El FMI acuerda un nuevo préstamo de 7 mil millones de dólares para Argentina

Dujovne y Lagarde anunciaron el aumento de la deuda externa argentina con el Fondo Monetario

Argentina y el FMI anunciaron la nueva cifra de endeudamiento del Programa Stand-By (SBA) de 36 meses aprobado el 20 de junio pasado. “El acuerdo negociado será enviado al Directorio Ejecutivo del FMI para su consideración”, indicó Christine Lagarde.

“Hemos acordado mejorar los montos”, destacó Nicolás Dujovne, quien aseguró ya no tienen “carácter precautorios como establecía el acuerdo original” alcanzado en junio último.

Además, señaló que ante la volatilidad, se decidió “reemplazar metas de inflación por una regla simple y verificable sobre los agregados monetarios para reducir la inflación”.

En tanto, aseguró: “Mantenemos nuestro compromiso de tipo de cambio flexible”.

Comprende desembolsos totales por USD 57.100 millones, lo que representa un incremento de USD 7.100 millones con respecto a la deuda externa previa.

Además, según Hacienda, hasta 2019 el FMI “asegurará financiamiento por USD 36.200 millones”. Se incrementa en USD 19.000 millones el financiamiento disponible hasta fines de 2019.

Agregan además que “los fondos del programa ya no serán tratados como precautorios y estarán disponibles para su uso como apoyo presupuestario”.

En este escenario de más deuda, el gobierno macrista resolvió continuar con la implementación de “un conjunto de políticas orientadas al fortalecimiento de la economía argentina”.

“La convergencia más rápida al equilibrio fiscal primario es un paso decisivo hacia la reducción de las necesidades de financiación del gobierno, lo que robustecerá la economía argentina”, dijeron desde Hacienda.

“Se prevé alcanzar el equilibrio fiscal primario en 2019, un año antes de lo previsto en el anterior acuerdo. Asimismo, en 2020 se alcanzará un superávit primario de 1,0% del PBI”, sostuvieron sin detallar cómo se conseguirán esas metas.

“Se reforzará el compromiso del Banco Central con la reducción de la inflación. El Banco Central adoptará un régimen de política monetaria más contundente, en el cual se hará un control estricto sobre el crecimiento de los agregados monetarios. Además se mantendrá la libre flotación del tipo de cambio, aunque con intervenciones bajo lineamientos que serán anunciados oportunamente por el BCRA”, aseguraron.

“Se acordó que el gasto en asistencia social deberá mantenerse por encima 1,2% del PBI. Hay que destacar que el acuerdo prevé un incremento de hasta 0,2% del PBI en la asignación presupuestaria para el gasto social de ser necesario”, dijeron.

InfoNews


El FMI apuesta a Cambiemos

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, junto con la titular del FMI, Christine Lagarde, confirmó el incremento del préstamo del organismo internacional, que pasará de 50 mil millones de dólares a 57.100 millones hasta 2021, y el incremento de los desembolsos pendientes para lo que resta de la gestión Cambiemos. Dujovne señaló que los montos ya no tendrán “carácter precautario” sino que podrán ser “plenamente utilizados como soporte presupuestario” por el Gobierno. En cuanto a la inflación, el ministro no especificó cifras y adelantó que se “reemplazarán los esquemas de metas de inflación”, mientras aseguró que se establecerá una política de tipo de cambio flotante con “una zona de no intervención”.

Desde Nueva York y con la bandera argentina detrás de la titular del FMI, Dujovne precisó que el monto del préstamo se aumentó en 7100 mil millones de dólares y que se incrementarán los desembolsos para lo que resta de este año y 2019. Según detalló el ministro de Hacienda, el incremento para 2018 será de los 6 mil millones originales a 14 mil millones y para 2019 de 12 mil millones a 23 mil millones de dólares.

El segundo acuerdo con el FMI, en menos de tres meses, se transformó en un hecho a fines de agosto tras las corridas que llevaron la cotización del dólar a un máximo histórico de 42 pesos. La corrida se llevó 15 mil millones de dólares, el total del primer tramo del préstamo acordado con el organismo en junio pasado, en un vano intento por frenar la devaluación. Quien estuvo al frente de la intervención en los mercados fue el ex presidente del BCRA Luis “Toto” Caputo, quien renunció ayer en medio del cierre de las negociaciones con el FMI.

Tras la renuncia, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, y el presidente Mauricio Macri insistieron, desde Nueva York, con que la salida del titular del BCRA —a quien había definido como una “de las personas más talentosas del mundo”— no se trataba de una condición puesta por el FMI, disconforme con la intervención en el mercado cambiario. “Sabíamos que cuando se estabilizase la situación, Caputo iba a dejar el cargo porque no tenía vocación de ejercerlo, fue un gesto patriótico”, señaló Macri ayer para bañar de épica el fracaso de Caputo frente a las corridas del mercado.

