Caso Odebrecht: el expresidente peruano Alan García es señalado por testigos del caso Lava Jato

Tres nuevos testimonios de exfuncionarios de empresas brasileñas vinculadas a los casos de corrupción de Lava Jato han señalado a Alan García como una pieza clave en los negocios de las constructoras con el Estado. José Dirceu, expremier del gobierno de Lula da Silva, José Antunes Sobrinho de la empresa Engevix y Gilberto Valentim, de Galvao Engenharia hicieron estas confesiones ante el juez Sergio Moro, según informó el portal Ojo Público.

Confesiones. Valentim dijo que se había reunido con el expresidente para solicitar apoyo del gobierno en una obra pactada para realizarse en Tumbes. “La reunión con el presidente Alan García fue un punto importante”, contó.

El funcionario de Galvao, condenado a 31 años de cárcel, aseguró que el objetivo de la constructora era aprobar el proyecto durante el gobierno de García porque este conocía a profundidad los detalles y que para ello fue a pedir financiamiento del gobierno.

Las investigaciones a Odebrecht son parte de ‘Lava Jato’, la mayor operación en la historia de la lucha contra la corrupción. Busca desarticular una red internacional de sobornos de empresa brasileñas.

Más luces. Por otro lado, José Sobrinho, de Engevix dijo que se contactó con el exministro Dirceu para ampliar sus contactos y lograr contratos en megaproyectos. “Nosotros ya teníamos una serie de contratos pequeños de consultoría de ingeniería en Lima, pero el doctor Gerson (Almada), por su relación con el presidente Alan García, podría ayudarnos”, confesó el testigo condenado a 31 años de cárcel.

Otra pieza clave fue el político Dirceu, quien dijo que él ayudó a escapar del país a García cuando ocurrió el autogolpe de Fujimori en 1992, y que desde ahí data su amistad con el exlíder aprista. “El presidente Alan García, cuando dejó el (primer) gobierno, tuvo una serie de problemas. Yo lo ayudé junto con el general Omar Torrijos, que fue presidente de Panamá, y el gobierno de Cuba, para que abandone el Perú”.

CORRUPCIÓN CONTINENTAL

La Operación Lava Jato destapó una enorme red de corrupción que desviaba recursos de Petrobras y premiaba con jugosos contratos a las constructoras que aceptaban pagar sobornos a sus altos funcionarios y a decenas de políticos.

RPP


Así ha evolucionado el caso Odebrecht en el Perú

Desde que el Departamento de Justicia de Estados Unidos reveló los sobornos que Odebrecht admitió haber pagado en varios países de América Latina, el escándalo no ha cesado. Cada día salen nuevas revelaciones a la luz sobre esta trama de corrupción que se originó en Brasil y se esparció por la región.

La constructora brasileña pagó aproximadamente 400 millones de dólares en Latinoamérica. En Perú fueron 29 millones en sobornos entre el 2005 y el 2014. Este periodo abarca los gobierno de Alejandro Toledo (2001-06), Alan García (2006-11) y Ollanta Humala (2011-16). En otros países, como Venezuela, República Dominicana, Guatemala, México, Colombia o Ecuador, los montos son variados, pero no menos escandalosos.

Las investigaciones a Odebrecht son parte de ‘Lava Jato’, la mayor operación en la historia de la lucha contra la corrupción. Busca desarticular una red internacional de sobornos de empresa brasileñas.

Los implicados. El caso estalló en el Perú en diciembre con la confesión de los sobornos de Odebrecht, pero los involucrados comenzaron a conocerse recién en enero. Los primeros detenidos fueron Jorge Cuba, exviceministro de Comunicaciones durante el gobierno de García, y Edwin Luyo, miembro del Comité para la Licitación de la Línea 1 del Metro de Lima. Ambos fueron acusados de recibir coimas a cambio de concesionar la obra.

En febrero se supo que Toledo habría recibido 20 millones de dólares de Odebrecht a cambio de la concesión de los tramos II y III de la Carretera Interoceánica, por lo que tiene una orden de detención. “Su caso es el más complicado. Es un prófugo de la Justicia. En el caso de Humala, hay una confesión de Odebrecht de entrega de 3 millones, pero esto no se ha conectado a corrupción”, explica el abogado penalista Carlos Caro. En abril las investigaciones apuntaron al gobernador regional del Callao, Félix Moreno. Se le acusó de recibir cerca de 3 millones de dólares por el proyecto de la Costa Verde.

“Yo estimo que para que todos estos casos estén completamente sentenciados lo mínimo es cinco años”, calcula Carlo Caro sobre hasta cuando durarán las investigaciones y procesos vinculados a la corrupción de Odebrecht.

Personajes claves. Jorge Barata fue el hombre clave de Odebrecht en el Perú. Visitó Palacio de Gobierno diez veces y en varias de estas reuniones habría estado presente Alan García. El exmandatario ha sido vinculado por la prensa con el pago de coimas por la aparición de las iniciales A.G. en la agenda telefónica de Marcelo Odebrecht, junto a la cifra de un millón de dólares.

Personajes importantes en esta mega investigación son los llamados delatores premiados, quienes han contado todo lo que saben a cambio de beneficios. “El Ministerio Público peruano hizo indagaciones junto a su par brasileño, en el mismo Brasil, a los que están en situación de delación premiada. Se les entrevistó. Hay firmas de fiscales peruanos y brasileños”, explica Juan Pari, expresidente de la comisión ‘Lava Jato’ del anterior Congreso. El escándalo tiene para rato y solo queda esperar que otros nombres y fechas de sobornos salgan a la luz.

RPP