Panamá: el gremio de constructores Suntracs mantiene el paro nacional y llama Asamblea

El Sindicato Único de Trabajadores de la Construcción y Similares (Suntracs) informó que mantendrá la huelga del sector a nivel nacional.

Al mismo tiempo, los trabajadores anunciaron la convocatoria de una Asamblea General a realizarse el próximo martes 15 de mayo, con el objetivo de definir las acciones que tomarán tras no lograr un acuerdo con la Cámara Panameña de la Construcción (Capac) sobre el aumento salarial.

‘La huelga sigue… No hay acuerdo’, dijo Saúl Méndez, secretario general del Suntracs, a 22 días desde que inició el paro de labores en el sector de la construcción.

En referencia a los miembros del sindicato que cerraron ayer la Vía Centenario —a la altura de la Ciudad de la Salud— reclamando el pago del subsidio de 50 dólares semanales por la huelga, Méndez afirmó que ‘personas del mal vivir’ se llevaron el bono de huelga.

Los trabajadores que cerraron la vía amenazaron con desistir del paro. La medida ocasionó un gran embotellamiento vehicular en ambas direcciones.

‘Los indisciplinados tendrán que asumir las consecuencias’, advirtió Méndez durante la conferencia en la sede del Suntracs.

Lass negociaciones de la convención colectiva tienen, por un lado, al gremio obrero solicitando un aumento del 4% del salario durante los próximos cuatro años, mientras que la Capac ofrece un alza del 2.5%.

REACCIONES

Esta semana, el presidente Juan Carlos Varela tildó de ‘insostenible’ el paro del Suntracs y recomendó un arbitraje para llegar a un pacto entre ambas partes, pero el gremio de trabajadores repudió dicho planteamiento. El mandatario dejó claro que el Gobierno no cuenta con un recurso legal que le permita intervenir en esta pugna.

De hecho, el Código de Trabajo establece que únicamente el sindicato de trabajadores puede solicitar el arbitraje si así lo decidiera.

Entre tanto, la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (Cciap) se pronunció el viernes sobre la negociación entre el sindicato y la patronal de construcción recomendando que debía desarrollarse ‘sin limitaciones de tiempo o la presión de un arbitraje’.

‘La Cciap estima que todo incremento de salario tiene que considerar la inflación y la productividad actual para mantener la competitividad y sostenibilidad de la industria, los puestos de los trabajadores y la actividad económica que se deriva de la misma’, dijo Gabriel Barletta, presidente de la cámara que agrupa a más 1,600 empresas de 5 sectores económicos del país.

Asimismo, la Cciap recordó que los trabajadores de la construcción en Panamá cuentan con los salarios y beneficios más altos de Latinoamérica.

‘La Cciap insiste que el resultado de esta convención colectiva tendrá repercusiones en la mayor parte de los sectores de la economía y la población, por lo que exhorta al gobierno a revisar los incentivos para residencias en el tramo de interés preferencial’, sostuvo la cúpula empresarial.

En 2016, el sector de la construcción representó el 14% del producto interno bruto (PIB) de Panamá. No obstante, la actividad en el sector privado ha caído un 48% en el primer trimestre de 2018, con relación al mismo lapso en 2017.

Portavoces empresariales han mencionado uno $30 millones de dólares en pérdidas diarias producto de la huelga que se mantiene en el sector a nivel nacional.

Panamá ON