Colombia: tras 21 días, el ELN libera a soldados secuestrados

En las últimas horas fueron liberados los dos soldados que fueron secuestrados por el ELN en el departamento de Boyacá.

A través de un comunicado, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) reveló que el ELN dejó en libertad a los militares Andrés Felipe Pérez Giraldo y KIeider Antonio Rodríguez.

Los dos uniformados son sobrevivientes de la masacre de 11 de sus compañeros en el municipio de Güicán en el departamento de Boyacá.

El pasado 2 de noviembre esa guerrilla había anunciado que liberaría pronto a los uniformados secuestrados.

Tras el ataque terrorista al resguardo indígena de Bachira el Gobierno confirmó horas después el secuestro de los militares que en principio figuraban como desaparecidos.

En su momento, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, reveló los nombres de los miltares cautivos, al término del Consejo de Seguridad citado por el presidente Juan Manuel Santos.

Comunicado

Dos soldados que estaban en poder del Ejército de Liberación Nacional (ELN) fueron entregados hoy a una comisión integrada por representantes de la Iglesia Católica, la Defensoría del Pueblo y miembros del CICR. La liberación tuvo lugar en una zona rural del departamento de Arauca, al oriente de Colombia.

“Nos complace informar que esta operación humanitaria concluyó con éxito. Lo más importante ahora es que las dos personas puedan reunirse lo antes posible con sus familiares y seres queridos”, manifestó Christoph Harnisch, jefe de la delegación del CICR en Colombia. “La confianza que las partes depositan en el CICR como intermediario neutral fue fundamental para esta operación”.

Personal de salud del CICR que hacía parte de la comisión humanitaria verificó que las dos personas liberadas se encontraban en condiciones físicas aptas para el viaje. A continuación, fueron transportadas en vehículos identificados con el emblema del CICR para ser entregados a representantes del ejército colombiano.

Los dos soldados se encontraban en poder del ELN desde el 26 de octubre, día en el que fueron retenidos por esta guerrilla durante combates en zona rural del municipio de Güicán, departamento de Boyacá, nororiente del país.

“Mientras persistan las consecuencias humanitarias del conflicto armado y la violencia en Colombia, el CICR se mantiene dispuesto a facilitar esta u otro tipo de operaciones humanitarias que alivien el sufrimiento de las víctimas”, reiteró Christoph Harnisch. “Así mismo, recordamos a las partes en conflicto la importancia de respetar el derecho internacional humanitario para el bien de la población civil, que no debe verse afectada por las hostilidades”, añadió Harnisch.

El CICR lleva más de cuatro décadas adelantando su labor humanitaria en Colombia para proteger y asistir a las víctimas del conflicto armado interno y de la violencia. Este año, 19 personas han sido liberadas en el país gracias a la intermediación neutral del CICR.

El Espectador