Página 12


El BCRA intervendrá en el mercado cuando el dólar baje de $34 o supere los $44

El nuevo presidente del Banco Central , Guido Sandleris, informó hoy el nuevo programa de política monetaria, que tendrá como “principal objetivo reducir la inflación “, según él mismo sostuvo.

Al definir el nuevo programa, indicó que la entidad mantendrá una zona de no intervención en el mercado cambiario, y que solo tomará medidas cuando el dólar baje de los $34 o supere los $44.

En el caso de que el tipo de cambio supere el límite máximo, la entidad venderá hasta US$150 millones diarios para abastecer la demanda. En tanto, si el tipo de cambio se apreciara más de los $34, el organismo comprará dólares en el mercado para limitar ese proceso.

La banda de no intervención, a su vez, se ajustará diariamente a una tasa del 3% mensual, por lo menos hasta fin de año, cuando podría ser recalibrada. Eso le serviría para seguir a la inflación y evitar una apreciación del tipo de cambio.

Por otra parte, se comunicó un nuevo esquema para combatir la inflación. Según Sandleris, el esquema anterior de metas de inflación “no dio resultados” por las condiciones económicas de la Argentina y fue descartado, según Sandleris.

Ahora, el Banco Central trabajará sobre un esquema de metas sobre los agregados monetarios, que busca controlar la cantidad de dinero circulando en la economía y un “crecimiento cero” de la base monetaria -comprende los billetes y monedas en poder del público más los depósitos de los bancos en pesos en el BCRA- hasta junio de 2019.

“Los instrumentos de política monetaria deben adaptarse a las circunstancias. Necesitamos un ancla simple y contundente, y en nuestro caso será un control muy estricto sobre control de dinero en la economía”, resumió Sandleris.

La Nación


Mensaje de la CGT al Gobierno: “Sin Plan B o solución, no habrá tregua con el movimiento sindical”

El miembro del triunvirato de la CGT Juan Carlos Schmid celebró el alto nivel de acatamiento al cuarto paro general contra el gobierno de Mauricio Macri y advirtió que si “no hay cambio de rumbo” económico, las protestas continuarán.

“Al mismo tiempo que la cabeza del Poder Ejecutivo está en Estados Unidos, se conoce la renuncia del presidente del Banco Central (Luis Caputo), que demuestra las tensiones en el equipo económico y no hacen más que afirmar que no estamos ante el mejor equipo de los últimos 50 años, sino que estamos enfrentando una crisis monumental, que empezó en el plano económico y se agrava en el plano social”, remarcó el gremialista la inicio de la conferencia de prensa en la central obrera.

“Dicen que no hay alternativas, pero desde acá decimos con humildad y respeto de la instituciones, que si no hay Plan B o solución, tampoco va haber tregua con el movimiento sindical argentino”, señaló.

El triunviro recalcó que a casi tres años de mandato del tridente, se intentó infructuosamente “encontrar soluciones posibles” a través del diálogo, pero que nunca obtuvieron respuestas. “Quisimos tratar de evitar que se sigan provocando despidos en el sector público y privado, y que no se siga perdiendo poder de compra de los salarios”, expresó, pero aclaró que tampoco lo consiguieron.

“Las paritarias se tornan insuficientes a un programa económico que cada vez deteriora más el valor de nuestra moneda. No solo se devalúa la moneda, se ha devaluado la palabra del Poder Ejecutivo, y cualquier expectativa que tengamos de este gobierno, que no hizo otra cosa que construir macana tras macana en el plano económico. Lo que ganamos en la mesa paritaria lo perdemos al otro día en el supermercado”, se quejó desde el Salón Felipe Vallese, del edificio de Azopardo 802.

“La CGT aspira a que haya un cambio en un plan económico que definitivamente ha fracaso, que no va a dar soluciones y está condenado a dar más pobreza, miseria y atraso”, subrayó el dirigente.

Schmid destacó la incorporación a la medida de pequeños comerciantes, vecinos, jubilados, docentes, trabajadores de las economías regionales y aprovechó para enviar un mensaje directo a Mauricio Macri, que este martes regresa al país tras disertar en el ONU. “Le pido al Presidente que recuerde lo que le dijimos cuando nos reunimos al principio de la gestión en Olivos: ‘No se olvide que usted actúa en un país desigual, y ahora estamos peor. Si usted cree que es un buen piloto de tormenta, empuñe fuertemente el timón y empiece a enderezar el navío porque estamos todos arriba del barco y tenemos que llegar al puerto”.

“Deje de escuchar a los hombres formateados por la universidad privada y los consejos que no tienen en cuenta al país vivo, de carne y hueso, y escuche el clamor que se ha visto en las calles del país. Intenten trazar una salida al laberinto en el que está la Argentina, antes de que sea demasiado tarde”, concluyó.

Ámbito Financiero


VOLVER