México: la Comisión Nacional de DDHH llamó a respetar derechos de niños indígenas

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) llamó a la sociedad y autoridades a intensificar esfuerzos para hacer efectivos los derechos humanos de la niñez y adolescencia indígena del país.

En el marco del Día del Niño y al inaugurar el acto de “Reconocimiento a los Derechos de la Niñez Indígena”, la Cuarta Visitadora General de la CNDH, Norma Inés Aguilar, destacó la importancia de garantizar el acceso a una educación de calidad, con pertinencia cultural y respeto a su lengua materna y tradiciones.

Comentó que según datos de la Encuesta Intercensal 2015, elaborada por el INEGI, mientras que para el total de esta población el promedio de años aprobados en el Sistema Educativo Nacional es de 9.1 años, para la población que habla una lengua indígena es de 5.7 años.

La conmemoración se realizó con la colaboración de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México y el Municipio de Valle de Bravo, y contó con la presencia de estudiantes de varias escuelas de la localidad y padres de familia.

Previamente, como respeto y reconocimiento a sus tradiciones, se llevó a cabo una ceremonia tradicional mazahua, encabezada por el Jefe Supremo, José Carmen Garibay.

Norma Inés Aguilar León invitó a todos los reunidos en el auditorio de la Presidencia Municipal de Valle de Bravo a trabajar en conjunto para hacer de México un lugar mejor, donde las niñas y niños puedan ejercer plenamente sus derechos y vivir esta etapa de su vida con alegría.

Asimismo, tener una vivienda digna, con acceso a servicios de salud y educación de calidad, sin violencia ni discriminación.

La Cuarta Visitadora de la CNDH expresó la importancia de que las personas menores de edad tengan la oportunidad de crecer y desarrollarse jugando e imaginando mundos mejores, alejados de la violencia y la tristeza.

Recomendó a los padres de familia recordar a sus hijos lo importantes que son y el impacto positivo que con sus acciones pueden tener en sus familias y comunidades.

Recordó la importancia de escuchar a las niñas y los niños con atención, pues sus palabras y emociones son valiosas, porque tienen unas ganas enormes de participar y de dar su opinión.

Señaló que los niños y niñas indígenas tienen derecho a hablar sus lenguas y a sentirse orgullosos de su cultura y de todas las creaciones y conocimientos de sus pueblos.

El Diario de Victoria