a la forma en que se implementarán los acuerdos, y el fin del conflicto.

Se espera que este nuevo anuncio del ELN de pie a una nueva posición oficial del presidente Santos, y a otra declaración conjunta de esta guerrilla y el gobierno nacional que, esta vez sí, formalice la esperada Mesa de negociación entre las partes.

Colombia Informa

Santos sanciona ley que permite a los colombianos refrendar acuerdos de paz en elecciones

El presidente Juan Manuel Santos sancionó este martes la ley conocida como el referendo por la paz que busca que los colombianos puedan refrendar en las elecciones los acuerdos de paz a los que se llegue en La Habana, Cuba.

“Los referendos constitucionales a los que se refiere la presente ley podrán coincidir con actos electorales”, establece la ley, que aclara que para que así sea el documento en el que se plasman los acuerdos a los que llegue el Gobierno con las Farc en Cuba “deberá ser publicado y difundido para conocimiento de los ciudadanos con anterioridad a la votación”.

Además dice que “cuando tales referendos coincidan con actos electorales, los jurados de votación deberán ofrecer a los electores la tarjeta correspondiente a los referendos junto con las demás tarjetas”.

Aunque no se ha decidido la forma cómo se avalarán los acuerdos de paz, esta norma establece que se podrán realizar campañas como cuando el país afronta unas votaciones, solo que esta vez no serán por un candidato sino por el “si”, el “no” o la abstención.

Para que un referendo se apruebe se necesitan al menos 7,5 millones de votos y la pregunta que se realicé en el tarjetón debe ser aprobada por el Congreso.

Cabe recordar, que la guerrilla ha reiterado que su voluntad es que se realice unaAsamblea Nacional Constituyente.

El Espectador

Farc asegura que referendo que avalaría diálogos de paz no fue concertado

Por medio de un comunicado, la guerrilla de las Farc aseguró que el referendo para avalar los acuerdos que se alcancen con el gobierno en La Habana no fue concertado y “enreda” el camino hacia un acuerdo final de paz.

“Aprovechemos la coyuntura para quitar la maleza jurídica que enreda el avance hacia el Acuerdo Final. Apartemos del camino a los malos consejeros. Erradiquemos las decisiones unilaterales como el marco jurídico, o iniciativas de refrendación no concertadas, como el referendo”, dice la misiva.

En otro de los apartes, los negociadores de las Farc destacan el cambio de posición del presidente Santos expresado en su declaración al finalizar los llamados “retiros espirituales” en Cartagena con expertos en procesos de paz.

“Ahora de manera sensata Santos dice que está teniendo muy en consideración el cese al fuego unilateral e indefinido declarado por nuestra organización, y reconoce ‘que las FARC han cumplido’. Ojalá actúe en consecuencia, porque de nuestra parte, seguiremos planteando iniciativas que beneficien al país ya, pues desde La Habana se está construyendo también el camino constituyente”, dice la comunicación.

Las Farc también solicitan a las organizaciones que conforman el Frente Amplio que prosigan con su labor de veedores del cese al fuego unilateral e indefinido declarado desde el pasado 20 de septiembre.

Este martes el presidente Juan Manuel Santos sancionó la Ley del referendo por la paz que permite que los colombianos avalen o respalden, el mismo día de elecciones regionales, los acuerdos que Gobierno y Farc firmen en La Habana, Cuba.

El siguiente es el comunicado emitido por las Farc:

La paz requiere coherencia.

Nuestro compromiso con el anhelo de paz de los colombianos es total. Por eso nunca estuvimos de acuerdo con esa expresión desafortunada del ex primer ministro israelí, Isaac Rabin, acogida por el presidente Santos que expresaba “vamos a negociar como si no hubiese terroristas, y vamos a combatir a los terroristas como si no hubiese negociación de paz”. Ahora el presidente replantea su posición, diciendo que esta desconexión ya no procede.

Teníamos razón, pues en La Habana no se está negociando con terroristas, sino con una organización política militar rebelde, que es pueblo alzado en armas ejerciendo el derecho universal a la rebelión. Saludamos la nueva posición del Gobierno, que después de la captura del General Alzate, entendió que la confrontación sí puede afectar el desenvolvimiento de la Mesa: la suspensión unilateral de los diálogos por este motivo, puso en peligro el proceso.

Ahora de manera sensata Santos dice que está teniendo muy en consideración el cese al fuego unilateral e indefinido declarado por nuestra organización, y reconoce “que las FARC han cumplido”. Ojalá actúe en consecuencia, porque de nuestra parte, seguiremos planteando iniciativas que beneficien al país ya, pues desde La Habana se está construyendo también el camino constituyente.

Para proseguir con éxito este rumbo, era imperativo manifestar el cese unilateral e indefinido de fuegos y hostilidades, vigilado, y su continuidad supeditada a que nuestras estructuras no sean atacadas, porque tampoco se trata de esperar maniatados los operativos militares de exterminio. Por ello, solicitamos a las organizaciones que conforman el Frente Amplio, que prosigan con su constructiva tarea de vigilancia y alertas tempranas y que concreten la participación de otras esferas, para mayor garantía del éxito de la decisión tomada por las FARC. Con el cese bilateral, se puede construir una paz madura, con todos, con justicia social y nuevas esperanzas. Los nuevos hechos propician su concreción; no los desperdiciemos.

Aprovechemos la coyuntura para quitar la maleza jurídica que enreda el avance hacia el Acuerdo Final. Apartemos del camino a los malos consejeros. Erradiquemos las decisiones unilaterales como el marco jurídico, o iniciativas de refrendación no concertadas, como el referendo.

Blu Radio