Bolivia: colectivos sociales a favor y en contra de la respostulación de Evo marcharán el 21 de febrero

Aprestos para el 21F

A 22 días del 21 de febrero, oficialistas y opositores alistan masivas concentraciones e incluso prevén un paro cívico para esa fecha. Los primeros protestarán contra el denominado “Día de la Mentira” y los segundos exigirán el respeto al resultado del referendo de 2016, cuando más del 51 por ciento de los electores rechazó el proyecto constitucional para permitir al Presidente o Vicepresidente del Estado a postularse nuevamente a una elección.

Ayer, dirigentes del Movimiento Al Socialismo (MAS) anunciaron que llegarán más de 30 mil personas a la ciudad de Cochabamba para la concentración que se realizará en la plaza 14 de Septiembre.

Su objetivo, adelantaron, es denunciar “ante el mundo” que el presidente Evo Morales fue víctima de la mentira, la misma que habría sido planificada por los que ellos llaman la derecha.

Aseguraron que esa mentira, que está ligada al supuesto vínculo que tuvo el Mandatario con Gabriela Zapata, fue la causa para que el 21 de febrero de ese año, la mayoría de los electores rechace la repostulación de Morales y se imponga el No.

“No vamos a permitir que estas personas sigan engañando a nuestro pueblo, nos están queriendo dividir con mentiras”, manifestó el presidente de la Coordinadora Departamental por el Cambio (Codecam), Gróver García.

Por su lado, el exdirigente de los cívicos Juan Flores anunció que para ese día se prevé un paro y una concentración en la plaza de las Banderas con todas las organizaciones y ciudadanos que hace poco marcharon y paralizaron la ciudad exigiendo la abrogación del polémico Código de Sistema Penal y el respeto al resultado del denominado 21F.

“La democracia se respeta, así como los resultados del 21 de febrero cuando los bolivianos le dijeron al Presidente no más reelección”, indicó Flores.

Ambas convocatorias no dejan de encender la alerta de que esa jornada, que cae a mitad de semana, no será como cualquier otro día.

Preocupa que ese mismo día estén en la ciudad cientos de militantes del MAS, entre ellos cocaleros. Asimismo, que grupos opositores a Morales pretendan bloquear, paralizar Cochabamba y marchar.

Si bien todos tienen derecho a la protesta, estos deberán evitar por todos los medios cualquier tipo de violencia.

Los líderes de ambos grupos deberían reflexionar las acciones que pretenden realizar esa jornada.

Asimismo, de persistir con sus movilizaciones, esperemos que los horarios que han fijado para sus concentraciones se respeten, así como los lugares establecidos para expresar sus posiciones políticas.

Después de mucho tiempo, lamentablemente se han vuelto a escuchar posiciones radicales, que causan temor en ciudadanos que no son ni de un lado ni del otro.

Creemos que nadie, ni de un bando ni del otro, pretenda repetir las jornadas violentas que se vivieron en el pasado.

El 21 de febrero de 2016 ganó el “No” con el 51 por ciento en el referendo constitucional. Mientras que el “Sí” obtuvo el 49 por ciento . Sin embargo, en 2017 diputados del MAS presentaron una recurso de Inconstitucionalidad Abstracta al Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), que fue admitido y ahora beneficia al presidente Evo Morales, y demás autoridades, con la reelección sin límites, según refleja la agencia Fides.

No hay que desconocer que la decisión del Tribunal Constitucional ha ocasionado que los grupos de oposición se rearticulen y reactiven sus movilizaciones para exigir a las autoridades, en particular a las del Gobierno, respeto al resultado del referendo.

En tanto, seguidores del MAS consideran que Morales tiene todo el derecho para repostularse a la Presidencia, porque así lo estable el máximo tribunal boliviano.

Opinión


Organizaciones sociales se movilizarán el 21 de febrero para denunciar mentiras de la oposición

Las organizaciones sociales del país preparan una masiva movilización nacional para el próximo 21 de febrero con el objetivo de denunciar las mentiras que promueve la oposición y ratificar la defensa del proceso democrático que vive Bolivia desde 2006 con mayor estabilidad, informó el lunes integrante de la Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam), Rodolfo Machaca.

“Ya tenemos convocatorias, articulaciones y reuniones para movilizarnos y decir no a la mentira de la oposición, no a la mentira permanente que está queriendo desestabilizar el orden democrático en nuestro país”, dijo en entrevista con la Red Patria Nueva.

