Bolivia: médicos marchan en Navidad y cumplen 33 días de paro

Médicos marcharon en Navidad y recibieron solidaridad y apoyo

En plena Navidad, centenares de médicos, estudiantes y familiares marcharon ayer por las calles de La Paz en contra del artículo 205 del Código Penal. Con gorros navideños y cánticos, a su paso sumaron apoyo de transeúntes, transportistas y vecinos que les expresaron su solidaridad.

A las 16:30 del feriado navideño, la caravana de manifestantes partió de la Facultad de Medicina de la UMSA. “¡Querido Papá Noel/ te pido por favor/ te lleves de Bolivia / a este dictador!”, “¡Evo decía que todo cambiaría/ mentira, mentira/ la misma porquería!”, “¡Yo no estudio para matar, estudio para sanar!”, fueron algunos de sus estribillos.

“Hemos pedido dialogar directamente con Evo Morales porque la ministra de Salud (Ariana Campero) no ha sabido responder a nuestras solicitudes. Hemos hablado con ella desde abril y la situación sólo empeoró y el Presidente ha dicho públicamente que no nos recibirá”, dijo la vicepresidenta de la Comisión Departamental de Salud (Codesa), Rosario Ruiz, que participaba en la movilización.

Las muestras de aliento de la población se multiplicaban mientras la marcha avanzaba por la avenida Saavedra. Algunos conductores y transeúntes aportaban voluntariamente dinero a los movilizados; otros, víveres. También prendían velas y rezaban para que el conflicto se resuelva “por el bien de los huelguistas y la población”.

Los bocinazos eran otra forma de la ciudadanía para alentar a los manifestantes; también las arengas y los carteles con el lema: “Yo apoyo a mi médico”.

Desde hace 33 días, los médicos y estudiantes de las carreras del área de Salud protagonizan un paro general indefinido con piquetes de huelga de hambre, movilizaciones y protestas en las calles contra del artículo 205 del nuevo Código Penal y el Decreto Supremo 3385. La norma crea la Autoridad de Fiscalización y Control del Sistema Nacional de Salud (Asinsa).

Desde la anterior semana, las protestas se convirtieron en enfrentamientos con policías que provocaron el repudio de la población y el apoyo y defensa de la ciudadanía a favor de los estudiantes y los galenos.

En su onceavo día de huelga de hambre, la doctora Lilian Toledo agradeció ayer el apoyo que recibe el sector Salud. “Personas de todas las religiones vinieron, muchas que conocemos y muchas que vienen a darnos su apoyo y además los símbolos de sus creencias”, dijo.

El sábado, el ministro Carlos Romero denunció que la movilización era usada con fines políticos e identificó a supuestos “infiltrados” de la derecha. Al respecto, el médico Jorge Calderón dijo que los únicos infiltrados son los que manda el Gobierno. “Ellos condicionan e imposibilitan el diálogo”, sostuvo mientras participaba en la marcha.

“Son ellos mismos que se provocan para gasificar a los universitarios. El Gobierno siempre nos minimiza y quiere hacernos ver mal con la población. Nos ha lanzado gases desde el nuevo edificio de YPFB (en El Prado) y también desde el Hotel Plaza y nadie dice nada al respecto”, aseveró Calderón.

La caravana navideña recorrió Miraflores, llegó al estadio para después tomar la avenida Simón Bolívar y la calle Loayza rumbo a la plaza Murillo. Una cuadra antes del kilómetro cero la Policía les impidió el paso.

Los movilizados se apostaron en las esquinas frente a los uniformados. Uno de los médicos, con gorro de Papá Noel, intentó entregarle un regalo navideño a un policía; pero éste lo rechazó. Antes de irse, los estudiantes y médicos entonaron el villancico Feliz Navidad, que dedicaron a los policías.

Se fueron luego rumbo a la Vicepresidencia.

Una vez allí pegaron carteles son el lema “Yo apoyo a mi médico” en las puertas de dicha institución y se fueron marchando por El Prado hasta llegar al Ministerio de Salud, donde la marcha se desconcentró.

