Paraguay: en medio de protestas, el Senado aprobó impuesto a la soja y el gobierno adelanta que la vetará

La Cámara de Senadores aprobó ayer en general el proyecto de ley que grava la exportación de soja en estado natural, pero el estudio de los artículos, en donde debe establecerse la tasa, quedó en suspenso porque se levantó la sesión por falta de quorum y no hay fecha para volver a tratarlo. El Ejecutivo, a través de la ministra de Hacienda, Lea Giménez, ya se adelantó en anunciar poco después que vetará si eventualmente llegara a ser sancionado por el Congreso.

Tal como estaba previsto, los senadores del Frente Guasu, los colorados oficialistas, liberales llanistas y oviedistas aprobaron en general, por mayoría, el proyecto de ley durante una incidentada sesión, que fue levantada después por falta de quórum.

La moción original partió de la senadora Esperanza Martínez, del Frente Guasu (FG), para la aprobación total del proyecto de ley, pero luego el senador colorado cartista Juan Darío Monges planteó que solo sea en general para ajustar posteriormente los artículos, lo que fue apoyado por la alianza y aprobado.

Ya en la etapa de estudio en particular, los legisladores que conforman esta alianza dejaron sin quórum la sesión debido a que no pudieron aplicar las supuestas modificaciones realizadas al reglamento interno durante la sesión “mau” del 28 de marzo, relacionada a la mayoría simple de votos para aprobar un proyecto. De esta manera el estudio de los artículos, en donde se deberán establecer la tasa impositiva y el alcance del tributo, quedó en suspenso y sin fecha.

Los senadores colorados disidentes, entre ellos Mario Abdo Benítez; más algunos liberales y los senadores Desirée Masi, de PDP; Adolfo Ferreiro, de Avanza País, y otros, argumentaron y votaron en contra del proyecto porque terminará golpeando a los productores, principalmente a los más pequeños, por lo que no servirá para que los agroexportadores aporten más al fisco.

Nuevo proyecto

Originalmente el proyecto impulsado por el Frente Guasu establecía una tasa del 15% para la exportación de soja, maíz y trigo. Sin embargo, tras un acuerdo de los aliados se decidió modificar y gravar solo la exportación de granos de soja en estado natural, con una tasa del 10% que será aplicada sobre una base imponible a ser determinada teniendo en cuenta el volumen, promedio ponderado de precios y como referencia el mercado de Chicago.

Aplicarán veto

Luego de conocerse la decisión del Senado en horas de la tarde, la ministra de Hacienda, Lea Giménez, anunció casi inmediatamente en conferencia de prensa que si el proyecto llega a sancionarse el Ejecutivo lo vetará, porque será nocivo y nefasto para la economía paraguaya. La ministra oficializó la postura del Ejecutivo, una posición que a nivel técnico ya la habían señalado la misma titular de Hacienda y el presidente del BCP, Carlos Fernández Valdovinos, como partes del Equipo Económico.

Giménez insistió en buscar consenso en torno a la propuesta de elevar el IVA a la soja de 5% a 10% y equiparar el Iragro al Iracis para recaudar más en este sector.

Tras la conferencia de prensa la ministra solo accedió a responder una pregunta y se retiró, por lo que no se le pudo consultar por qué el mismo presidente de la República, Horacio Cartes, no interviene considerando que son los senadores oficialistas los que votaron a favor del gravamen.

Se trasladará a productores

La ministra de Hacienda y jefa del Equipo Económico, Lea Giménez, insistió ayer en que el gravamen planteado en la Cámara de Senadores, de aprobarse, será trasladado a los productores, quienes serán finalmente los que paguen el impuesto. Además, sostuvo que los ingresos provenientes del sector agrícola se triplicó desde 2013 y que este sector representa el 19% del producto interno bruto (PIB) del país. “Lo que nosotros planteamos es encontrar un gravamen que sea razonable, que no destruya la capacidad productiva de nuestra economía, pero que al mismo tiempo consideramos que este sector sí puede aportar más”, indicó en conferencia de prensa.

ABC Color


Los productores presionaron con cierre intermitente de varias rutas

En la tarde de ayer se levantó la movilización de productores que bloquearon rutas. Los puntos neurálgicos del país estuvieron en la ruta 7 José Gaspar Rodríguez de Francia, a la altura del km 217, en J. Eulogio Estigarribia; mientras que en San Pedro se bloqueó completamente la ruta 3 General Elizardo Aquino, en Santa Rosa del Aguaray.

También los productores de Curuguaty cerraron la ruta 10 Las Residentas, en la rotonda de Curuguaty, y la ruta 6 Juan León Mallorquín (Itapúa) también fue bloqueada en algunas zonas. En Alto Paraná hubo concentraciones sobre la supercarretera Itaipú.

Entre las manifestaciones de rechazo a lo acontecido en el Senado, se destaca la de los productores agrícolas organizados del Alto Paraná, quienes calificaron de vergonzosa la actitud parlamentaria y anunciaron una fuerte ofensiva en la Cámara de Diputados.

Ichiro Fukui, productor y miembro de la Coordinadora Agrícola del Paraguay del distrito de Yguazú, lamentó que se diera lo que desde un principio temían cuando decían que había un pacto político.

“Este es el resultado del matrimonio que hubo entre Cartes, Lugo, Llano y los oviedistas. Pero seguramente no creyeron que íbamos a salir con tanta fuerza en las rutas, y a partir de ahora tenemos que definir nuevas estrategias porque eso se aprobó en forma general. El planteamiento de Esperanza Martínez de eliminar el trigo y el maíz y bajar a 10% tampoco se trató”, refirió el productor.

CAAGUAZÚ. En Campo 8, sobre la ruta 7, y en Vaquería (ruta 13), tras conocerse la decisión de Senadores, los productores de Caaguazú levantaron la medida. Para el ingeniero Hermes Aquino, de la Coordinadora Agrícola del Paraguay, fue una demostración de fuerza del sector productivo que busca resguardar sus derechos acordes con las características del mercado que produce y comercializa granos.

Última Hora