Cancillería dominicana gestionará con Haití la seguridad de camioneros en paro

El canciller Andrés Navarro manifestó ayer que se hace urgente que el gobierno haitiano tome las medidas que garanticen la integridad física de los choferes que entran a su territorio y la seguridad de la carga en ruta a su destino final. En tal sentido informó que la Cancillería, a través de la embajada dominicana en Haití, realizará las gestiones de lugar.

Desde el lunes de la semana pasada, la Federación Nacional de Transporte Dominicano (Fenatrado) mantiene paralizado el transporte de carga hacia Haití hasta que las autoridades de ese país garanticen la seguridad de los choferes y sus vehículos.

Navarro manifestó que los distintos organismos que inciden en la zona fronteriza evalúan la situación de riesgo de los transportistas dominicanos, con el fin de aplicar las medidas pertinentes, conjuntamente con el Gobierno haitiano, que permitan normalizar el servicio de carga.

Ayer el canciller y el ministro de Interior y Policía, José Ramón Fadul, encabezaron un encuentro con el presidente de Fenatrado, Blas Peralta, y con representantes del gobierno central, para buscarle una solución a las dificultades y riesgos que enfrentan los camioneros en el transporte de mercancías hacia Haití.

En una nota de la Cancillería, se informó que durante la reunión, Peralta hizo amplia explicación del conflicto actual en el transporte de carga fronterizo, situación que ha provocado la suspensión temporal del servicio.

Señaló que los camioneros de Fenatrado tienen amplias garantías de seguridad del gobierno dominicano en la zona fronteriza, pero que el peligro les amenaza constantemente una vez penetran con la carga hacia Haití, donde los choferes son agredidos y las mercancías robadas por grupos que operan en el interior del vecino país.

El canciller Navarro explicó que la inseguridad en el transporte de mercancías dominicanas hacia Haití es una situación que afecta a los empresarios y a los transportistas de los dos países vecinos, por lo que urge que el Gobierno haitiano tome las medidas de lugar.

Diario Libre