“Fue una Navidad lejos de mi familia”

La doctora Lilian Toledo cumplió ayer en Navidad 11 días de huelga de hambre. La profesional contó que por temas laborales ya pasó las fiestas navideñas lejos de su familia, pero que ahora el motivo tiene un matiz diferente. “Es por un bien mayor que es la salud para todos”.

“Siempre recordaré este 25 de diciembre porque viví una Navidad lejos de mi familia”, agregó Toledo, quien fue una de las primeras en sumarse a la huelga de hambre junto a sus colegas Víctor López y Cleo Vadez, además del ejecutivo de la FUL de la UMSA, Jaime Grajeda.

Vadez recibió ayer la visita y el apoyo de sus tres hijos. “Hoy (ayer) la estoy pasando con esta familia que tenemos en la huelga de hambre”, explicó. “Esta es una Navidad distinta”, indicó Vadez, que resaltó que pese a todo compartió con su familia. “La lucha que realizamos es en beneficio de una política de salud integral en nuestro país”, concluyó.

Página Siete


El gobierno ve estrategias de EEUU y médicos radicalizan sus medidas

El Gobierno ataca a los médicos y alude que su movilización tiene afanes políticos, estrategias estadounidenses y les advierte que no admitirá que mantengan sus privilegios, mientras que los galenos radicalizan sus medidas, reforzando sus piquetes de huelga de hambre y realizando una marcha de teas en las calles de La Paz.

El sábado Morales dijo que la movilización que protagonizan los médicos en el país es netamente política y sigue una estrategia de Estados Unidos para incrementar conflictos; no obstante, reiteró que la convocatoria al diálogo con los galenos continúa abierta, siempre que depongan sus medidas de presión.

La marcha de mandiles blancos recorrió las calles del centro de La Paz. Alrededor de las 18:00, docentes y estudiantes de Odontología se adhirieron a la huelga de hambre y, luego de una misa, los dirigentes salieron con teas y pañuelos blancos a hacer un recorrido inédito en el país: una marcha en la víspera de Navidad.

El sector está movilizado hace más de un mes. Exige la abrogación del decreto supremo que crea la autoridad de supervisión y control en salud y la derogación del artículo 205 de la ley del Código del Sistema Penal boliviano que establece sanciones para la negligencia profesional.

En Santa Cruz se mantiene el piquete de huelga y los médicos pasaron la Nochebuena en una vigilia, como una forma de demostrar al Gobierno que no van a levantar sus medidas hasta que puedan dialogar y ser escuchados por el presidente Evo Morales.

“Los médicos pasaremos estas fiestas volcados en las calles no solo luchando en contra de lo que consideramos la criminalización de nuestra profesión, sino por mejorar un sistema de salud ineficiente, que no es responsabilidad de los médicos, sino del Estado. Esperamos que el presidente abra los ojos a la realidad de la crisis de la salud y vea que no queremos canchas, edificios ni aviones, sino infraestructura y presupuesto para salud”, afirmó Erwin Viruez.

El Gobierno ratificó que los médicos buscan mantener privilegios con estas demandas, “y el Estado no promoverá la impunidad. La normativa seguirá vigente, hay 200 denuncias de negligencia médica al año. Debe existir un Estado que regule la actividad médica a través de una autoridad de fiscalización y que castigue la negligencia, no cederemos en eso”, explicó la senadora del MAS, Adriana Salvatierra.

La vocera de la movilización, especialista de planta de la Caja Nacional de Salud, representante de los médicos de base y del Colegio Médico, Rosario Ruiz, manifestó que la protesta es la única manera de enfrentarse al poder económico del Gobierno, que gasta mucho dinero en spots para denigrar a los médicos.

“Tenemos propuestas específicas para el Gobierno. No son pequeños artículos o decretos que solucionarán nuestra situación. Proponemos hablar sobre la base de una nueva Ley General de Salud y de un Instituto de conciliación y arbitraje”, afirmó.

