Evo Morales concede amnistia a expresidentes Mesa y Quiroga para que acompañen demanda marítima post fallo de la CIJ

Evo concede amnistía a expresidentes Mesa y Quiroga para que acompañen proceso post La Haya

A cuatro días de que se conozca el fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) sobre la demanda marítima, el presidente Evo Morales anunció que decidió conceder amnistía a los expresidentes Carlos Mesa y Jorge Tuto Quiroga, en el caso de los procesos que enfrentan en la Justicia por los casos Quiborax y Petrocontratos, respectivamente.

Explicó que lo hizo para que ambos exmandatarios puedan afrontar “las nuevas actividades” de “defensa y negociación de nuestro derecho marítimo” en escenario post La Haya.

El gobernante explicó que su determinación se sustenta en la atribución 14 del artículo 172 de la Constitución Política del Estado (CPE) referida a la amnistía presidencial.

“Para encarar el proceso resultante el fallo de La Haya, utilizando los mecanismos constitucionales vigentes, he tomado la decisión de que ningún expresidente, salvo acusaciones de lesa humanidad o genocidio, tengan proceso judiciales pendientes que entorpezcan las nuevas actividades internas y externas de defensa y negociación de nuestro derecho marítimo”, anunció.

“Tomo esta decisión de manera personal, apoyándome en la autoridad legal que la Constitución Política del Estado me confiere y lo hago sin solicitar a los expresidentes beneficios para nada personales, a cambio solo que defiendan a Bolivia y a nuestro pueblo y a nuestro derecho de una salida soberana al océano Pacífico, con todas sus sus energías, con todo su corazón y capacidad intelectual”, agregó.

Quiroga afrontaba el juicio de responsabilidades 1/2015 por el denominado caso Petrocontratos, mientras Mesa enfrenta un proceso de responsabilidades auspiciado por la Procuraduría General del Estado por el caso Quiborax.

Morales destacó que Bolivia está lista para afrontar el nuevo escenario que devendrá después del fallo de Corte Internacional de Justicia (CIJ) donde sentó a Chile para negociar de buena fe un acceso soberano al mar sobre los compromisos asumidos a lo largo de la historia.

“Hermanos bolivianos, debemos estar férreamente unidos por una causa sagrada como es el pronto acceso a una salida soberana al Océano Pacífico”, demandó.

La Razón


Mesa a Evo: Aprecio el gesto, pero no acepto la presunción de culpabilidad

El expresidente Carlos Mesa agradeció el gesto del presidente Evo Morales de aprobar una amnistía para él por el caso Quiborax, sin embargo aclaró que no acepta la presunción de culpabilidad en este caso, pues él se considera acusador de los “verdaderos” responsables de la derrota en el laudo arbitral con la empresa chilena.

“Aprecio el gesto del Presidente. Pero no acepto la presunción de culpabilidad. En el caso Quiborax no solo no tengo responsabilidad alguna, soy yo quien acusa a los verdaderos culpables. Finalmente, el juicio no ha sido siquiera considerado por la ALP”, expresó Mesa a través de su cuenta de Twitter.

Además, indicó que su compromiso con la causa marítima está al margen de cualquier circunstancia, “por dura que sea”. “Lo tuve como presidente, lo tengo ahora y lo tendré siempre”, acotó el exmandatario.

Con la finalidad de que no tengan obstáculo alguno cuando asuman “mayores tareas” por la causa marítima, Morales concedió hoy por la mañana a Mesa y al expresidente Jorge Tuto Quiroga una amnistía en sus respectivos procesos judiciales abiertos por los denominados casos Quiborax y Petrocontratos.

Este año, la Procuraduría abrió un proceso a Mesa por resoluciones contrarias a la Constitución y a las leyes; incumplimiento de deberes y conducta antieconómica con la finalidad de que compense 42 millones de dólares al Estado por la derrota en el laudo arbitral en contra de la empresa chilena Quiborax, por la nacionalización de las concesiones que esta firma tenía en el Salar de Uyuni.

Página Siete


Opositores califican de medida política amnistía a expresidentes

El anunció de amnistía del presidente Evo Morales a los expresidentes Jorge Quiroga y Carlos Mesa fue calificado por los opositores como “ un acto político” y no como una forma de unir a los bolivianos por la causa marítima.

El jefe de Unidad Nacional, Samuel Doria Medina afirmó “desconfió de todo lo que anuncia Evo Morales, porque siempre resulta que es una mentira o tiene alguna trampa”.

Para el líder opositor la acción de Morales solo trata de darle un nuevo aire político, además de hacer caso a las críticas sobre la persecución a los opositores a su régimen mediante el uso de la justicia.

Por su parte el diputado opositor Rafael Quispe afirmó que “ la amnistía a exmandatarios Mesa y Quiroga no corresponde porque fueron acusados de daño económico al Estado y eso no tiene ningún tipo de perdón de acuerdo a la Ley Marcelo Quiroga Santa Cruz”.

Para el diputado opositor antes que una medida para favorecer la negociación con Chile por el tema marítimo es una acción política para limpiarse la cara.

Radio Fides


VOLVER