A un año del crimen de la activista hondureña Berta Cáceres, Naciones Unidas pide “una investigación rápida, completa e imparcial”

Honduras: piden profundizar investigaciones sobre el caso Berta Cáceres

A un año del asesinato de la ambientalista Bertha Cáceres Flores, el Sistema de las Naciones Unidas (SNU) en Honduras demandó que se realice una investigación eficaz, rápida, completa e imparcial de dicho crimen.

A través de un comunicado, el SNU dio a conocer que al cumplirse un año del asesinato de la lideresa indígena y la tentativa de asesinato del también ambientalista Gustavo Castro, el Estado de Honduras debe investigar y sancionar a todos los responsables.

Este hecho ocurrió la madrugada del 3 de marzo de 2016 en la residencia de Bertha ubicada en La Esperanza, Intibucá.

En el documento se reconoce como “un avance importante” la detención y enjuiciamiento de ocho personas por suponerlas responsables como autores materiales del asesinato de Bertha Cáceres y la tentativa de asesinato en contra de Castro.

Estas ocho personas actualmente guardan prisión por el crimen contra la ambientalista.

“Se reconocen los avances, pero el sistema exhorta al Estado hondureño profundizar los esfuerzos realizados para llegar a la verdad de los hechos”, dice el documento.

“El Estado se encuentra ante un caso extraordinario que se constituye como una oportunidad única para avanzar en el combate contra la impunidad en casos de violaciones de derechos humanos y, sobre todo, para fortalecer la confianza de toda la población hondureña en sus instituciones nacionales de justicia”, enfatiza el Sistema de Naciones Unidas.

Esfuerzos del Estado

Por su parte Roberto Herrera Cáceres, titular del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh), dio a conocer que “realizar una investigación eficaz, efectiva e imparcial sobre el asesinato de la ambientalista Bertha Cáceres Flores es la posición que ha mantenido la institución”.

“El Estado, a través de la acción del gobierno, ha logrado capturar la mayor parte de los actores materiales y ahora se trata de verificar quiénes podrían ser los actores intelectuales”, detalló Herrera Cáceres.

“Para nosotros, el elemento fundamental es tratar de determinar que ese derecho a la verdad que tienen los familiares también sea puesto de manifiesto ante todas las personas, porque esa es la angustia de la familia y la evolución de la investigación”, detalló el funcionario.

Destacó que el Estado tiene que hacer “un esfuerzo adicional” para que esa verdad quede manifiesta hasta los últimos elementos, es decir, hasta donde llega la concepción y ejecución del delito, porque de lo contrario “va a haber impunidad y eso no lo quiere la sociedad”.

Un reducido grupo de estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) se tomaron ayer el bulevar Suyapa para pedir que se haga justicia en el caso de Bertha Cáceres.

A eso de la 1:30 de la tarde de ayer, el grupo de jóvenes que se taparon el rostro con camisas colocaron obstáculos frente a la UNAH, pero fueron desalojados con gas lacrimógeno por miembros del grupo antimotines de la Policía Nacional.

El Heraldo


Comunicado de SNU en el aniversario del asesinato de Berta Cáceres

A un año del asesinato de Berta Cáceres, el Sistema de las Naciones Unidas en Honduras llama a una investigación eficaz, rápida, completa e imparcial del crimen

El Sistema de las Naciones Unidas (SNU) en Honduras, al cumplirse un año del asesinato de la lideresa indígena y ambientalista Berta Isabel Cáceres Flores, y la tentativa de asesinato del también ambientalista Gustavo Castro, en atención al deber del Estado de Honduras de investigar y sancionar a los responsables, garantizar el conocimiento de la verdad y la reparación de las víctimas, desea expresar lo siguiente:

El Sistema reconoce como un avance importante, la detención y enjuiciamiento de ocho personas por suponerlas responsables como autores materiales del asesinato y tentativa de asesinato. Al mismo tiempo, el SNU destaca la preeminencia del deber de debida diligencia de los Estados en relación a la investigación de violaciones de derechos humanos, que implica realizar una investigación eficaz, rápida, completa e imparcial.

Reconociendo los avances, el Sistema exhorta al Estado Hondureño a profundizar los esfuerzos realizados para llegar a la verdad de los hechos acontecidos, como la garantía más efectiva de que hechos tan abominables como estos no se repitan. En este esfuerzo, es fundamental garantizar el derecho de las víctimas a la verdad y evitar su re-victimización.

La promoción del respeto de los derechos humanos y de sus defensores es un objetivo central de las Naciones Unidas. Para promover estos derechos y asegurar efectivo acceso a la justicia, es importante que el Estado hondureño abra espacios de diálogo con las víctimas, como por ejemplo a través del establecimiento de una mesa de trabajo donde concurran las principales partes en el caso.

El Estado se encuentra ante un caso extraordinario, que se constituye como una oportunidad única para avanzar en el combate contra la impunidad en casos de violaciones de derechos humanos y sobre todo para fortalecer la confianza de toda la población hondureña en sus instituciones nacionales de justicia.

“La impunidad alimenta el miedo entre la sociedad civil en general, debilitando las aspiraciones generales de los derechos humanos y el Estado de Derecho”, dijo la Coordinadora Residente, Consuelo Vidal. “La mejor forma de protección que pueden tener los defensores es cuando se hace justicia y los autores son llamados a rendir cuentas”, añadió.

El SNU expresa su solidaridad con la familia de Berta Cáceres y con la comunidad de personas defensoras de derechos humanos en Honduras.

