Argentina: exportaciones de autos registraron el peor semestre en los últimos 15 años

Luego de varios años de crecimiento, las fábricas automotrices radicadas en la Argentina buscan sortear la caída en las ventas, principalmente, las que tienen como destino final otros mercados, el principal negocio para las compañías de este sector.

Así quedó reflejado en el último informe de IES Consultores, en el cual se asegura que las exportaciones del segmento automotriz durante el último semestre mostraron su peor performance de los últimos 15 años.

En este período, las ventas externas llegaron a 128.309 vehículos, con un retroceso del 22,8% sobre lo exportado en igual período de 2014. Ello implicó que los envíos al exterior como porcentaje de la producción se ubicaran en el 47%, la menor participación para un primer semestre desde el 2000.

Durante ese año, Fernando de la Rúa imponía un aumento de tasas impositivas y el FMI prestaba u$s 40.000 millones.

Durante ese año, según datos de la Asociación de Concesionarios de la República Argentina (Acara), las terminales produjeron durante todo el año 339.246 unidades y exportaron el 31% de ese número (107.807 unidades).

Sólo en los primeros seis meses de este año la producción alcanzó 270.273 unidades, lo cual representa un 12,4% por debajo de la correspondiente al acumulado enero-junio del año anterior. Y la estimación es que llegará a las 600.000 unidades.

A la hora de explicar esta caída el trabajo de IES señala que es consecuencia de “la caída del mercado brasileño”.

Otro punto que advierte el informe de la consultora es el de los valores exportados. Al respecto, asegura que en los primeros meses del año alcanzó los u$s 2574,7 millones, lo cual representó un descenso interanual del 22,1% y un 23,1% con relación al primer semestre de 2013. De modo tal que el precio medio por unidad, que llegó a los u$s 20.066, se ubicó en un nivel 0,9% superior al del primer semestre de 2014 (u$s 19.885).

La contracara a esta caída de las ventas al exterior es el mercado interno ya que se vuelcan más unidades a nivel local debido a esa baja de las exportaciones. De todos modos, según refleja el trabajo, las ventas totales cayeron 4,8% interanual entre los seis meses de 2014 y de 2015, con 291.848 unidades.

Esto se debe a las ventas de vehículos importados, que descendieron 21%. En tanto, las ventas de unidades nacionales crecieron 16,5%, lo que refleja la mayor orientación de la producción al mercado nacional en lo que va del año.

Para Carlos Guberman, Economista de IES Consultores “en el mercado interno el sector automotriz podrá exhibir cierto repunte del consumo por la mejora prevista en los salarios reales, pero la oferta seguirá siendo limitada por las traba a las importaciones. Desde el mercado externo, las expectativas de Brasil prevén un descenso del Producto, por lo que la demanda externa continuará en ajuste”.

Cronica