Colombia: la Corte Suprema llama a declarar a Uribe el 3 de septiembre

3 de septiembre, la fecha de indagatoria a Uribe en la Corte Suprema

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia fijó para el próximo 3 de septiembre la indagatoria al senador Álvaro Uribe Vélez, dentro de la investigación que se le adelanta por presunta manipulación y presión a testigos.

En esa diligencia judicial, el congresista del Centro Democrático podrá presentar los elementos materiales probatorios y su versión sobre los hechos materia de investigación.

El pasado 24 de julio, la Corte Suprema abrió una investigación preliminar en contra del expresidente por su presunta responsabiidad en los delitos de soborno y fraude procesal.

En el documento, el alto tribunal considera que existen elementos materiales probatorios para inferir que Uribe Vélez habría dado instrucciones para presionar a Juan Guillermo Monsalve para que se retractara de sus declaraciones.

Monsalve, quien se encuentra privado de su libertad en la cárcel La Picota de Bogotá, habría sido presionado por el abogado Daniel Cadena y el condenado Mauricio Pardo Hashe para que cambiara su versión en contra de Uribe.

El testigo, cuya protección fue redoblada por la Corte Suprema, habría declarado que el expresidente tenía vínculos con los grupos paramilitares que delinquían en Antioquia.

Desde su finca en Rionegro (Antioquia), el congresista del Centro Democrático citó una serie de pruebas que presentará su defensa para demostrar su inocencia.

Uribe Vélez sostuvo que existen chats y conversaciones telefónicas que permiten inferir que jamás presionó a testigos.

Igualmente, la Corte Suprema fijó para el 4 de septiembre a indagatoria al representante a la Cámara, Álvaro Hernán Prada, quien también es investigado por estos mismos hechos.

La FM


Uribe recusa a magistrados de la Corte Suprema que lo investigan

Rodeado de sus abogados titulares, el expresidente Álvaro Uribe acaba de anunciar que instauró este lunes una recusación contra los magistrados que adelantan la investigación por la que ya fue llamado a interrogatorio.

Según el exmandatario, hay evidencia de que piezas procesales en su contra fueron filtradas a los medios antes de que él pudiera ejercer el derecho a la defensa.

“Es muy extraño que el magistrado le hubiera dejado saber a ‘Semana’ que me iba a indagatoriar a mí. Es muy extraño que el magistrado le hubiera dejado saber al director de otro medio de comunicación que me iba a indagatoriar”.

En este acápite, narró varios episodios en los que incluso dice que el magistrado José Luis Barceló le anunció a una respetable jurista su llamamiento a indagatoria, la misma que fue divulgada por medios: “Es muy extraño que el magistrado le hubiera dejado saber a una mujer muy importante de la justicia colombiana que me iba a encarcelar”.

De hecho, aseguró que un candidato a la presidencia anunció que algo grave iba a pasar y que, por ende, él (el candidato, al que no mencionó) y Gustavo Petro pasarían a segunda vuelta.

También dijo que alguien cercano a ese candidato recibió, vía chat, mensajes del magistrado Barceló diciéndole que lo tenía atrapado.

“Es muy extraño que el magistrado hubiera llamado a panelistas de Hora 20 y les hubiera mandado chats diciendo que me tenía agarrado, que tenía un acervo probatorio contra mí, que yo quería salirme del Senado porque la Corte me tenía con pasos de animal grande”, dijo Uribe.

Para el mandatario también es claro que, tal como lo reveló EL TIEMPO, Sandra Yepes, la magistrada auxiliar que instruye su caso, es una antigua discípula de Iván Velásquez, magistrado estrella de la parapolítica que incluso figura en la lista de 31 testigos que la Corte citó en este caso.

Uribe aseguró que Velásquez es su contradictor desde la universidad.

También, citando a EL TIEMPO, Uribe aseguró que su abogado Jaime Lombana no tuvo nada que ver con la recolección de testimonios en las cárceles, como lo señaló la señora María mercedes Williamson. Al respecto, insistió en que tanto Lombana como Williamson fueron a visitar a Enrique Pardo Hasche para un asunto ajeno al del exparamilitar Luis Guillermo Monsalve.

Cuando se le preguntó si iba a hacer efectiva la renuncia al Senado, Uribe dijo que eso no era lo relevante del tema. En lo que insistió fue en que no quería que el caso se fuera de la Corte Suprema sino que se evaluara la recusación contra los magistrados.

El Tiempo


Uribe pedirá a la CIDH garantías en su proceso judicial

La defensa de Álvaro Uribe Vélez acudirá a instancias internacionales, como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para denunciar la presunta vinculación de falsos testigos en su contra y exigir garantías judiciales en el proceso que le adelanta la Corte Suprema de Justicia.

