Venezuela: Nicolás Maduro denuncia planes desestabilizadores liderados por el expresidente de Colombia Álvaro Uribe

El mandatario venezolano reiteró que los planes desestabilizadores en Venezuela han sido liderados por el expresidente colombiano Álvaro Uribe.
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró este lunes que el expresidente colombiano Álvaro Uribe lidera un grupo terrorista para derrocar el Gobierno venezolano.

En una rueda de prensa ante medios internacionales en el Palacio de Miraflores (sede de Gobierno), el jefe de Estado reiteró que Uribe se ha encargado de promover un plan especial para acabar con los logros de la Revolución Bolivariana.

Se refirió al surgimiento del paramilitarismo en Colombia al tiempo que lo calificó como un “fénomeno consumidor de la paz y la estabilidad de todos los colombianos”.

“Álvaro Uribe sí es un anticolombiano, pero la revista Semana me quiere hacer la campaña, de que soy anticolombiano, lo que soy es un antiparaco”, afirmó Maduro.

Aseguró que Venezuela es víctima del capitalismo salvaje del paramilitarismo colombiano, “nosotros hemos sido agredidos durante años por las mafias de Colombia”.

A su juicio, la lucha contra el contrabando y el paramilitarismo​ proveniente de Colombia no ha sido fácil, sin embargo sostuvo que en los últimos seis años se han capturado más de “100 capos duros de droga colombiana”.

Añadió en los próximos días las autoridades venezolanos presentarán 30 nuevos capos. “Cuando denunciamos el paramilitarismo y el contrabando también estamos defendiendo a los más de cinco millones de colombianos”.

Más temprano, el gobernador del estado Táchira (oeste de Venezuela), José Vielma Mora, afirmó que el expresidente colombiano, Álvaro Uribe Veléz, se dirigía a la frontera colombo-venezolana con la intención de generar caos, terror paramilitar y desestabilización en la nación suramericana.

Luego que el Presidente Maduro decretará estado de excepción constitucional en los municipios Bolívar, Ureña, Junín, Libertad e Independencia, del estado Táchira (oeste venezolano), todos ubicados en la frontera con Colombia, la ultraderecha insiste en seguir respaldando las acciones golpistas del expresidente Álvaro Uribe.

En ese sentido, el Gobierno venezolano ha reiterado su intención de proteger y respetar en su totalidad los derechos humanos de los colombianos deportados a su nación.

Telesur