En qué consiste la reforma fiscal impulsada por el gobierno de Costa Rica que llevó a la huelga nacional

Lea aquí la versión más actualizada del proyecto de reforma fiscal

La versión más actualizada del proyecto de Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, expediente legislativo 20.580, se dio a conocer este jueves en la Asamblea Legislativa y la presidenta del Directorio, Carolina Hidalgo, anunció que lunes y martes próximos los diputados podrán reiterar mociones.

En la última versión del plan fiscal se incluyeron los cambios aprobados por los legisladores, luego de aprobada la moción de texto sustitutivo del Gobierno.

Entre esos cambios, está la reducción del impuesto al valor agregado (IVA) sobre los bienes de la canasta básica, que si bien el Ejecutivo la prefería en un 2% del tributo, luego de un pulso con un diputado liberacionista, se quedó en un 1%.

También, quedaron exonerados del IVA los servicios de educación privada.

El proyecto de ley consta de cinco títulos. El primero, transforma el impuesto general sobre las ventas en impuesto sobre el valor agregado, con una tasa general del 13% para la mayoría de servicios, así como varias tarifas reducidas del 4%, 2% y 1% para otros bienes y servicios.

El segundo título se refiere a las modificaciones de la Ley del Impuesto sobre la Renta, entre ellas la de establecer el cobro de la renta global.

El tercer título se refiere a las modificaciones a la Ley de Salarios de la Administración Pública, donde por ejemplo se crean topes a los salarios de los altos jerarcas del Estado y se contiene el crecimiento en pluses como anualidades y dedicación exclusiva.

En el título cuarto de la iniciativa legal se establecen las responsabilidades legales en situaciones de apremio fiscal, para los jerarcas de la administración, además de que se fijan límites al accionar en tiempos de crisis financiera.

El último título incluye varias disposiciones transitorias, donde establece plazos para la entrada en vigencia de varias de las normas del plan fiscal.

La Nación


Manifestantes se plantan en Casa Presidencial

“¡Ni un paso atrás!”, gritan los manifestantes en las afueras de Casa Presidencial, en oposición al combo fiscal.

Ellos aseguran que son gente honesta y defienden sus derechos de forma pacífica.

Los líderes sindicales presentes en el punto, refuerzan el repudio hacia el proyecto 20.580, ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas.

“Venimos a hacer acto de presencia en Casa Presidencial, aquí está el principal poder de la República, la principal persona que se niega reiteradamente a abrir el diálogo”, manifestó Luis Chavarría, secretario general de la Unión Nacional de Empleados de la Caja y Seguridad Social (Undeca).

Añadió que no se puede dejar de lado la presencia en Zapote. Además, aseguró que muchas personas se suman a los movimientos de forma espontánea en todo el país.

Según Chavarría, el pueblo está indignado por la posición Carlos Alvarado, presidente de la República, al no querer escucharlos.

Los sindicalistas reiteran que este ya no es un movimiento sindical y que va más allá, lo que consideran una huelga con participación de todos los costarricenses.

Para deponer el movimiento, las agrupaciones sindicales insisten en que Alvarado debe abrir la mesa de diálogo multisectorial y los diputados archivar el expediente que se discute actualmente en el Congreso.

Diario Extra


Gobierno anuente a que Iglesia y rectores sean mediadores con sindicatos

El presidente de la República, Carlos Alvarado mostró su anuencia a que la Iglesia Católica y los rectores de universidades públicas, sean mediadores entre el Gobierno y los sindicatos para entablar el diálogo necesario.

Alvarado indicó en conferencia de prensa que ese acercamiento debe de hacerse en un ambiente de paz en beneficio de la ciudadanía costarricense.

En el caso de la Iglesia, fue mediante un comunicado donde mostraron su anuencia para servir en esta labor, mientras los rectores le indicaron este jueves en Casa Presidencial al mandatario su disposición para ser mediadores.

A pesar de esto, Marta Rodríguez representante de Undeca, dijo ayer jueves acompañada de todos los sindicatos, que a pesar de haber recibido una nota de representantes de la Iglesia Católica quienes instaron al diálogo “no conocemos si hay una verdadera posibilidad de que la Iglesia pueda mediar, no obstante, ha sido un actor importante“.

Rodríguez consideró que hay otros sectores que debían de estar en la posible mesa de diálogo como agricultores, campesinos u otros. “Tendríamos que discutir con ellos quién sería el actor que pueda contribuir al diálogo social“.

En cuanto a Patricia Mora, Ministra de la Condición de la Mujer quien marchó este jueves en contra del mismo Poder Ejecutivo por el actuar de la Fuerza Pública en la Universidad de Costa Rica (UCR), así como para mostrar su oposición a esta iniciativa, Alvarado aprovechó para informar que será un canal de comunicación con otros sectores.

“Que sirva de puente y acercamiento con diferentes sectores sociales que tienen observaciones sobre la propuesta fiscal para construir, es decir, que una Ministra de un Gobierno nacional sirva también como puente para llegar a entendimientos y acuerdos”, detalló el jefe de Estado.

El mandatario aprovechó la conferencia para recordar la urgencia de una reforma fiscal que permita recursos nuevos pues de lo contrario, habría afectación, por lo cual aprovechando los festejos patrios, recalcó que la educación y los funcionarios públicos estarían entre la lista de servicios que vería cambios significativos por la ausencia de más dinero.

La huelga cumple hoy su quinto día, donde los sindicatos se concentraron en las afueras de Casa Presidencial y luego se dirigen hacia Cartago. 

CR Hoy


VOLVER