“Estella de Carlotto y Hebe de Bonafini son mujeres despreciables”, Marcos Aguinis, escritor que apoya al candidato presidencial argentino Mauricio Macri

El escritor y ensayista Marcos Aguinis trató ayer de “mujeres despreciables” a las titulares de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, y Abuelas, Estela de Carlotto, y aseguró que se vive en la actualidad “un clima de respiro” similar a cuando asumió la última dictadura militar en 1976.

Aguinis es uno de los intelectuales que apoya a la candidatura de Mauricio Macri, de Cambiemos, y siempre se mostró refractario con la gestión de Cristina y Néstor Kirchner. Ayer, en una entrevista por América 24, disparó polémicas declaraciones cercanas al agravio personal, entre las que afirmó que Hebe de Bonafini “es una mujer despreciable que debería ser enjuiciada”.

Sobre Carlotto, el escritor cuestionó a la referente de Derechos Humanos por su rechazo a formar parte de la campaña por la cubana Hilda Molina, cuando vino al país para visitar a su hijo en la Argentina. “Se negó a brindar su apoyo en nombre de los derechos humanos a una neurocirujana que era perseguida en Cuba. Es una mujer también despreciable”, fustigó.

A su vez, el intelectual arremetió al formular una curiosa comparación con los momentos previos a la llegada de la Junta Militar al poder en 1976: “Cuando Videla asumió, en aquel momento, gran parte de la sociedad Argentina respiró casi aliviada. Recordemos el clima que había, la presidenta era Isabelita. Videla recibió a tres intelectuales: (Ernesto) Sábato, (Jorge Luis) Borges y (Leonardo) Castellani, pero Sábato no aceptó después la dictadura y defendió la democracia. Es alguien de quien tenemos que estar orgullosos”.

En una entrevista publicada hoy por el diario El País de España, Aguinis señaló que Macri “no es un político y ni tiene carisma”: “Quizás esos defectos puedan ser un beneficio porque el político es alguien que está acostumbrado a mentir, buscar el poder para enriquecerse, Macri no necesita enriquecerse, es rico”.

Además, caracterizó que Argentina en estos años “se ha marginado del mundo, estableció una alianza enfermiza con Venezuela y pasó a ser parte de esos paisuchos que apuestan a la demagogia”.

“Argentina está muy lejos de lo que fue su primer centenario (1910), cuando estaba en el séptimo u octavo lugar entre los grandes países del mundo, en los campos económico, educativo, cultural, sanitario. Ha habido una degradación en cuanto al valor de la ley”, sostuvo Aguinis.

Réplica

Tras los insultos, Estela de Carlotto se mostró hoy “ofendida” con Aguinis y estimó que el escritor “perdió el sentido de la cordura” o está “preocupado” por el resultado de los comicios del próximo domingo.

En declaraciones a radio América, evaluó que al calificarla de “despreciable”, el intelectual “se está pintando solo” y planteó: “no voy a responder a algo tan cobarde, porque cuando uno tiene que decir alguna cosa a alguien, la dice en la cara”.

Además, Carlotto cuestionó que Aguinis haya dicho que “gran parte de la sociedad Argentina respiró casi aliviada” cuando se produjo el golpe de Estado de 1976. Y rechazó, como dijo Aguinis, que le haya “dado la espalda” a la médica cubana Hilda Molina. “He hablado con ella”, afirmó.

Infobae

Los desprecios del señor Aguinis

El escritor Marcos Aguinis trató ayer de “mujeres despreciables” a Estela de Carlotto y Hebe de Bonafini, las presidentas de Abuelas de Plaza de Mayo y de la Asociación Madres de Plaza de Mayo. El referente intelectual de Cambiemos, que llegó a comparar al gobierno nacional con el nazismo y apoya abiertamente la candidatura de Mauricio Macri, descalificó la política de subsidios a los servicios públicos (“es la limosna que encadena a la pobreza”), definió a Daniel Scioli como un candidato “oscuro y mediocre”, consideró que “no importa si (Macri) es de derecha o de izquierda” y aseguró que “en algunos países serios la gente ni sabe quién preside el gobierno”. Optimista respecto de un triunfo de Macri en el ballottage del domingo, Aguinis manifestó su “alivio” por sacarse de encima “una suerte de plancha que nos tenía a todos encadenados” y comparó el escenario actual con el comienzo de la última dictadura: “Cuando Videla asumió, gran parte de la sociedad argentina respiró casi aliviada” (sic).