Desde su finca de Rionegro (Antioquia), el senador de la República afirmó que su propósito es que se conozca toda la verdad y se pueda demostrar su inocencia lo más pronto posible.

No descartó que soliciten una de medida de aseguramiento en su contra, por eso anticipó que “combatirá la infamia” desde la cárcel o en libertad.

“No me queda más alternativa que dar la batalla jurídica y ante la opinión pública. Yo soy un hombre veraz y tengo un designio de vida, que es combatir la infamia, desde la libertad o desde la cárcel”, dijo.

El abogado internacionalista, Víctor Mosquera, aseguró se buscará ante instancias internacionales garantías y transparencia en la investigación en contra de Uribe Vélez, por la presunta manipulación y presión a testigos.

“Lo que vamos a buscar a nivel internacional son las mayores garantías y también presentaremos una queja ante la independencia de jueces y abogados porque consideramos que a partir del 18 de enero del 2018, la Sala de Casación, que es la doble instancia, no tenía competencia”

El expresidente respondió a quienes lo han acusado de querer asesinar a Juan Guillermo Monsalve y lo señalan de estar detrás de la muerte de Carlos Areiza.

“Salió ese cuento de que yo iba a mandar a matar a Monsalve. ¡Desde cuándo acá yo amenazo testigos o los presiono! Que le den toda la validez a su testimonio pero hay un derecho a confrontarlo. Acá están todas las pruebas para demostrar que ha estado mintiendo”.

Uribe Vélez no quiso ahondar en las declaraciones que aseguran que los británicos y presidente Juan Manuel Santos estuvieron detrás de las filtraciones de grabaciones en su contra. Pero sí tildó al mandatario Santos de mentiroso.

El aún senador Uribe dijo que los magistrados tienen como investigadora clave a Sandra Yepes, amiga cercana de Iván Velásquez, uno de sus más duros enemigos políticos. Ante una pregunta de RCN Radio sobre si renunciará o no al Congreso, el expresidente evadió la respuesta y dijo que no huirá al llamado de la Corte.

RCN Radio


Se suspende en la Corte Suprema de Justicia el proceso contra Álvaro Uribe

Tras la decisión del senador Álvaro Uribe de recusar a los magistrados de la Sala de Instrucción 2 de la Corte Suprema de Justicia su proceso quedó congelado hasta que los mismos tres magistrados resuelvan este recurso. Así lo establece el Artículo 106 Código Procedimiento Penal.

Según fuentes del alto tribunal, de no resolverse antes del 10 de agosto también quedarán suspendidas las declaraciones de los relacionados en el proceso. Lo mismo podría suceder con la declaratoria citada para el Senador Uribe del 3 de septiembre.

La recusación será resuelta por los mismos tres magistrados recusados que son José Luis Barceló, Luis Antonio Hernández y Fernando Castro. Si alguno de ellos acepta la recusación deberá ser remplazado por alguno de sus otros seis colegas de la Sala Penal de la Corte.

Según el abogado del senador, los magistrados deben ser recusados porque no contaban competencia para ordenar la indagatoria, de acuerdo al Acto Legislativo 01 de 2018, la cual crea una Sala de Instrucción, en donde ellos perdían dicha competencia, también porque ellos habrían violado el derecho de defensa del Congresista, ya que sus abogados habían solicitado saber si tenía en curso una investigación que involucraba al Senador Álvaro Prada y la Corte había rescindido que no y finalmente por la presunta filtración de información a los medios de comunicación.

La Corte Suprema de Justicia fijó, con más de un mes de anticipación, las fechas para que los congresistas Álvaro Uribe Vélez y Álvaro Hernán Prada Artunduaga rindan indagatoria.

La diligencia judicial del senador Uribe Vélez fue ordenada para el lunes 3 de septiembre de 2018 a las 8:30 a.m., mientras la del representante a la Cámara Prada Artunduaga quedó dispuesta para el día siguiente, martes 4 de septiembre, también a primera hora de la mañana.

Entre tanto, en desarrollo de la misma investigación formal abierta por los delitos de soborno y fraude procesal contra los dos congresistas, la Sala de Instrucción 2 de la Sala de Casación Penal empezará el próximo 10 de agosto a recibir los más de 30 testimonios y ampliación de declaraciones ya decretados.

La práctica de todas estas pruebas se adelantará en presencia de los abogados de los involucrados y el agente designado por la Procuraduría General de la Nación.

W Radio


¿Qué sigue ahora en el caso de Uribe en la Corte Suprema?

La recusación, la posible oficialización de su renuncia y la doble instancia plantean diferentes escenarios en la investigación penal que se sigue contra el expresidente Álvaro Uribe por supuesta manipulación de testigos.

