Honduras: masiva movilización de la oposición concluye con represión policial

Reprimen a hondureños durante movilización en Tegucigalpa

La población hondureña que salió nuevamente este viernes a las calles de Tegucigalpa (capital) para participar en la marcha convocada por el partido Alianza de Oposición Contra la Dictadura, fue reprimida por las autoridades con gases lacrimógenos.

Esta movilización dio inicio a las 14H00 (hora local), desde la Universidad Pedagógica Nacional Francisco Morazán (Upnfm) hasta la Casa Presidencial Juan Pablo II.

La protesta fue realizada “contra el fraude, los asesinatos, por la liberación de los presos políticos y la defensa de la victoria de la Alianza con Salvador Nasralla”, refiere la cuenta Twitter del partido político.

El coordinador general de la Alianza de Oposición, Manuel Zelaya, quien acompañó a los hondureños en esta jornada, también fue afectado por las bombas lacrimógenas lanzadas contra los manifestantes, constató la corresponsal de teleSUR en Honduras, Gilda Silvestrucci.

Los ciudadanos han acudido a las calles en reiteradas oportunidades como parte de las medidas de presión contra el Gobierno de Juan Orlando Hernández y en defensa de la victoria obtenida por Nasralla en los pasados comicios del 26 de noviembre.

La Alianza convocó a un paro nacional del 20 al 27 de enero para exigir la renuncia de Hernández, así como nuevas movilizaciones desde este sábado, ante la denuncia de Nasralla por el fraude en las pasadas elecciones tras las diversas irregularidades registradas.

Telesur


Brutal y cruenta represión sufre la oposición hondureña

Miembros de la Alianza Opositora tomaron hoy de forma simbólica uno de los edificios donde se instalará el futuro Centro Cívico Gubernamental, pero fueron recibidos con gases lacrimógenos por guardias presidenciales.

Los manifestantes ingresaron al sitio donde se construyen un complejo de edificios por órdenes del presidente Juan Orlando Hernández, pero fueron recibidos por miembros de la Guardia de Honor Presidencial que los rociaron con gases lacrimógenos.

“De este lugar me sacaron hace varios años y hemos vuelto para condenar esta dictadura”, aseguró el exgobernante y coordinador de la coalición, Manuel Zelaya.

Asimismo, un fuerte pelotón de policías y militares comenzaron tirotear y lanzar bombas de humo para disuadir la manifestación; se informó que Zelaya fue agredido por los efectivos asignados a la sede del Ejecutivo.

Uno de los jefes del pelotón dio empellones al exjefe de Estado cuando éste se aprestaba a dialogar para apaciguar los ánimos, por lo que tuvo que ser sacado por los escoltas.

Varias personas resultaron heridas y detenidas producto de la brutalidad policiaco militar.

Confidencial


¡Bestial! Represión militar boicotea protesta de oposición hondureña

En plena manifestación pacífica, los efectivos de la Policía y el Ejército, reprimieron a la población que llegó a inmediaciones de la Casa Presidencial ubicada en el bulevar Juan Pablo II.

Personas que encabezaban la protesta a la que convocó la Alianza de Oposición, dijeron a este rotativo que fueron las fuerzas de seguridad las que iniciaron la confrontación al lanzar gas lacrimógeno injustificadamente.

De esta forma, los ciudadanos se indignaron y comenzaron una batalla en contra de las fuerzas represivas logrando que estos retrocedieran, varios negocios fueron afectados debido a la incompetencia de los militares. Cabe destacar que uno de los restaurantes de comida típica, ubicado en ese sector, socorrió a las personas que estaban asfixiándose.

Después de una hora de enfrentamiento directo, las fuerzas de seguridad utilizaron la detonación de balas de salva y tanquetas para hacer retroceder a la población, quienes al final tuvieron que retroceder. En la manifestación había menores de edad y personas de la tercera edad.

Se reportó que varios periodistas fueron atacados a golpes por los escuadrones militares, de hecho, uno de los reporteros de EL LIBERTADOR, observó el momento en el que agredieron con golpes a una mujer y a un joven que llegó a socorrerla, lastimosamente no se pudo documentar el hecho porque el comunicador estaba al punto de asfixiarse por las bombas lacrimógenas.

Los uniformados dieron persecución para dividir a las personas, un grupo buscó refugió huyendo en dirección de la colonia Lomas del Guijarro, mientras que el resto se dirigió hacia el bulevar Suyapa. De momento se reportan varios heridos a causa de que la Policía regresó las piedras que les lanzaban.

Más temprano este día, el secretario del gobernante Partido Nacional, Juan Diego Zelaya, había pedido a la Alianza “no más violencia”, pero, se ha denunciado al gobierno por desatar campañas de desprestigio a través de BOTS en redes sociales, persecución y levantamiento de perfiles a dirigentes de la oposición, que, es considerada una forma más obscura de violencia.

El Libertador