“El próximo presidente casi seguro será Macri y con él se va a profundizar este clima de alivio, de alegría que se ha ido expandiendo en la Argentina desde las últimas elecciones”, dijo Aguinis en América 24. Fundó su certeza en “estadísticas que estoy recibiendo”. “El kirchnerismo se muere y se va a morir sin gloria. Lo que va a durar es el peronismo, que tiene mucho para dar todavía”, pero “tiene un candidato tan mediocre como Scioli”. “Macri hizo lo que tenía que hacer, ¿eso es de derecha o de izquierda? No lo sé”, minimizó, y explicó que el candidato de Cambiemos “no es un ideólogo” sino “un tipo de gestión, no importa si de derecha o de izquierda”. “En algunos países serios la gente ni sabe quién preside el gobierno”, manifestó. Sobre la gestión actual, opinó que “el subsidio es la limosna que encadena a la pobreza” y que Cristina Kirchner “es una gran actriz, logró mucho poder pero no es estadista”.

Un párrafo aparte dedicó a las presidentas de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo. Bonafini es “una mujer despreciable que debería ser enjuiciada”, reclamó. Sobre Carlotto fundó su rechazo en una supuesta “historia personal”: dijo que montó una campaña para facilitar la visita de la cubana Hilda Molina a su hijo en la Argentina, aseguró que tenía la respuesta positiva del entonces canciller Rafael Bielsa, y que en ese contexto se cruzó a Carlotto en un estudio de TV; cuando le pidió ayuda, Carlotto –según Aguinis– “dio vuelta la cabeza”, “se negó a brindar su apoyo en nombre de los derechos humanos a una neurocirujana que era perseguida en Cuba”. “Es una mujer también despreciable”, concluyó.

Cuando la periodista le marcó que opinaba en base a “un pedido puntual” y le preguntó si “eso echa por tierra todo lo que hizo en todos estos años por la recuperación de nietos”, Aguinis opinó que “es muy meritorio” el trabajo de la presidenta de Abuelas, pero insistió en que “en el fondo de su corazón no es una genuina defensora de los derechos humanos”.

Página 12

Estela de Carlotto: “Lo que dijo Marcos Aguinis, lo pinta de cuerpo entero”

La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, calificó hoy de “acción muy cobarde” el ataque verbal del escritor argentino, quien declaró que tanto ella como la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, “son mujeres despreciables”. Carlotto, dijo que las agresiones de Aguinis, se lo tomará con calma, y tratará de entender los porques de sus dichos.

Y destacó que quizás, haya que preguntarle al autor de “Ay, Patria mia”, que hacía él, en función de los derechos humanos y en qué aportó a la democracia argentina. “No sirve sólo con escribir; hay que jugarse y estar-Me gustaría preguntarle a Aguinis ¿Qué hizo él por poco que sea para ayudar a que la democracia existiera?”.

“Un insulto de un hombre hacia una mujer lo pinta de cuerpo entero, pero yo no me enojo, trato de entender los por qué y digo: ‘ladran Sancho, están preocupados empiezan por nosotras y los derechos humanos’”, dijo la referente de Abuelas.

En declaraciones radiales, se refirió a dichos del escritor -que apoya al candidato de Cambiemos, Mauricio Macri-, quien en una nota televisiva dijo que Bonafini “es una mujer despreciable que debería ser enjuiciada”, y definió de la misma manera a Carlotto por no haber brindado su apoyo a Hilda Molina cuando vino a la Argentina por disidencias con el régimen cubano.

“Cuando uno tiene que decir algo contra alguien porque piensa que tiene la verdad, debe buscarla, mirar de frente y decirlo (pero) no por la espalda, cobardemente”, apuntó la presidenta de Abuelas, que recibió la noticia estando en la provincia de Córdoba donde presentó un libro.

Sobre los dichos de Aguinis acerca de que cuando el genocida Jorge Rafael Videla violó la Constitución el 24 de marzo de 1976, “gran parte de la sociedad argentina respiró casi aliviada”, Carlotto señaló que los organismos de derechos humanos continuarán con el “respeto por la Constitución Nacional, la voluntad popular y la lucha por mejorar lo que no está resuelto como saber dónde están las 30.000 personas que la dictadura segó sus vidas y seguir buscando los nietos que faltan”.

“El que conspira contra eso, hay que preguntarse por qué hace esa apología de defender lo que está aprobado por todo el universo (con los juicios de lesa humanidad), porque es casi un delito”, afirmó Carlotto.

Radio Nacional


Volver