Chile: allanan obispados por las denuncias de abusos sexuales

Registran las dependencias de los obispados de Temuco y Villarrica

Un fiscal del Ministerio Público y funcionarios de la Policía de Investigaciones de Chile (PDI) registraron este sábado las dependencias de los obispados de Temuco y Villarrica, en el marco de las denuncias de presuntos abusos sexuales por parte de sacerdotes. La diligencia fue encabezada por Ítalo Ortega, quien está a cargo de la investigación contra religiosos de la región situada a unos 650 kilómetros al sur de Santiago, por abuso sexual infantil.

El registro obedece a la negativa de los obispados de Temuco y Villarrica a entregar los antecedentes con los que contaban y que fueron solicitados por la Fiscalía. Los sacerdotes investigados de oficio por el Ministerio Público son Pablo Isler Venegas, Juan Mercado Elgueta y José Bastías Ñanco, todos de Temuco, y Mardoqueo Valenzuela, de la vecina localidad de Angol. A ellos se suma el presbítero Belisario Valdebenito Erices de Villarrica, quien también es investigado por denuncias de presuntos abusos sexuales.

En la ciudad de Temuco, funcionarios de la Brigada de Delitos Sexuales de la PDI allanaron primero las oficinas del vicario general de la Diócesis San José de Temuco, Giglio Linfati, donde se incautaron de carpetas con documentos y un ordenador y más tarde hicieron lo propio en las oficinas del obispado de Villarrica. Estos registros de los obispados de Temuco y Villarrica se suman al practicado por la Fiscalía el pasado 13 de junio en el Tribunal Eclesiástico de Santiago.

Ese mismo día también se desarrollaron diligencias en el obispado de Rancagua, hasta donde llegaron agentes de Carabineros y el fiscal Sergio Pérez con una orden de entrada y registro emitida por el Tribunal de Garantía de la localidad de Pichilemu, que investiga las denuncias contra los curas de la zona, según fuentes de la Fiscalía. Esta nueva operación de la PDI y la Fiscalía se daba el mismo día que la Justicia chilena decretaba prisión preventiva para el sacerdote Óscar Muñoz, excanciller del arzobispado de Santiago de Chile, acusado presuntamente de cometer abusos sexuales contra menores.

Araucanía Noticias


Administrador apostólico de Osorno: colaboraremos con la justicia por casos de abuso sexual

El administrador apostólico de la diócesis de Osorno, Jorge Concha Cayuqueo, aseguró que están dispuestos a colaborar con la justicia ante los casos de abusos sexuales que involucran a integrantes de la Iglesia Católica.

Esto tras darse a conocer la detención de Óscar Muñoz Toledo, excanciller del Arzobispado de Santiago acusado de delitos de connotación sexual y posteriormente los allanamientos realizados por la Policia de Investigaciones hacia los obispados de Temuco y Villarrica.

En este sentido, el reemplazante momentáneo del exobispo Juan Barros, señaló que la justicia tanto canónica como nacional ha ido transformándose, existiendo más transparencia para brindar toda la ayuda posible a las indagatorias que se lleven a cabo.

Es por esto que dijo estar dispuesto a colaborar en todo lo posible para lograr tener justicia para los afectados.

En la misma instancia, indicó que la visita del Papa Francisco fue relevante para comenzar a desarrollar un trabajo en torno a casos de abusos sexuales dentro de la institución eclesiástica chilena.

Recordemos que tras la visita de Charles Scicluna y Jordi Bertomeu a Osorno, dieron a conocer que recibieron entre 40 a 50 denuncias por parte de sacerdotes, casos que ya mantienen en el Vaticano.

Biobio


Arzobispado de Concepción admite haber recibido denuncia por abuso sexual de sacerdote a seminarista

El Arzobispado de Concepción reconoció haber recibido una denuncia en 2009 por el presunto abuso sexual de un sacerdote a un seminarista de 14 años, hecho que habría ocurrido el 2002.

Según consignó el medio digital Sabes.cl, en la comunidad las críticas apuntan al rol del Arzobispado de Concepción frente al proceso de investigación del sacerdote, quien actualmente continúa con sus funciones al interior de la Iglesia.

La carta de carácter anónimo relata la presunta violación del padre Hernán Enríquez Rosas en 2002, contra el adolescente de 14 años que ingresó al Seminario Menor de Concepción.

El relato escrito por el padre de la víctima detalla que a una semana del ingreso al seminario, el menor de edad se contactó con sus padres para exigirles dejar los estudios eclesiásticos, hecho que provocó las sospechas de los progenitores a raíz de la repentina determinación de su hijo.

Años después, en 2009, el joven contó a su familia lo sucedido, interponiendo una denuncia en Fiscalía, donde le indicaron que la causa estaba sujeta al antiguo sistema procesal penal, decidiendo no perseverar. En tanto, de forma paralela, la familia comunicó el hecho al Arzobispado de Concepción mediante un correo electrónico, instruyéndose una investigación canónica contra el sacerdote.

Ante esto, el organismo eclesiástico, a través de un comunicado, reconoció haber recibido denuncias contra Enríquez en la misma fecha, pero que la investigación encabezada por la Iglesia no logró comprobar la participación del cura ni la existencia del delito.

24 Horas