El primer punto clave es que el alto tribunal ya fijó fecha para que Uribe se presente en indagatoria y dé sus explicaciones por los delitos de soborno y fraude procesal, por supuestamente intentar manipular testimonios para que exparamilitares como Juan Guillermo Monsalve se retractaran de declaraciones en su contra.

La diligencia de indagatoria a Uribe se hará el 3 de septiembre para que en este tiempo conozca todas las pruebas del alto tribunal, y el día siguiente irá Hernán Prada, senador del Centro Democrático también involucrado en el caso.

La indagatoria se hará en esa fecha siempre y cuando los magistrados alcancen a resolver en este mes la recusación que presentó Uribe contra quienes lo investigan.

¿Qué pasaría tras la indagatoria?

Tras resolver la recusación, en este mes la Sala de Instrucción que lleva el caso escuchará a los más de 30 testigos que citó en el proceso.

Después de que Uribe y Prada asistan a la indagatoria, den su versión de los hechos y respondan a las preguntas de los magistrados, la Corte debe definir su situación jurídica.

Definir su situación jurídica implica establecer si hay suficientes elementos para imponer o no una medida de aseguramiento y dejar en firme el proceso. La medida de aseguramiento puede ser algún tipo de restricción, o detención. Pero esa posibilidad sólo se evaluará después de escuchar al expresidente. Luego la Corte debe definir si llama a Uribe y a Prada a juicio.

La recusación

Entre tanto, la Corte debe resolver la recusación que presentó la defensa de Uribe contra la sala de instrucción que lo llamó a indagatoria, es decir, contra los magistrados José Luis Barceló (presidente de la Corte), Luis Antonio Hernández (presidente de la Sala Penal) y Fernando Castro.

Esa recusación se resuelve por los mismos miembros de la Sala quienes deben estimar si, de acuerdo a los argumentos de Uribe y las consideraciones de la sala, están impedidos o no.

Esa decisión, ya sea que se declaren impedidos o no, explican fuentes de la Corte, la revisan otros tres magistrados.

Si esos tres magistrados consideran que sus otros tres compañeros sí están impedidos, les quitarían el caso y lo llevarían esos tres magistrados de la Sala Penal que evaluaron la decisión y aceptaron la recusación. Pero si la decisión es que no están impedidos, el proceso lo seguirá llevando el magistrado Barceló como ponente, con los magistrados Hernández y Castro.

Lo que sucede si Uribe finalmente renuncia

Otro escenario que se abre se daría en el caso de que el expresidente Uribe oficialice la renuncia que hizo por Twitter al Senado, el día que la Corte anunció que lo llamó a indagatoria.

Si Uribe oficializa esa renuncia, y el Senado se la acepta, la Sala Penal debe evaluar si el caso sigue siendo llevado por la Corte o, como la renuncia implicaría que pierda el fuero, el proceso es enviado a la Fiscalía General para que ese organismo lleve la investigación.

Lo que los magistrados analizarían en ese punto es si los delitos por los cuales Uribe es llamado a indagatoria tuvieron o no alguna relación con sus funciones de senador. Si en efecto, hay una relación, el caso se queda en la Corte, pero si no, la Sala Penal tendría que enviarle el proceso a la Fiscalía.

En cualquier caso, la Corte seguiría investigando al senador Prada ya que no ha renunciado y sigue manteniendo su fuero.

Lo que sucede si se crea la nueva sala de instrucción

El tercer escenario se daría si Uribe finalmente no renuncia o si la Corte define que el proceso debe ser conocido por el alto tribunal y no por la Fiscalía.

En esos casos lo que podría cambiar sería la ley de segunda instancia que tramitó el Congreso que, aunque entró en vigencia en enero, aún no se está aplicando porque no existen las nuevas Salas de Instrucción y la De Juzgamiento en Primera Instancia.

Estas salas aún no han sido completamente conformadas. Por ahora, sólo se han elegido dos de los tres magistrados de la Sala de Juzgamiento en Primera Instancia a la que la Sala Penal ya le envió procesos que estaban a punto de ser fallados con sentencia.

La otra Sala, la sala especial de Instrucción, que tiene 6 magistrados, aún no ha sido conformada pues ninguno de sus miembros ha sido elegido.

Si esa sala llega a conformarse, la Sala de instrucción de los magistrados Barceló, Castro y Hernández tendría que enviarle el proceso de Uribe para que esos nuevos magistrados sean quienes lo investiguen.

Pero mientras la Sala no esté conformada, serán los actuales magistrados Barceló, Hernández y Castro quienes lleven la investigación, y la Sala Penal la que lleve un eventual juzgamiento.

El Tiempo


VOLVER