Uruguay se distancia del grupo Lima frente a las denuncias contra Venezuela

“No estamos dispuestos a hostigar a Venezuela, tampoco a aplaudir lo que sucede”

Esta mañana se realizó un nuevo Consejo de Ministros y luego del encuentro hablaron en conferencia de prensa Pablo Ferreri, subsecretario del Ministerio de Economía, y Ariel Bergamino, subsecretario del Ministerio de Relaciones Exteriores.

Bergamino hizo referencia a la denuncia que Argentina, Colombia, Chile, Paraguay y Perú, integrantes de la Organización de Estados Americanos (OEA) presentaron por crímenes de lesa humanidad cometidos en Venezuela ante la Corte Penal Internacional (CPI).

Cancillería ya había aclarado en las últimas horas que Uruguay no había sido consultado ni había participado en dicha instancia, pero que por eso no se podía decir que se había “abstenido” frente a la denuncia.

Bergamino dijo que en el Consejo de Ministros no estuvo presente el tema, pero quiso hacer una serie de aclaraciones ante la prensa.

Tal como había señalado a El País, el jerarca resaltó que Uruguay no fue invitado a participar de la denuncia, pero que quienes la presentaron tenían “todo el derecho” de hacerlo.

Pero “afirmar, como se ha afirmado, que por esta razón Uruguay tiene una postura cómplice respecto a lo que sucede en Venezuela es un exabrupto”, señaló.

Y agregó: “La postura de Uruguay respecto a Venezuela es firme. Tal vez no sea demasiado espectacular, pero en política hay que gobernar, no exhibirse. Nosotros tratamos de encarar la gestión de gobierno como tal, no como exhibición”.

“Nos duele lo que sucede en Venezuela, no nos gustan algunas cosas que están pasando”, aclaró el vicecanciller. Y enseguida añadió que “no estamos dispuestos a hostigar a Venezuela, ni tampoco a aplaudir lo que allí sucede”.

Bergamino sostuvo que “Uruguay no tiene intermediarios para decir las cosas” y que “critica de frente y elogia por la espalda, cuando “a veces lo más fácil es lo inverso”, dijo.

Consultado sobre qué hubiera pasado si Uruguay hubiera sido invitado a realizar la denuncia, contestó: “No hacemos análisis de ´qué hubiera pasado si…´. En términos de política de gobierno no podemos entrar en ese tipo de análisis. ¿Qué hubiera pasado si nos hubieran consultado? Lo cierto es que hasta ahora no lo hicieron, tampoco con otros países de la OEA”.

Y al escuchar la pregunta de si Uruguay considera que en Venezuela se han cometido crímenes de lesa humanidad, Bergamino respondió: “No estamos en condiciones de responder esa pregunta, si lo tuviéramos claro lo plantearíamos”.

El jerarca aclaró: “Uruguay ni rechaza ni apoya, toma nota de una acción que se llevó adelante sin habernos consultado”.

El País


Denuncia ante la CPI: Uruguay no fue consultado

El Gobierno uruguayo aseguró que no fue consultado por los cinco países sudamericanos que pretenden denunciar a Venezuela ante la Corte Penal Internacional (CPI) por crímenes de lesa humanidad.

“La prensa dice que Uruguay se abstuvo de denunciar a Venezuela ante la Corte Penal Internacional. Falso. Esa decisión fue adoptada por 5 de los 34 miembros de la OEA y Uruguay no fue consultado ni participó de la instancia”, señaló la Cancillería en su cuenta de la red Twitter.

Los cancilleres de Argentina, Colombia, Perú, Chile y Paraguay -integrantes de la Organización de Estados Americanos- informaron que anunciarán oficialmente en el marco de la Asamblea de la ONU en Nueva York el envío de una carta a la fiscalía de la CPI, apoyada de dos informes, en la que pedirán que se investiguen crímenes de lesa humanidad cometidos por el gobierno de Nicolás Maduro.

La oposición uruguaya sostiene que el gobierno de Tabaré Vázquez evitó pronunciarse sobre el tema y se abstuvo.

En otro de tuit la Cancillería subrayó: “Decir que (Uruguay) se abstuvo es tendencioso. En ese caso, otros 28 países (de la OEA) también se abstuvieron. ¿Por qué sólo se menciona a Uruguay?”.

La Fiscalía de la CPI ya comenzó, por iniciativa propia, un examen preliminar a Venezuela el pasado febrero, paso previo a la eventual apertura de una investigación formal.

La denuncia conjunta no abriría automáticamente una investigación plena por parte del tribunal internacional, ya que ese paso depende dela Fiscalía del tribunal, que actúa de manera independiente.

Lo único que cambiaría la activación del artículo 14 es que, si la Fiscalía llegara a la conclusión de que se cumplen los requisitos para iniciar investigaciones formales, podría hacerlo directamente sin pedir autorización a la Sala de Cuestiones Preliminares.

República