Colombia: el ELN inicia un paro armado y organizaciones sociales intentan avanzar en el diálogo en Quito

ELN anuncia paro armado nacional del 10 al 13 de febrero

Según anunció la guerrilla, el paro se realizaría desde las 6:00 a.m. del 10 de febrero hasta las 6:00 a.m. del 13 de febrero en el territorio nacional.

Según el comandante ‘Uriel’, del frente de guerra Occidental Omar Gómez, la decisión de toma “ante la continuidad del Terrorismo de Estado y el incremento de la persecución a los dirigentes populares y la judicialización de la protesta social; como también la negativa del gobierno para darle continuidad al Quinto Ciclo de conversaciones en Quito”.

Señala además que la orden dada por el mando superior del ELN está orientada a todas las estructuras de esa guerrilla.

Suspensión del quinto ciclo de negociaciones

El 29 de enero, el presidente Juan Manuel Santos informó que se suspendía la instalación de la mesa en Quito hasta que no vea coherencia por parte de esa guerrilla entre sus palabras y sus acciones.

La decisión se dio luego de que durante el último fin de semana de enero siete policías fueran asesinados en medio de una ofensiva terrorista que incluyó tres ataques con explosivos en Atlántico y sur de Bolívar.

El hecho más grave ocurrió en la estación del barrio San José de Barranquilla, donde seis policías fueron alcanzados por un poderoso artefacto activado justo cuando se cumplía la formación del cambio de turno. Los uniformados fallecieron y más de 40 resultaron heridos. El ELN se atribuyó este último hecho.

“Por lo tanto, he tomado la decisión de suspender la instalación del quinto ciclo de conversaciones que estaba prevista para los próximos días, hasta que no vea coherencia por parte del ELN entre sus palabras y sus acciones”, señaló Santos al anunciar la decisión.

Por su parte, el ELN manifestó que los ataques luego del vencimiento del cese no deben alterar el curso de las conversaciones.

“Nosotros nos mantenemos en eso, que se mantengan las conversaciones y que ningún incidente lleve a que estas se interrumpan”, dijo Pablo Beltrán, líder de ese grupo guerrillero.

Noticias RCN


El Gobierno no se inmovilizará por el paro armado del ELN: Óscar Naranjo

Desde Tumaco, Nariño, el vicepresidente Óscar Naranjo aseguró que el ejecutivo reforzó la seguridad en los departamentos en donde tiene presencia el ELN para evitar cualquier tipo de amenaza por cuenta del paro armado que esa guerrilla implementó desde este sábado.

Naranjo explicó que hay un trabajo articulado por parte del Estado para evitar acciones negativas por esa medida de la guerrilla.

“El Gobierno no se va a inmovilizar por el paro armado del ELN, segundo pues la Fuerza Pública está preparada para responder a cualquier tipo de amenaza, lo tercero es un llamado a las comunidades para que confíen en la institucionalidad y no se dejen intimidar por el llamado a ese paro”.

Asimismo dijo que no es lógico que mientras los colombianos piden la reanudación de los diálogos esa guerrilla acuda a las vías de hecho para intentar presionar, sin resultado alguno, el avance en el diálogo.

“El ELN está creyendo que valoriza su palabra en un proceso de negociación con este tipp de actos, pero el efecto es el contrario porque la ciudadanía está en contra de esto y esa guerrilla queda como enemiga de la paz”.

El vicepresidente continuará este sábado con su agenda en Tumaco en donde hará una reunión de seguimiento al Plan Hércules y posteriormente sostendrá un encuentro con el jefe del comando sur de Estados Unidos, el almirante Kurt Tidd.

Caracol


Líderes sociales de Colombia abordan con ELN cómo encarrilar diálogo en Quito

Cerca de 40 líderes de organizaciones sociales colombianas se reunieron el viernes con representantes del Ejército de Liberación Nacional (ELN) en una finca al sureste de Quito, para analizar vías que permitan encarrilar el diálogo con el Gobierno de Juan Manuel Santos.

El pasado miércoles, el presidente colombiano se reunió con dirigentes de estos grupos sociales y defensores de los derechos humanos, que buscan colaborar en destrabar las negociaciones, en suspenso desde finales de enero.

Al término del encuentro el dirigente colombiano autorizó que una delegación viajara a Ecuador, país que auspicia las conversaciones de paz desde hace un año, con el objeto de buscar cauces para activar de nuevo la negociación. Y hoy representantes de las organizaciones sociales, que actúan de manera independiente pese a contar con el aval de Santos, mantuvieron una reunión que se prolongó durante varias horas y concluyó sin resultados significativos.

“Las organizaciones sociales tuvimos la iniciativa de hacer un diálogo con las partes, tanto con el Gobierno, como con el ELN, con el ánimo de ayudar a colaborar a que se reactive la mesa de negociación”, manifestó a Efe Alejandra Llano, en representación de la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC).

Aunque el primer encuentro celebrado en suelo ecuatoriano no arrojó resultados, los líderes sociales volverán a verse este sábado con miembros de la guerrilla para seguir con su cometido. Llano señaló que no ejercen como mediadores, pero sí responden a “un clamor social para que se sienten y vuelvan a restablecer el cese bilateral”, con el objetivo de lograr la “seguridad y garantías a las comunidades en sus territorios”.

La dirigente social incidió en que uno de los puntos de los acuerdos y la negociación, el relativo a la situación de los líderes sociales, pone de manifiesto la dificultad del proceso. “En los últimos dos años contamos más de 200 líderes asesinados, y 27 solo en enero, lo que muestra que en Colombia el proceso de construcción de paz es muy complejo y amerita muchos esfuerzos y acompañamiento internacional”, sostuvo.

Por su parte, en una comparecencia previa, Marilén Serna, de la organización Congreso de los Pueblos, reveló que han presentado al ELN “propuestas muy concretas” que no elaboró, para conseguir el acercamiento entre las partes. “Nosotros hemos pedido a la mesa que los dos actores generen medidas tendientes a disminuir la intensidad del conflicto en los territorios, que se proteja la vida de las comunidades y de las organizaciones e implementen acuerdos de carácter humanitario”, remarcó.

Acompañado por decenas de líderes a sus espaldas, Alejandro Pedraza, de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) quiso expresar su reconocimiento al Gobierno de Ecuador “por auspiciar este espacio trascendental e importante no solo para Colombia sino para América Latina”.

Reconoció que “hay en este momento dificultades para la continuidad del diálogo respecto de la agenda acordada”, pero subrayó: “Nuestra misión es buscar que tanto el Gobierno nacional de Colombia, como la delegación del ELN mantengan los esfuerzos para que se continúe desarrollando el diálogo”.

Los diálogos de paz entre el Gobierno de Juan Manuel Santos y el ELN quedaron en entredicho a finales de enero por los atentados atribuidos a la guerrilla, que dejaron siete policías muertos y 47 heridos y llevaron al Ejecutivo colombiano a suspenderlos.

El pasado 10 de enero expiró un cese del fuego bilateral de 101 días tras el cual la mayor guerrilla en activo del país lanzó los ataques contra objetivos petroleros y de seguridad, en medio de las acusaciones al Gobierno de continuar acciones beligerantes y el hostigamiento contra sus dirigentes.

El Telégrafo