Según informe de la ONU, hubo 23 personas asesinadas por la represión tras las elecciones

ACNUDH: la crisis política dejó 23 personas fallecidas en el país

Un informe de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas de Derechos Humanos (ACNUDH) establece que “por lo menos 22 civiles y un agente de la Policía Nacional murieron durante las protestas” en el periodo electoral en Honduras.

El documento detalla que del total, al menos 16 de las víctimas, entre ellas dos mujeres y dos niños, murieron violentamente a causa de disparos efectuados por las fuerzas de seguridad.

El informe documenta también las muertes de 15 personas, entre los que figuran candidatos políticos, consejeros municipales y activistas, en el periodo anterior a las elecciones del pasado 27 de noviembre.

Destacan que miembros de los cuerpos de seguridad de Honduras, en particular de la Policía Militar, “utilizaron una fuerza excesiva, incluso letal, para controlar y dispersar las protestas que estallaron tras las controvertidas elecciones presidenciales”.

Vandalismo

Aunque algunos de los manifestantes realizaron actos vandálicos, en el informe se destaca que “el análisis del tipo de lesiones sufridas por las víctimas, indica que las fuerzas de seguridad hicieron un uso intencional y letal de las armas de fuego, incluso más allá del propósito disuasorio o de defensa propia, como cuando los manifestantes estaban huyendo”.

“En particular, esto quedó ilustrado por los casos de siete víctimas que murieron como consecuencia de disparos en la cabeza”, establece el documento que dio a conocer María Soledad Pazo, representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los derechos Humanos.

“Estos casos suscitan serias preocupaciones y podrían equivaler a ejecuciones extrajudiciales”, indica el informe.

Hasta el 27 de enero, no se habían presentado cargos contra ningún miembro de las fuerzas de seguridad en relación con las muertes y lesiones ocurridas.

En el informe se pide a las autoridades que restrinjan el uso de la Policía Militar y las Fuerzas Armadas en las funciones de aplicación de la ley y que regulen el uso de la fuerza por parte de todos los organismos y cuerpos de seguridad, de acuerdo con las normas y estándares internacionales de derechos humanos.

María Soledad Pazo mostró su preocupación porque “todos los casos se encuentran en la impunidad”.

Investigaciones

Al conocer el informe, Karla Cueva, ministra de Derechos Humanos, detalló que “el Estado no se ha quedado de brazos cruzados y hay avances en investigación científica”.

“Ya concluyeron las investigaciones de 22 casos de todos los reportados en el periodo poselectoral y estos son remitidos al Ministerio Público”, aseguró Cueva

El Heraldo


Informe de la ONU – ”Las violaciones a los derechos humanos en el contexto de las elecciones de 2017 en Honduras”


Reformas electorales, entre los temas del Diálogo Nacional

Las reformas electorales son el tema central del proceso de diálogo nacional, cuya primera instancia comenzó este lunes, convocado por representantes de Naciones Unidas.

El asunto de los cambios en los procesos electorales son de tal importancia que para el ministro de la Presidencia, Ebal Díaz. se encuentran “en el corazón de este diálogo”.

El funcionario recalcó la disposición del gobierno y del Partido Nacional, del que forma parte, para evitar lo que reconoció fue un proceso “accidentado” el que tuvo lugar el pasado 26 de noviembre, una situación que no se debe repetir y las reformas electorales serán un instrumento fundamental para lograr un proceso con todas las garantías, que deje a todos los partidos políticos satisfechos con los resultados que se anuncien.

Tomás Zambrano, otro representante nacionalista y actual secretario del Congreso Nacional, enfatizó la necesidad de “comprensión y tolerancia” de las partes involucradas así como una voluntad de “diálogo sincero”.

El representante del Partido Liberal, Eduardo Martel dijo que la agenda que su partdo traer a la mesa de prediálogo destaca dos aspectos.

El primero se relaciona con la escogencia de los mediadores del diálogo, mientras que el segundo pide que se dé un carácter vinculante a los acuerdos a los que se lleguen.

Aunque el excandidato presidencial Salvador Nasralla no asistió personalmente al a reunión, si envió a sus representantes, entre los que se encontraba Tony García, quien también insistió en que los acuerdos del diálogo deben necesariamente tener un carácter vinculante.

El gran ausente en la cita fue el partido Libertad y Refundación (Libre), que no envió a ningún representante.

Los asistentes coincidieron en que la reunión de este lunes fue convocada principalmente para acordar un cronograma de trabajo para el resto del proceso.

La Prensa


VOLVER