Explicó que la ley buscaría normar los cambios de un sistema de salud que está en crisis hace más de 100 años, y actualmente se basa en una reglamentación hecha por Hugo Banzer en un gobierno dictatorial. Mientras que el instituto de conciliación evitaría que el acto médico pase directamente y sea evaluado y penalizado por abogados y fiscales que no conocen nada del acto médico. “Pero para eso, debemos sentarnos a negociar”, apuntó.

Galenos dieron juguetes a niños de Guarayos

En los labios de varias decenas de niños se dibujó una tierna sonrisa tras haber recibido un juguete y saboreado una rica torta con soda de parte de algunos médicos especialistas que están realizando su año de provincia en Ascensión de Guarayos. La obra de bien social fue encarada conjuntamente con la Red de Salud y el apoyo de la Radio La Misión.

“Hemos realizado un esfuerzo del que hemos recibido la mayor de las recompensas como es el ver dibujarse la sonrisa de estos niños”, coincidieron en señalar las profesionales Rosmery Morales, Kenia Ágreda y Yeraldine Delgadillo, luego de concluido el acto.

Este año, a diferencia de otros anteriores, pocas han sido las empresas e instituciones que han llegado hasta la población con presentes para los niños.

El Deber


Médicos inician otra semana de protestas en escenario incierto

Los médicos inician otra semana de protestas en un escenario incierto y sin avances para instalar una mesa de diálogo con el Gobierno. Según los representantes del sector, se continuará con las marchas en las principales ciudades del país y se reforzarán los piquetes de huelga de hambre.

“No hemos recibido ninguna comunicación oficial del Gobierno. La huelga y el paro continúan por instrucción de nuestras bases y mañana (hoy) comenzaremos nuevamente con las movilizaciones”, dijo Aníbal Cruz, presidente del Colegio Médico de Bolivia.

Pese a las fiestas de fin de año, las medidas de presión de los médicos continuaron. El domingo, horas antes de Nochebuena, cientos de galenos y ciudadanos protestaron en las principales calles de La Paz. Ayer, en Navidad, otra marcha de mandiles blancos tomó las calles.

Según Cruz, hoy las movilizaciones en las principales ciudades de Bolivia comenzarán con una misa. “Será a las 10:00 en todas las catedrales de los nueve departamentos”, indicó. “Otra vez convocaremos a las personas, a los colegas y a la gente que están apoyando el movimiento de los médicos”, dijo.

La Federación Universitaria Local de la UMSA convocó a través de un comunicado para participar hoy a una marcha en apoyo a la protesta de los médicos. La cita será a las 10:30, en la Facultad de Medicina (Miraflores).

Desde hace 33 días, los médicos y estudiantes de las carreras del área de Salud protagonizaron un paro general indefinido con piquetes de huelga de hambre, movilizaciones y protestas en las calles en contra del artículo 205 del nuevo Código Penal y el Decreto Supremo 3385 que crea la Autoridad de Fiscalización y Control del Sistema Nacional de Salud (Asinsa).

El representante de los médicos explicó el sábado que fue la última vez que se recibió una invitación para instalar una mesa del diálogo. “Hemos respondido rápidamente y de forma pública que podamos negociar, pero por orden de nuestras asambleas no vamos a suspender nuestras medidas de presión como las huelgas de hambre y el paro indefinido. Podemos hacer un cuarto intermedio”, sostuvo.

El viernes, los profesionales como ingenieros, arquitectos, administradores de empresas, auditores y abogados, entre otros, se declararon en emergencia y se sumaron a la protesta de los médicos.

El Colegio de Abogados de La Paz afirma que el artículo 205 del nuevo Código Penal es inaplicable porque tiene dos sanciones. Y sugieren a la Asamblea Legislativa Plurinacional modificar la norma o cambiar la ley.

Los galenos de Oruro y Potosí agradecieron ayer a la ciudadanía por el respaldo al paro médico y anunciaron que la protesta continuará porque luchan por la dignidad del profesional de la salud, según Erbol.

Página Siete