Ecuador: crean frente político en apoyo a Lenín Moreno y a la consulta popular

‘Somos Ecuador’ nace como un frente de apoyo al presidente Moreno y la consulta

Organizaciones sociales y dos movimientos políticos lanzaron este jueves el frente Somos Ecuador, en apoyo al presidente de la República, Lenín Moreno, y a la consulta popular.

Los ministros de Inclusión Económica y Social y de Trabajo, Iván Espinel y Raúl Ledesma, respectivamente, lideraron la reunión que se desarrolló en un hotel de Quito. Participaron representantes de más de 60 colectivos.

Ledesma, director nacional de Centro Democrático, descartó que Somos Ecuador sea una fuerza de choque. “Es un frente de diálogo y respaldo” al Mandatario, apuntó.

Dijo que precautelarán el derecho de los ecuatorianos a ser consultados “y no vamos a permitir que ningún político nos diga qué pregunta va y qué pregunta no va. Todas las preguntas van”.

Iván Espinel, de Compromiso Social, aseguró que defenderán las propuestas del Gobierno, “que han demostrado transparencia y sobre todo unificación del país”. Espinel indicó que es el pueblo soberano quien debe ordenar a los actores políticos, por eso la Consulta Popular debe darse.

El también titular del MIES destacó que el Frente no tiene intereses partidistas.

Una masiva concentración, con “más de 25 mil personas” se prevé realizar en Guayaquil, se informó en la cita.

El Telégrafo


Presidente Moreno recibe espaldarazo de su Gabinete a diálogo y consulta popular

La vicepresidenta encargada de Ecuador, María Alejandra Vicuña, encabezó este jueves un acto acompañada del gabinete en pleno para expresar el respaldo al proceso de diálogo y consulta popular convocados por Lenín Moreno, y dijo que no quede ninguna duda del apoyo a la gestión del presidente, quien inició “un segundo momento de este proceso político encabezado por Alianza PAIS”.

“Que no quede ninguna duda de que las bases sociales de nuestro movimiento y que la gran mayoría de la dirigencia respalda la gestión del Presidente de todos, que adicionalmente es el presidente del Movimiento Alianza PAIS”, señaló en una alocución desde la Vicepresidencia, flanqueada por casi la totalidad de los ministros de Estado.

Enfatizó que la mayoría apoya la gestión del gobierno y de su decisión de ir a la consulta popular y respaldar las siete preguntas planteadas y aseguró que el diálogo abrió “de par en par” las puertas del Palacio de Carondelet, como un símbolo claro de la vuelta a los principios de un gobierno cercano a la gente y rechazó a quienes han criticado este proceso “sin fundamentos”.

“Que nadie se sorprenda por tanto que el compañero presidente Lenín Moreno en los primeros cinco meses de mandato haya colocado los cimientos de la segunda etapa de este proceso, de proceso de transformación profunda”, señaló.

Recordó que el eje central de la campaña de Moreno fue la inclusión de todas y de todos y dijo que el diálogo “será la mejor vía para lograrlo”.

“Con el diálogo recuperamos aquello que los ciudadanos escogimos al aprobar la Constitución de Montecristi, un país más justo, equitativo, solidario, que tendió las manos a los más vulnerables, que visibilizó los sectores históricamente postergados por el poder político, que fomentó una participación activa y efectiva de la gente, que profundizó la democracia y la libertad y que fue capaz de hacer transformaciones profundas con respeto y en paz”, aseveró.

Señaló que Alianza PAIS no son solo algunos de sus dirigentes nacionales “que han decidido darle la espalda al clamor de la gente”, sino también sus bases que construyen un mejor país y los millones de simpatizantes que “nos dan con su voto la oportunidad de construir un mejor futuro”.

La vicemandataria encargada dijo que el gobierno de PAIS seguirá liderando la lucha contra la corrupción y no va a permitir que unos pocos dañen el esfuerzo de millones. “Quien haya cometido algún delito o no haya estado apegado a los principios centrales de la Revolución Ciudadana, que es la ética, debe asumir sin dudas los errores de sus actos”, remarcó.

Expuso desde esa organización política se comprende que si en las recientes elecciones no se logró el masivo y contundente apoyo en las urnas, como ocurrió en otros procesos, es porque “en algún momento nos equivocamos” y llegó “la hora de renovar el proceso”.

“Tenemos derecho a reconocer nuestros errores, a reflexionar y a corregirlos, con la convicción de que el poder hay que ejercerlo de manera honesta, transparente para los demás y no para nosotros mismos, con la certeza sobre todo de que las nuevas generaciones al interior del movimiento Alianza PAIS también deben asumir y tienen que asumir este protagonismo en un compromiso con la historia”, apuntó.

Argumentó que la consulta popular es la respuesta política del gobierno nacional frente a la corrupción, a la necesidad de proteger a las niñas, niños y adolescentes; de cuidar el medio ambiente y de seguir fortaleciendo la democracia, y dijo que reflejo del apoyo que ha recibido es las más de 2.700 propuestas enviadas por unas 700 agrupaciones.

