Central obrera rechaza respuesta gubernamental a petitorio y exige reunión con el presidente

89

Cochabamba reunió ayer a representantes de las 54 organizaciones de  la Central Obrera Boliviana (COB) en un ampliado que rechazó la respuesta gubernamental al pliego petitorio que presentaron días atrás.

Por este motivo, los dirigentes  buscarán “una reunión directa con el presidente Evo Morales para entablar un diálogo franco en torno a un resumen de lo discutido”, informó  el secretario de Hacienda de esta organización, Jorge Pérez, en la sede de los Maestros Rurales, donde se realizó el ampliado durante seis horas.

Una de las principales preocupaciones del sector, dijo, es conseguir el incremento salarial a masa laboral en un 15 por ciento para la esta gestión, y un sueldo mínimo nacional de Bs 2.000.

“La canasta familiar ronda en un costo de al menos 8 mil bolivianos, y aunque estamos conscientes que esa suma como sueldo básico sería imposible, al menos haremos saber nuestro reclamo del por qué actualmente hay personeros trabajando en las empresas nacionalizadas que ganan sumas sobre los Bs. 70 mil, cuando el mismo Evo Morales dijo que ningún funcionario debía superar el sueldo del mandatario”.

El dirigente expresó la necesidad de una nueva ley que rija a las empresas públicas, que no vulnere los derechos de los trabajadores conquistados a lo largo de los años.

“Las empresas nacionalizadas están rompiendo la Ley General del Trabajo, al infringir muchos puntos” reclamó, haciendo referencia al tema de seguros de salud, uniformes e implementos de protección laboral física, entre otros.

“Hoy muchos compañeros se han quejado que no tienen indemnización, ropa de trabajo y condiciones mínimas de comodidad es sus fuentes laborales”, acotó.

Los Tiempos

Más notas sobre el tema