Machaca recordó que la oposición sigue un plan estratégico encabezado por el exministro de Gobierno y prófugo de la justicia boliviana, Carlos Sánchez Berzaín, para desestabilizar la democracia y evitar la repostulacion del presidente Evo Morales en las elecciones de 2019.

Ante esa situación, el también exdirigente campesino consideró que la población boliviana debe reflexionar y tomar conciencia para no caer en las mentiras de esa línea política que intenta generar, además, un clima de conflicto y movilizaciones en el país.

“El objetivo central es sembrar una serie de mentiras sobre el pueblo boliviano y contra esto todas las organizaciones sociales en el país estamos organizándonos precisamente para poder decir la verdad al pueblo”, indicó.

ABI


Gestan una cumbre cívica nacional en Cochabamba en defensa del voto del 21-F

La abrogación del Código del Sistema Penal desmovilizó una parte de las protestas en el país. La Central Obrera Boliviana (COB), de Guido Mitma, y el transporte pesado y público, por ejemplo. Pero esta medida asumida por el presidente Evo Morales no ha conseguido desbaratar a todos los movimientos articulados en el país en defensa del mandato de las urnas del 21 de febrero de 2016 (21-F), que dijo No a la reelección de Morales en los próximos comicios.

Así lo han confirmado el fin de semana los dirigentes cívicos de Cochabamba y Santa Cruz, que anunciaron una suerte de cumbre cívica nacional para el martes en suelo cochabambino con el objetivo de coordinar un paro cívico conjunto en todo el país para exigir respeto al voto, y los voceros del Comité de Defensa de la Democracia (Conade), como Waldo Albarracín, de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), y Amparo Carvajal, titular de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (Apdhb), que anunciaron medidas de presión con el mismo objetivo.

Para el MAS, una vez abrogado el código, el resto de las protestas obedecen a “una agenda antidemocrática” que pretende negar el derecho del presidente Morales a ser candidato a la reelección si ninguna limitación, de acuerdo a la interpretación que hizo el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) del Artículo 23 de la Convención Americana de Derechos Humanos de la OEA. Así lo sostiene la senadora del MAS por Santa Cruz, Adriana Salvatierra.

Pero a los cívicos del país, que en el seno de las protestas han pasado de organizar medidas de resistencia a la repostulación a una contraofensiva callejera, las críticas del MAS no gozan de crédito y no detendrán sus movilizaciones.

El encuentro de Cochabamba

Juan Flores, presidente del Comité Cívico de Cochabamba, manifestó que sus pares de Santa Cruz, Tarija, Oruro, La Paz, El Alto, Pando, Beni y Chuquisaca ya se han comprometido para el encuentro que arrancará hoy en la Llajta, donde primero analizarán cómo las movilizaciones de protesta consiguieron doblarle el brazo al Gobierno de Morales hasta conseguir la abrogación del código y las medidas que asumirán para hacer que, en el marco de la democracia boliviana, el presidente respete el voto de más de 2,6 millones de ciudadanos que dijeron No a la reelección. Asimismo, planteó dar un respaldo conjunto a Guido Mitma, de la COB, “para evitar paralelismos”.

Fernando Cuéllar, del Comité pro Santa Cruz, ratificó que hoy se define en Cochabamba un paro nacional, sin la presencia de partidos y dirigentes políticos.

“Están forzando una continuidad de las movilizaciones que deberían desactivarse con la abrogación del código”, dice Salvatierra, que ve que solo quedaron en las movilizaciones políticos que se oponen al derecho de Morales.

En la agenda

En el colegio médico

El presidente cívico de Cochabamba, Juan Flores, anunció que el encuentro nacional de hoy se desarrollará en su ciudad, entre 9:00 y 16:00, en la sede del Colegio Médico de Cochabamba.

Potosí, sin confirmar

Como coordinador de la cumbre cívica, Flores anunció la participación de líderes de Santa Cruz, Tarija, Oruro, La Paz, El Alto, Pando, Beni y Chuquisaca. Pero aseguró que Jhony Llally, presidente del Comité Cívico Potosinista, no pudo ser contactado y no fue confirmado.

Alistan protestas en el exterior

Flores anunció protestas en apoyo del 21-F en ciudades como Houston, Washington, Virginia (EEUU), Buenos Aires (Argentina), Londres (Inglaterra) y Roma (Italia).

EJU