Argentina: con un acto masivo, los docentes universitarios preparan su tercera semana de paro

Miles de docentes universitarios se concentraron en la Plaza de los Dos Congresos convocados alrededor de la audiencia que, pasadas las 14 horas, se realizó en el anexo de la Cámara Baja con el propósito de poner en consideración pública la situación presupuestaria que atraviesan las 57 universidades nacionales del país y los organismos de ciencia y tecnología así como la pérdida del poder adquisitivo de los docentes de nivel superior.

La misma fue una iniciativa de destacados investigadores y miembros del directorio del CONICET como el prestigioso biólogo Alberto Kornblihtt y el Doctor en ciencia política Mario Pecheny así como de las federaciones que agrupan a los docentes universitarios como Conadu Histórica y Conadu. Además, contó con el respaldo de los diputados nacionales del FPV Agustín Rossi, Axel Kiciloff y Daniel Filmus así como de la diputada Romina Del Pla del Frente de Izquierda que, a su vez, es docente universitaria, entre otros.

La medida se dio en el marco de la segunda semana de paro de la Conadu Histórica y de siete organizaciones de base de CONADU en las 57 universidades nacionales. Esta última federación había resuelto un paro de una semana entre el 6 y 11 de agosto pero decidió discontinuarlo en vistas a la reunión convocada por el ministerio el pasado lunes. La Conadu Histórica mantuvo la medida de fuerza durante las dos primeras semanas del segundo trimestre con un alto acatamiento en todas las unidades académicas.

En aquella reunión, realizada luego de 90 días sin convocatorias oficiales, las autoridades ofrecieron apenas un 10,8% de aumento hasta agosto para luego seguir negociando una tercera cuota que por el momento y para el ministerio de educación, llevaría el incremento hasta un tope de un 15%.

Así las cosas la próxima semana se reanudará la medida de fuerza, ahora nuevamente con el acatamiento de las dos principales federaciones que agrupan a los docentes universitarios de todo el país que, según anunciaron, podría culminar con una jornada de protesta el viernes próximo en la Plaza de Mayo.

El reclamo de los profesores es el de una recomposición salarial de un 30% con cláusula gatillo según inflación oficial, el rechazo al recorte de $4 mil millones de obras de infraestructura y la inmediata ejecución del presupuesto retenido así como su actualización.

La medida afecta a alrededor de 1,6 millones de estudiantes que debieron comenzar su ciclo lectivo el 6 de agosto y que deberán esperar al menos hasta el 25 de este mes.

Tiempo Argentino