“No será una consulta popular más, estamos orgullosos y felices de que esta consulta sea resultado de una activa y efectiva participación de nuestra gente”, apuntó, y señaló que tampoco será la última en el propósito de establecer los cambios que sean necesarios.

Mientras tanto, miembros y asambleístas de movimiento político Alianza PAIS acudieron este jueves a la Corte Constitucional para presentar un amicus curiae (amigos de la corte) sobre dos preguntas de la consulta popular convocadas por el presidente ecuatoriano.

La asambleísta Marcela Aguiñaga, quien presentó este recurso como exintegrante de la Comisión Ocasional de Enmiendas Constitucionales, dijo que rechazan que se busque limitar la posibilidad de que los ciudadanos decidan quienes son sus gobernantes, tanto en lo nacional, local y provincial, en relación a la postulación indefinida que fue aprobada en enmienda constitucional aprobadas en 2015.

Andes


Miembros de Alianza PAIS presentan pedidos de ‘Amicus Curiae’ a la consulta

Miembros y asambleístas de movimiento político Alianza PAIS acudieron este jueves a la Corte Constitucional para presentar un amicus curiae (amigos de la corte) sobre dos preguntas de la consulta popular convocadas por el presidente ecuatoriano, Lenín Moreno.

El escrito, que según la legislación lo puede utilizar cualquier persona natural o jurídica cuando existen asuntos en los que esté en juego un interés público relevante, hace referencia a las preguntas dos y tres de la consulta popular sobre la eliminar el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social y la prohibición de la reelección indefinida de autoridades de elección popular, respectivamente.

La asambleísta Marcela Aguiñaga, quien presentó este recurso como exintegrante de la Comisión Ocasional de Enmiendas Constitucionales, dijo que rechazan que se busque limitar la posibilidad de que los ciudadanos decidan quienes son sus gobernantes, tanto en lo nacional, local y provincial, en relación a la postulación indefinida que fue aprobada en enmienda constitucional aprobadas en 2015.

Así mismo, indicó que la pregunta dos altera la estructura del Estado y otorga funciones propias de Asamblea al Consejo de Transición, como controlar y evaluar el trabajo de los organismos de control.

“Al momento que llegue a haber un dictamen favorable en ese sentido tendríamos un golpe a la institucionalidad democrática del país”, expresó.

La legisladora Gabriela Rivadeneira, quien presentó el amicus curiae como expresidente de la Asamblea Nacional, dijo que la postura de la Corte Constitucional sobre la postulación indefinida de autoridades debe ser coherente por lo manifestado en ese organismo en el 2015, cuando el veredicto fue favorable al proceso de enmienda y que constituye una ampliación de los derechos ciudadanos.

“Es el derecho del pueblo elegir sus mandatarios las veces que el pueblo crea esos mandatarios cumplen con sus promesas, con los planes de trabajo y con el mejoramiento de la calidad de vida de la gente” indicó Rivadeneira.

Según Rivadeneira no se trata de un tema de constitucionalidad sino que existiría una regresión de derechos. “Si la pregunta pasa tal cual como fue presentada por el Ejecutivo, no debe aprobarse a través de referéndum o consulta sino, de una Asamblea Constituyente en la que hemos dicho estamos listos para enfrentar ese proceso”, anotó.

El segundo vicepresidente de Alianza PAIS, Ricardo Patiño, indicó que si se cumple con la Constitución, la Corte no debe aceptar que se incluyan en la consulta la eliminación de la postulación indefinida y la de la eliminación del CPPCS que sería a su criterio un “atropello institucional”.

Si pasa la pregunta dos, dijo que el Consejo de Transición tendrá la potestad de destituir a todos los organismos del Estado, “al Consejo Nacional Electoral, al Contencioso Electoral, al Consejo Nacional de la Judicatura, a todas las superintendencias, incluso a algunos miembros de la Corte Constitucional. Siete personas nombradas por el Presidente (Lenín Moreno) sin ningún concurso, sin ningún proceso, simplemente se tomarán todos los poderes del Estado”, enfatizó.

El 2 de octubre pasado, Moreno dio a conocer a los ecuatorianos los temas de la consulta popular, serán 7 preguntas, entre las que se encuentran: suprimir los derechos políticos de las personas sancionadas por corrupción, cese inmediato de los actuales miembros del CPCCS, dejar sin efecto la enmienda que permite la reelección indefinida de autoridades de elección popular y eliminar la ley de plusvalía.

También se preguntará a los ecuatorianos sobre la ampliación de la zona intangible del parque Nacional Yasuní, la restricción de la minería metálica en todas sus etapas en zonas intangibles y áreas protegidas; y que los delitos sexuales cometido en contra de niños, niñas y adolescentes no prescriban nunca.

Andes