SNU en Honduras


Pueblos indígenas hondureños se movilizan exigiendo justicia para Berta

Una multitudinaria movilización de pueblos indígenas llegó hasta las instalaciones de la Corte Suprema de Justicia en Tegucigalpa, exigiendo justicia por la luchadora social y coordinadora del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh), Berta Cáceres, asesinada hace un año en la ciudad de La Esperanza, Intibucá.

“Exigimos que se capturen y castiguen los autores intelectuales del asesinato, que cese el secretismo alrededor de las investigaciones, que se cierre el proyecto Agua Zarca y que la empresa DESA se vaya definitivamente de nuestras tierras. Un año de impunidad es mucho, demasiado”, dijo Bertha Zúniga, hija de Berta Cáceres.

Por su lado, Tomás Gómez y Miriam Miranda, respectivamente coordinadores del Copinh y Ofraneh, llamaron a fortalecer y profundizar los mecanismos de unidad, articulación y lucha del movimiento social y popular hondureño.

Durante la actividad, una delegación de los pueblos indígenas presentó ante la CSJ dos recursos de nulidad contra el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca.

Lista informativa Nicaragua y más


Manifestantes en Nicaragua piden justicia por muerte de hondureña Cáceres

Representantes de grupos ambientalistas y feministas realizaron ayer un plantón en Nicaragua para demandar justicia para la líder indígena hondureña Berta Cáceres, asesinada hace un año, sin que hasta ahora el caso haya sido esclarecido.

Decenas de mujeres y hombres se plantaron en un barrio exclusivo de Managua, donde se encuentra la sede de la embajada de Honduras, para lanzar consignas y entonar cantos en honor de Cáceres.

“¡Berta vive!”, “No más asesinatos contra mujeres defensoras de derechos humanos”, y “¡Justicia para Berta!”, estaban entre las consignas de los manifestantes.

Cáceres, una activista medioambiental, fue asesinada a balazos en su vivienda el 3 de marzo del año pasado, a pesar de que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) había recomendado al Gobierno hondureño que protegiera su vida debido a las amenazas de muerte que recibía por defender los recursos naturales.

“Hay una indignación profunda de las organizaciones ambientalistas por este asesinato brutal de Berta Cáceres, una mujer que nos ha dejado un ejemplo enorme de esperanza, de lucha, sobre todo que no vamos aceptar que estos casos queden en la impunidad, que las autoridades deben de responder”, dijo a Efe la presidenta de la organización ambientalista Popol Na, Mónica López Baltodano.

Los manifestantes entregaron una carta a la delegación diplomática de Honduras en Managua, en la que demandaron que el caso sea resuelto.

Grupos feministas también se manifestaron en ciudades del norte de Nicaragua, en favor de que el asesinato de la líder hondureña sea resuelto.

Cáceres recibió en 2015 el Premio Medioambiental Goldman, que entrega la Fundación Ambiental Glodman, a los mayores defensores de la naturaleza.

Proceso


Argentina: Con actos, marchas y protestas recordaron el primer aniversario del asesinato de Berta Cáceres

La lideresa hondureña Berta Cáceres asesinada hace un año por esbirros de una multinacional con la complicidad del propio gobierno, fue recordada en toda Latinoamérica. En Buenos Aires, ayer se leyó un manifiesto en la embajada de Honduras, rodeada por numerosos efectivos policiales. Luego en la habitual ronda de los jueves de las Madres de Plaza de Mayo, Nora Cortiñas y Mirtha Baravalle, decenas de militantes populares marcharon con las Madres portando pancartas y fotos de Berta.

Más tarde, frente al Obelisco porteño se realizó un acto político-cultural reivindicando la lucha de la militante hondureña. Alli participaron numerosas organizaciones sociales y populares y también hablaron Nora y Mirtha, Madres Linea Fundadora.

Desde allí, salió una marcha de antorchas que llegó hasta la puerta de la embajada hondureña donde volvieron a repetirse las consignas: “alerta, por aquí camina Berta”, o “Berta vive, el COPINH sigue”, en referencia a la organización popular indígena que lideraba la militante popular asesinada.

Este viernes se realizará un acto en el local de ATE, Belgrano 2527 y el sábado en la sede de Pañuelos en Rebeldía habrá un encuentro de mujeres latinoamericanas y militantes populares para enlazar la lucha de Berta con el próximo paro nacional y mundial de mujeres.

Resúmen Latinoamericano


Presidente Orlando asegura que crimen de Berta Cáceres no quedará impune

A un año del asesinato de la ambientalista hondureña Berta Cáceres, el presidente Orlando Hernández dijo que “como Ejecutivo seguimos en la disposición de apoyar con lo que el Ministerio Público nos solicite” para que no quede en la impunidad ese crimen, cometido en La Esperanza (Intibucá).

“Repito lo que dije el mismo día (de la muerte de Cáceres) que me referí el tema: este es un acto que ha golpeado al pueblo hondureño, al Estado de Honduras”, apuntó.

Hernández enfatizó que “el Estado de Honduras tiene que hacer lo que esté en la ley y en sus manos para hacer justicia, porque no puede quedar impune”.

En ese sentido –prosiguió- “entiendo, por lo que el Ministerio Público me ha informado, que han avanzado, han ido capturando (a personas involucradas en el crimen), pero obviamente se tiene que llegar al final de este asunto.

“Esperamos que el Ministerio Público haga su parte y que los jueces respondan como tal”, añadió.

El presidente Hernández expresó que “como lo de Berta, como cualquier otro caso en Honduras, debemos de luchar con todo contra la impunidad, de eso se trata”.

Hondudiario